WHERE TO:

FE­LI­CES POR SIEM­PRE LA EN­TRE­GA DE UN ANI­LLO DE COM­PRO­MI­SO DE­BE ES­TAR RO­DEA­DA DE MA­GIA Y CA­NA­DÁ ES UN DES­TINO QUE LO HA­CE REALI­DAD.

ELLE (México) - - Especial Bodas - POR VÍC­TOR GAL­VÁN J.

01_ DAR EL “SÍ” A ME­DIO KI­LÓ­ME­TRO DE AL­TU­RA

Pue­de so­nar a cli­ché, pe­ro eso no qui­ta lo ro­mán­ti­co ni lo es­pe­cial. Una pro­pues­ta ma­tri­mo­nial en la CN To­wer es uno de los mo­men­tos más ori­gi­na­les que he­mos pre­sen­cia­do y, con to­da se­gu­ri­dad, es una es­ce­na que se ha re­pe­ti­do año con año des­de que fue inau­gu­ra­da en 1976. Es­ta to­rre de te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes –cu­ya al­tu­ra es de 553 me­tros– es uno de los pun­tos más vi­si­ta­dos de To­ron­to y tie­ne co­mo ma­yor atrac­ti­vo la vis­ta del HTO Park, el Sky­do­me y, si­guien­do el ho­ri­zon­te, la si­lue­ta cen­te­llan­te de la ca­pi­tal de On­ta­rio. Si el ob­je­ti­vo es, ade­más de po­ner las emo­cio­nes a flor de piel, dis­pa­rar los ni­ve­les de adre­na­li­na, sa­car esa ca­ji­ta de Tif­fany & Co. o de Car­tier du­ran­te un vue­lo en he­li­cóp­te­ro so­bre las ca­ta­ra­tas del Niá­ga­ra, es la me­jor op­ción. Gra­cias a Nia­ga­ra He­li­cop­ters po­drás ad­mi­rar su im­po­nen­te fuer­za y ha­cer que ese mo­men­to úni­co que­de gra­ba­do en tu me­mo­ria pa­ra siem­pre. Des­de lue­go, no ol­vi­des to­mar­te la sel­fie que ha­ga ofi­cial el com­pro­mi­so.

02_ EL ROMATICISMO DE QUE­BEC

Si To­ron­to es la ciu­dad ideal pa­ra pe­dir ma­tri­mo­nio, Que­bec se co­ro­na co­mo el es­ce­na­rio per­fec­to pa­ra dar con­ti­nui­dad a la his­to­ria y vi­vir tu lu­na de miel. En in­vierno o en ve­rano, las op­cio­nes que ofre­ce la ciu­dad son ili­mi­ta­das. El Vie­jo Que­bec es­tá lleno de gui­ños a la cul­tu­ra fran­ce­sa, des­de el ho­tel Fair­mont alo­ja­do en el mí­ti­co Châ­teau de Fron­te­nac has­ta el edi­fi­cio del Par­la­men­to. Re­co­rrer la Rue du Pe­tit Cham­plain es una opor­tu­ni­dad pa­ra des­cu­brir res­tau­ran­tes y ca­fés en­can­ta­do­res –Le La­pin Sau­té no te de­cep­cio­na­rá– y tien­das co­mo Pot en Ciel que te en­lo­que­ce­rán con sus va­ji­llas y ar­tícu­los pa­ra tu nue­va ca­sa.

LAS PRO­VIN­CIAS DE ON­TA­RIO Y QUE­BEC OFRE­CEN UNA MEZ­CLA DE HIS­TO­RIA Y ES­PÍ­RI­TU BOHE­MIO.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.