Co­no­ce las cua­tro cla­ves del ETF Smart Be­ta.

Smart Be­ta es una es­tra­te­gia de in­ver­sión ca­da vez más usa­da, pues los ETF for­ma­dos ba­jo es­ta tác­ti­ca ofre­cen ma­yo­res ren­di­mien­tos.

Expansion (México) - - CONTENIDO - POR: Luz Ele­na Mar­cos

El san­to grial en el mun­do de las in­ver­sio­nes es un ins­tru­men­to que ofrez­ca gran­des ren­di­mien­tos, pe­ro con un mí­ni­mo ries­go. En la bús­que­da de es­te ideal na­ció Smart Be­ta, una es­tra­te­gia usa­da en el sec­tor de los ex­chan­ged-tra­ded funds (ETF).

Es­ta es­tra­te­gia la uti­li­zan los ad­mi­nis­tra­do­res pa­ra ar­mar los ETF que, pos­te­rior­men­te, ofre­ce­rán a los in­ver­sio­nis­tas. “Sir­ve pa­ra que los in­ver­sio­nis­tas que no quie­ran es­tar in­vo­lu­cra­dos en el ma­ne­jo de su di­ne­ro pue­dan es­tar en el mer­ca­do siem­pre y cuan­do ha­ya al­guien que los es­té pro­te­gien­do”, ex­pli­ca Luis Ga­ri­nian, fun­da­dor de Pe­sos & Se­sos Aca­de­mia de Fi­nan­zas.

Los ETF son co­no­ci­dos por ser de ges­tión pa­si­va, es de­cir, re­pli­can el mo­vi­mien­to de un ín­di­ce de una for­ma sim­ple. Con el Smart Be­ta se ha­ce una com­bi­na­ción con la ges­tión ac­ti­va: en lu­gar de que el pe­so de ca­da emi­so­ra se ba­se en su va­lor de ca­pi­ta­li­za­ción, co­mo en el ín­di­ce, se ha­ce un cam­bio en la pon­de­ra­ción y las em­pre­sas que pre­sen­tan un me­jor com­por­ta­mien­to van ad­qui­rien­do un pe­so ca­da vez ma­yor.

Sil­via Kit­che­ner, di­rec­to­ra de Ren­ta Va­ria­ble en Amé­ri­ca La­ti­na del S&P Dow Jo­nes In­di­ces, con­si­de­ra que es un pro­duc­to pa­ra per­so­nas que quie­ren ha­cer in­ver­sio­nes es­tra­té­gi­cas o tác­ti­cas. “En los úl­ti­mos años, la in­ver­sión en Smart Be­ta se ha con­ver­ti­do en al­go muy po­pu­lar, par­ti­cu­lar­men­te, por­que los han he­cho muy ac­ce­si­bles, fá­ci­les de en­ten­der y de re­pli­car. Es al­go ideal pa­ra mer­ca­dos desa­rro­lla­dos”, co­men­ta.

Con 10 años en el mer­ca­do, los ETF Smart Be­ta son con­si­de­ra­dos jó­ve­nes en Mé­xi­co. BBVA Ban­co­mer fue el pio­ne­ro en el mer­ca­do me­xi­cano con el Mex­trac, es­te ETF re­pli­ca el IPC, el prin­ci­pal ín­di­ce de la Bol­sa Me­xi­ca­na de Va­lo­res (BMV), y de la mues­tra de 35 emisoras que lo con­for­man se­lec­cio­na las 20 más bur­sá­ti­les y con ma­yor ta­sa de di­vi­den­dos de los úl­ti­mos cin­co años, lo que otor­ga ren­di­mien­tos his­tó­ri­cos muy atrac­ti­vos, com­pa­ra­dos con los ín­di­ces tra­di­cio­na­les.

Des­de que lle­gó al mer­ca­do me­xi­cano, en 2009, los ren­di­mien­tos del Mex­trac han au­men­ta­do 104%; mien­tras que el Naf­trac, el ETF que re­pli­ca tal cual el com­por­ta­mien­to del IPC, ha subido 35%, de acuer­do con da­tos de Bloom­berg.

Ra­fael Ca­ma­cho, ana­lis­ta bur­sá­til de Ve por Más, con­si­de­ra que su atrac­ti­vo de­pen­de de cuál es el pro­pó­si­to y el per­fil del in­ver­sio­nis­ta. “Si soy un con­ser­va­dor que me gus­tan los di­vi­den­dos, pues se­gu­ro eli­jo un ETF que tie­ne es­tas ca­rac­te­rís­ti­cas y el Smart Be­ta de di­vi­den­dos va a ser lo más ade­cua­do pa­ra mí, en com­pa­ra­ción al de cre­ci­mien­to”, ase­gu­ra.

Al igual que en otros ins­tru­men­tos, to­do de­pen­de de lo que se es­té bus­can­do. En­tre las es­tra­te­gias más co­mu­nes es­tán la de mí­ni­ma vo­la­ti­li­dad, la de dividendo y la mul­ti­fac­to­ring, que es en la que se pon­de­ran uno o va­rios as­pec­tos pa­ra me­jo­rar la ren­ta­bi­li­dad y dis­mi­nuir el ries­go.

Es­ta es­tra­te­gia va ga­nan­do ca­da vez más adep­tos. De acuer­do con la con­sul­to­ra ETFGI, en enero de 2019, ya su­ma­ban 1,322 ETF Smart Be­ta, lo que re­pre­sen­ta cer­ca de 20% del to­tal de ETF en el mun­do. Pa­ra Ga­ri­nian, re­pre­sen­tan un ries­go pa­ra al­gu­nos ad­mi­nis­tra­do­res de fon­dos, que van a te­ner que rein­ven­tar­se si quie­ren ser com­pe­ti­ti­vos en el mer­ca­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.