En­sue­ño de ro­sas

TO­NOS PAS­TEL, DE­LI­CA­DAS FLO­RES Y LÍ­NEAS HORIZONTAL­ES COM­PO­NEN ES­TA PRO­PUES­TA PA­RA CREAR UNA HER­MO­SA Y FE­ME­NI­NA HA­BI­TA­CIÓN JU­VE­NIL.

El Imparcial - Espacios GH - - NEWS - POR: BÁRBARA HUIPE | FO­TOS: BÁRBARA HUIPE

HA­BI­TA­CIÓN JU­VE­NIL

Ha­cien­do én­fa­sis en la im­por­tan­cia de los dor­mi­to­rios co­mo es­pa­cios ín­ti­mos pa­ra re­po­ner las ener­gías ca­da día, es­ta pro­pues­ta de di­se­ño in­te­rior pa­ra ha­bi­ta­ción ju­ve­nil fe­me­ni­na, den­tro de la ca­sa mo­de­lo de Al­ta­ria Re­si­den­cial, es un ejem­plo don­de pri­ma el con­fort.

"El di­se­ño es­tá pen­sa­do pa­ra crear un en­torno re­la­jan­te, in­te­gran­do co­lo­res cá­li­dos co­mo ba­se; se en­mar­có la ha­bi­ta­ción con un pa­pel ta­piz pa­ra crear tex­tu­ras, bus­can­do com­bi­nar y ha­cer jue­go con los dis­tin­tos ac­ce­so­rios pen­sa­dos es­tra­té­gi­ca­men­te pa­ra crear un es­pa­cio ar­mó­ni­co, don­de el des­can­so y el buen gus­to van de la mano", ex­pli­có My­riam Miranda Páez.

La ar­qui­tec­ta in­terio­ris­ta de MP Ar­qui­tec­tu­ra In­te­rior se­ña­ló que se pres­tó es­pe­cial aten­ción a la ilu­mi­na­ción: in­te­gra­ron per­sia­nas ti­po "sheer" pa­ra re­gu­lar la can­ti­dad de luz diur­na, y por la no­che se cuen­ta con una lám­pa­ra ti­po can­de­la­bro, que es ade­más un ele­men­to de di­se­ño ele­gan­te y fe­me­nino.

Tex­tu­ras flo­ra­les y ra­ya­das com­ple­men­tan a la per­fec­ción el mo­bi­lia­rio blan­co y mi­ni­ma­lis­ta que se

se­lec­cio­nó; el pa­pel ta­piz con flo­res en gran for­ma­to es una re­afir­ma­ción del ca­rác­ter del pro­yec­to, que re­mi­te a la tran­si­ción de una ni­ña al vol­ver­se una jo­ven­ci­ta. Es­tos mo­ti­vos flo­rea­dos, así co­mo los pa­tro­nes horizontal­es de la col­cha y las per­sia­nas en­cuen­tran su jus­to equi­li­brio con la lim­pie­za de los mu­ros y el mo­bi­lia­rio de lí­neas dis­cre­tas.

Co­mo se tra­ta de una ha­bi­ta­ción de área re­du­ci­da, el apro­ve­cha­mien­to del es­pa­cio fue cru­cial en es­te pro­yec­to: de ahí que se in­te­gre al mue­ble del cló­set un pe­que­ño to­ca­dor con un am­plio es­pe­jo, que da con­ti­nui­dad al pa­pel ta­piz. De es­ta ma­ne­ra, se ex­tien­de vi­sual­men­te ese mu­ro y le brin­da a la usua­ria un lu­gar muy es­pe­cial pa­ra su de­li­ca­do arre­glo per­so­nal. "Ca­da es­pa­cio pue­de ser agra­da­ble y fun­cio­nal, pe­ro es ne­ce­sa­rio en­ten­der la ne­ce­si­dad del mis­mo pa­ra po­der te­ner un re­sul­ta­do óp­ti­mo, don­de los es­pa­cios se re­fle­jan a tra­vés de nues­tros di­se­ños", fi­na­li­zó la es­pe­cia­lis­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.