El rol del CFO evo­lu­cio­na co­mo pie­za de apo­yo pa­ra el CEO.

En Mé­xi­co, ocho mu­je­res ocu­pan el car­go de CFO en las em­pre­sas que co­ti­zan en bol­sa. ¿Lle­ga­rán a la po­si­ción de di­rec­ción ge­ne­ral?

Expansion (México) - - CONTENIDO - POR: An­gé­li­ca Pineda

Ol­ga Gon­zá­lez se con­vir­tió en la pri­me­ra di­rec­to­ra fi­nan­cie­ra de Wal­mart Mé­xi­co y Cen­troa­mé­ri­ca, en ma­yo de 2017, con una mi­sión: ayu­dar a que la ca­de­na de re­tail du­pli­que el nú­me­ro de tien­das con las que cuen­ta, pa­ra lle­gar has­ta las 6,000 en el año 2026. Con su de­sig­na­ción, Gon­zá­lez tam­bién se su­mó al re­du­ci­do gru­po de mu­je­res di­rec­to­ras fi­nan­cie­ras (CFO, por su si­glas en in­glés) que con­tro­lan el di­ne­ro de las gran­des em­pre­sas del país, un pues­to cla­ve que las co­lo­ca co­mo mano de­re­cha del CEO. La la­bor del CFO ha evo­lu­cio­na­do. Su tra­ba­jo no só­lo se cen­tra en lo­grar un gas­to más efi­cien­te. Su fun­ción es cla­ve pa­ra

pro­veer al di­rec­tor ge­ne­ral de in­for­ma­ción pa­ra en­fren­tar la dis­rup­ción en su sec­tor e im­pul­sar el cre­ci­mien­to de la com­pa­ñía. De ahí que es­ta po­si­ción se es­té per­fi­lan­do co­mo una de las op­cio­nes prin­ci­pa­les cuan­do una em­pre­sa en­fren­ta la tran­si­ción ha­cia un nue­vo CEO y busca, pa­ra ello, ta­len­to den­tro de la pro­pia com­pa­ñía. Se­gún el es­tu­dio ‘Com­pe­ten­cias del Top Ma­na­ge­ment Me­xi­cano 2017 #DNA­CEO’, pu­bli­ca­do por la fir­ma de re­clu­ta­mien­to eje­cu­ti­vo Hays el año pa­sa­do, las po­si­cio­nes prin­ci­pa­les que as­cien­den a di­rec­tor ge­ne­ral son las de Ven­tas y Co­mer­cio, y Ope­ra­cio­nes. El in­for­me apun­ta que 31% de los CEO en­cues­ta­dos ve­nían de li­de­rar el área de fi­nan­zas. Sin em­bar­go, el co­no­ci­mien­to de los números y las ope­ra­cio­nes de la em­pre­sa lo co­lo­can co­mo un su­ce­sor na­tu­ral, apun­ta el do­cu­men­to ‘Aso­cián­do­se pa­ra el desempe­ño Par­te 5: el CFO y el di­rec­tor eje­cu­ti­vo’, de la con­sul­to­ra EY. La am­bi­ción la tie­nen. Sie­te de ca­da 10 CFO as­pi­ran a di­ri­gir una em­pre­sa, ya sea en la que tra­ba­ja o en al­gu­na otra, des­ta­ca la con­sul­to­ra KPGM en el aná­li­sis ‘View from the Top: có­mo eva­lúan los CEO a sus CFO’. “Al te­ner vi­si­bi­li­dad, ac­ce­so a in­for­ma­ción fun­da­men­tal y a las re­des de con­tac­to ade­cua­das es mu­cho más pro­ba­ble que eso su­ce­da”, in­di­ca Abril Ro­drí­guez, so­cia de Im­pues­tos In­ter­na­cio­na­les y lí­der de Di­ver­si­dad e In­clu­sión La­ti­noa­mé­ri­ca Nor­te de la con­sul­to­ra EY. Así fue la su­ce­sión en em­pre­sas co­mo la tec­no­ló­gi­ca Ora­cle o Du­ke Energy Corp, en Es­ta­dos Uni­dos, que es­tán di­ri­gi­das por Sa­fra Catz y Lynn L. Good, res­pec­ti­va­men­te. Am­bas eran di­rec­to­ras de Fi­nan­zas an­tes de sal­tar a la di­rec­ción ge­ne­ral. En Mé­xi­co, Mag­da Ló­pez en­ca­be­za la au­to­mo­triz Re­nault des­de agos­to pa­sa­do, tras pa­sar por las áreas de Fi­nan­zas y Ven­tas. Eso sí, que las di­rec­to­ras fi­nan­cie­ras se con­vier­tan en CEO de­pen­de­rá de múl­ti­ples fac­to­res, agre­ga. En­tre ellos, la am­bi­ción que ten­gan y que la com­pa­ñía es­té dis­pues­ta a ver co­mo una opor­tu­ni­dad apos­tar por el ta­len­to fe­me­nino.

