Des­cu­bre lo que la ca­feí­na ha­ce en ti y sá­ca­le el má­xi­mo par­ti­do.

Va­mos a res­pon­der to­das tus dudas so­bre el com­pues­to que te ayu­da a le­van­tar­te por la ma­ña­na, avan­zar en tus pen­dien­tes y tra­ba­jar has­ta la ma­dru­ga­da.

Men's Health (México) - - CONTENTS - Por Jerilyn Covert

TU CUER­PO CUAN­DO TO­MAS UNA TA­ZA DE CA­FÉ

CE­RE­BRO Te sien­tes des­pier­to y aler­ta. La ca­feí­na se pe­ga a los re­cep­to­res en las cé­lu­las del ce­re­bro, blo­quean­do el efec­to in­duc­tor del sue­ño de la ade­no­si­na y ace­le­ran­do la ac­ti­vi­dad neu­ro­nal. Pe­ro no sus­ti­tu­ye el sue­ño.

NER­VIOS Si eres sen­si­ble a la ca­feí­na, és­ta te pro­vo­ca ner­vio­sis­mo. La ca­feí­na dis­pa­ra la pro­duc­ción de la hor­mo­na que ayu­da a pe­lear o huir, la adre­na­li­na.

ME­TA­BO­LIS­MO La ca­feí­na res­trin­ge la ac­ti­vi­dad de una en­zi­ma que fre­na la pro­duc­ción de ca­lor. Co­mo re­sul­ta­do, tu cuer­po pro­du­ce más ca­lor, lo cual te ayu­da a que­mar más ca­lo­rías.

CA­BE­ZA El ca­fé pue­de for­ta­le­cer el efec­to de al­gu­nos re­me­dios pa­ra el do­lor de ca­be­za. La ca­feí­na fa­vo­re­ce su ab­sor­ción y ayu­da a con­traer los va­sos san­guí­neos, los cua­les se en­san­chan tem­po­ral­men­te cuan­do tie­nes mi­gra­ña.

PIER­NAS La gen­te que par­ti­ci­pó en un es­tu­dio aus­tra­liano y a la que se dio ca­feí­na jun­to con ami­noá­ci­dos esen­cia­les (EAAS, por sus si­glas en in­glés) re­por­tó sen­tir­se me­nos fa­ti­ga­da lue­go de ha­cer sprints que a quie­nes só­lo se die­ron EAAS.

PRE­SIÓN Al blo­quear la ade­no­si­na, la ca­feí­na pue­de evi­tar que tus ar­te­rias se en­san­chen; el re­sul­ta­do es un au­men­to le­ve (pe­ro no ne­ce­sa­ria­men­te da­ñino) de la pre­sión san­guí­nea.

CO­LON La ca­feí­na es­ti­mu­la el trac­to gas­tro­in­tes­ti­nal, ayu­dán­do­te a ha­cer del ba­ño. Tam­bién li­be­ra áci­dos bi­lia­res en el in­tes­tino, con lo cual pro­du­ce un efec­to la­xan­te, es por eso que pue­de dar­te ga­nas de ir al ba­ño con ur­gen­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.