To q u e s nór­di­cos

El lu­gar que es­co­jas para vi­vir de­be brin­dar­te un sen­ti­mien­to de paz y cal­ma to­tal, pues el día a día puede re­sul­tar es­tre­san­te y muy in­ten­so, por lo que po­der re­la­jar­te en tu ca­sa es cru­cial.

Marie Claire (México) - - Estilo Vida De - POR FLO­REN­CIA LÓPEZ FRE­TES

ste de­par­ta­men­to ubi­ca­do en Mel­bour­ne, Aus­tra­lia, crea­do y di­se­ña­do por el des­pa­cho de ar­qui­tec­tos de Ro­bert Mills, con­ju­ga una se­rie de ele­men­tos co­mo son co­lo­res, tex­tu­ras y ma­te­ria­les para lo­grar la ar­mo­nía per­fec­ta en­tre el di­se­ño y su en­torno, de tal for­ma que el am­bien­te sea uno to­tal­men­te có­mo­do y aco­ge­dor. “Siem­pre tra­to de que el di­se­ño res­pon­da y ten­ga con­cor­dan­cia con los ele­men­tos que lo ro­dean y que in­ter­ac­túe con el pai­sa­je al que per­te­ne­ce, en lu­gar de que sea una en­ti­dad se­pa­ra­da”, co­men­ta el ar­qui­tec­to y di­se­ña­dor Ro­bert Mills. La fi­na­li­dad de es­te de­par­ta­men­to no es crear fuer­tes con­tras­tes, sino por el con­tra­rio, lo­grar que los co­lo­res com­bi­nen y se com­ple­men­ten en­tre sí; con una pa­le­ta sim­ple que se ba­sa en el gris, azul ma­rino, negro y blan­co. “Es su­per­im­por­tan­te se­lec­cio­nar un lu­gar que com­ple­men­te tu es­ti­lo de vi­da y per­so­na­li­dad, en vez de so­fo­car­la. No ne­ce­sa­ria­men­te se tra­ta de có­mo se ve un lu­gar, sino de có­mo te sien­tes en ese am­bien­te”, di­ce Mills. Es­tas to­na­li­da­des son idea­les para en­con­trar ese happy pla­ce, un es­con­di­te y un es­ca­pe del rui­do don­de el es­trés y la lo­cu­ra de la ciu­dad sea en lo úl­ti­mo que pien­ses, lo­gran­do

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.