APUES­TA FE­ME­NI­NA

Da­tos de la con­sul­to­ra Mc­kin­sey in­di­can que las em­pre­sas con di­ver­si­dad de gé­ne­ro tie­nen 15% más pro­ba­bi­li­da­des de te­ner re­tor­nos fi­nan­cie­ros por en­ci­ma del pro­me­dio en su in­dus­tria. A es­to se su­ma que las di­rec­to­ras fi­nan­cie­ras son me­nos pro­pen­sas a eva­dir im­pues­tos que sus con­tra­par­tes mas­cu­li­nos, se­gún una in­ves­ti­ga­ción de la Es­cue­la de Ne­go­cios de la Uni­ver­si­dad Wa­ke Fo­rest, ela­bo­ra­da en 2015. Pe­se a ello, exis­ten pre­jui­cios que fre­nan ese avan­ce en las em­pre­sas. “Per­sis­ten ses­gos que in­hi­ben que las mu­je­res pue­dan su­bir en po­si­cio­nes de li­de­raz­go, a pe­sar de te­ner to­das las ca­pa­ci­da­des”, sos­tie­ne la ana­lis­ta de EY. De he­cho, la fun­ción fi­nan­cie­ra si­gue sien­do un rol pre­do­mi­nan­te­men­te mas­cu­lino. En 2016, las mu­je­res CFO re­pre­sen­ta­ban 12.5% del to­tal de eje­cu­ti­vos en gran­des em­pre­sas, so­bre to­do, de con­su­mo y de tec­no­lo­gía, de acuer­do con el Ín­di­ce Spen­cer Stuart For­tu­ne 500 CFO. Y el nú­me­ro de mu­je­res en ese pues­to só­lo au­men­tó de 58, en 2014, a 61 en 2016, se­gún di­cho ín­di­ce. En el país, las di­rec­to­ras fi­nan­cie­ras en em­pre­sas lis­ta­das en la Bol­sa Me­xi­ca­na de Va­lo­res pa­sa­ron de ser sie­te, en 2015, a ocho es­te año. Una de ellas es Ma­ría Ele­na Ro­drí­guez, CFO de la ae­ro­lí­nea me­xi­ca­na Vo­la­ris, en la que ca­si la mi­tad de sus co­la­bo­ra­do­res, 2,104 de 4,752, son mu­je­res. “Aquí to­do es me­ri­to­cra­cia y es un en­fo­que que com­par­ten los con­se­je­ros. Hay que tra­ba­jar

PER­SIS­TEN SES­GOS QUE IN­HI­BEN QUE LAS MU­JE­RES PUE­DAN SU­BIR EN PO­SI­CIO­NES DE LI­DE­RAZ­GO, A PE­SAR DE TE­NER TO­DAS LAS CA­PA­CI­DA­DES. Abril Ro­drí­guez, so­cia de la con­sul­to­ra EY

pa­ra ello y en su mo­men­to se ve­rá”, con­si­de­ra so­bre la po­si­bi­li­dad de se­guir es­ca­lan­do en la je­rar­quía. Ol­ga Gon­zá­lez no des­car­ta tam­po­co esa po­si­bi­li­dad, aun­que, por aho­ra, con­cen­tra sus es­fuer­zos en los re­tos de la com­pa­ñía. “La pro­ba­bi­li­dad siem­pre es­tá pre­sen­te. Si va a su­ce­der en Mé­xi­co o en otra par­te, no lo sé. Hay mu­chas co­sas que ma­te­ria­li­zar an­tes de pen­sar en ello”, fi­na­li­za.

DES­PLE­GAR ALAS. Ma­ría Ele­na Ro­drí­guez es la úni­ca di­rec­to­ra fi­nan­cie­ra de la in­dus­tria aé­rea en Mé­xi­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.