LA PE­LO­TA ES­TA EN EL FON­DO

Tels­tar 18, de Adi­das, es el nom­bre del ba­lón ofi­cial del Mun­dial. Una pe­lo­ta mo­der­na, ca­paz de en­viar in­for­ma­ción a un smartp­ho­ne, pe­ro di­se­ña­da con nos­tal­gia.

Life and Style (México) - - PLAY / DEPORTES -

Si el fut­bol ac­tual es tan di­fe­ren­te al que se ju­ga­ba ha­ce tres dé­ca­das se de­be, en gran me­di­da, a las ca­rac­te­rís­ti­cas in­no­va­do­ras del ju­gue­te im­pres­cin­di­ble: el ba­lón.

Y es que po­de­mos ar­mar una cancha so­bre cual­quier te­rreno; dos ar­te­fac­tos aje­nos al de­por­te pue­den fun­gir co­mo pos­tes pa­ra crear una por­te­ría, se pue­de ano­tar, dri­blar y mar­car sin ta­cho­nes, sin es­pi­ni­lle­ras ni me­dias lar­gas. Pe­ro si no hay ba­lón, el fut­bol no exis­te.

Es ver­dad que los es­fé­ri­cos im­ple­men­ta­dos en el ám­bi­to pro­fe­sio­nal de­ben cum­plir nor­mas es­pe­cí­fi­cas im­pues­tas por los or­ga­nis­mos com­pe­ten­tes, pe­ro eso no los con­vier­te en igua­les, sino que es­ti­mu­la la crea­ti­vi­dad de los pro­duc­to­res y au­men­ta las po­si­bi­li­da­des en la crea­ción de es­te ar­te­fac­to. El Tels­tar 18, crea­do por Adi­das, es la mues­tra per­fec­ta: la pe­lo­ta ofi­cial con la que 32 se­lec­cio­nes dispu­tarán el Mun­dial de Ru­sia, es una su­til y equi­li­bra­da mez­cla en­tre la re­mem­bran­za del fut­bol de an­ta­ño y el ini­cio de una nue­va era pa­ra la ma­te­ria pri­ma de los fut­bo­lis­tas, lo cual se tra­du­ce en un fut­bol in­no­va­dor. No ol­vi­da sus raí­ces, pe­ro avan­za en pa­ra­le­lo con las ten­den­cias tec­no­ló­gi­cas.

Re­pa­sar la his­to­ria mun­dia­lis­ta es vi­tal pa­ra en­ten­der la influencia que los de­ta­lles de un es­fé­ri­co pue­den apor­tar al jue­go. Pa­ra Su­dá­fri­ca 2010, por ejem­plo, Adi­das con­fec­cio­nó el Ja­bu­la­ni, un ba­lón tan rá­pi­do co­mo cri­ti­ca­do; su im­pre­de­ci­ble re­co­rri­do en el ai­re, su com­po­si­ción con ocho ga­jos (en lu­gar de los usua­les 14) y la ca­ren­cia de cos­tu­ras pro­vo­có mu­cha in­quie­tud en los guar­da­me­tas par­ti­ci­pan­tes, pe­ro cum­plía con los li­nea­mien­tos ofi­cia­les, así que la FIFA no mo­di­fi­có na­da en el di­se­ño del es­fé­ri­co sud­afri­cano.

El pri­mer Mun­dial al­ber­ga­do por Mé­xi­co, la edi­ción de 1970, significó tam­bién el pri­mer víncu­lo en­tre Adi­das y la FIFA. Aque­lla jus­ta es­tu­vo mar­ca­da por la im­ple­men­ta­ción de un ba­lón es­pe­cia­li­za­do en la dis­ci­pli­na del fut­bol aso­cia­ción, por vez pri­me­ra he­cho sin cue­ro. Fue el pri­mer es­fé­ri­co de­co­ra­do con pa­ne­les ne­gros y blan­cos, un pa­trón crea­do pa­ra so­bre­sa­lir en las pan­ta­llas en blan­co y ne­gro de la épo­ca. Aquel fue bau­ti­za­do co­mo Tels­tar, un nom­bre de­ri­va­do del sa­té­li­te ho­mó­ni­mo pues­to en ór­bi­ta du­ran­te la dé­ca­da de los 60, pa­ra trian­gu­lar trans­mi­sio­nes te­le­vi­si­vas. El her­mano me­nor de es­ta crea­ción, el Tels­tar 18 es, ade­más de un ho­me­na­je, una reivin­di­ca­ción, otro cam­bio de pa­ra­dig­ma en las pe­lo­tas del fut­bol pro­fe­sio­nal. Fue pre­sen­ta­do a fi­na­les de no­viem­bre de 2017 por Lio­nel Mes­si, un fut­bo­lis­ta que pa­re­ce ex­traer su ta­len­to de al­gún si­tio fue­ra de los lí­mi­tes te­rres­tres, por lo que no re­sul­ta ra­ro que el ba­lón con el que se dispu­tará el par­ti­do inau­gu­ral de la jus­ta (Ru­sia vs Ara­bia, el 14 de ju­nio) pro­ce­de­rá del es­pa­cio ex­te­rior. Sí, el ba­lón de­sig­na­do pa­ra es­te jue­go des­cen­de­rá de la Es­ta­ción Es­pa­cial In­ter­na­cio­nal (ISS), ubi­ca­da a 400 ki­ló­me­tros de la Tie­rra, en don­de re­bo­ta des­de fe­bre­ro, cuan­do via­jó al la­do del cos­mo­nau­ta ru­so Oleg Ar­te­miev.

¿DE­TA­LLES? El Tels­tar 18 pe­sa en­tre 400 y 450 gra­mos, el mar­gen es­ta­ble­ci­do por la fifa. Es­tá for­ma­do por seis pa­ne­les de bor­des lar­gos, pe­ra una me­jor es­ta­bi­li­dad en el ai­re.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.