ADIÓS JU­LEN, HO­LA SO­LA­RI

El en­tre­na­dor es­pa­ñol du­ró po­co más de cua­tro me­ses en el ban­qui­llo del Ma­drid, pe­ro el clá­si­co pre­ci­pi­tó su ce­se; los me­ren­gues ten­drán téc­ni­co in­te­ri­no

Milenio León - La Aficion Leon - - Futbol - Es­pa­ña FO­TOS: AFP

Se veía ve­nir por la for­ma có­mo el equi­po me­ren­gue es­ta­ba ju­gan­do, las vo­ces eran ca­da vez más fuer­tes y ayer, tras un fra­ca­so ro­tun­do es ofi­cial: Ju­len Lo­pe­te­gui ya no se­rá el di­rec­tor téc­ni­co del Real Ma­drid.

El Ma­drid tam­bién in­for­mó que, a par­tir de hoy, San­tia­go So­la­ri di­ri­gi­rá al equi­po por tiem­po pro­vi­sio­nal. Tras la sa­li­da de Zi­ne­di­ne Zi­da­ne, Lo­pe­te­gui fue anun­cia­do co­mo di­rec­tor del Real Ma­drid el 12 de ju­nio de es­te año pa­ra la tem­po­ra­da 2018/2019, de­jan­do la di­rec­ción de la se­lec­ción es­pa­ño­la en pleno Mun­dial.

El pri­mer par­ti­do di­ri­gien­do al Ma­drid fue una de­cep­ción pa­ra Lo­pe­te­gui, ya que ca­yó 2-1 en con­tra del Man­ches­ter Uni­ted, a es­to le si­guie­ron dos vic­to­rias, una con­tra la Ju­ven­tus y la otra con­tra la Ro­ma. La pri­me­ra prue­ba pa­ra el es­pa­ñol fue en la Fi­nal de la Su­per­co­pa de Eu­ro­pa, en la que per­die­ron 2-4 con el Atlé­ti­co de Ma­drid, ese fue su pri­mer gran fra­ca­so.

En Li­ga em­pe­zó con el pie de­re­cho, con una vic­to­ria an­te Ge­ta­fe, una goliza al Gi­ro­na y al Le­ga­nés, un em­pa­te con el Ath­le­tic de Bil­bao y una vic­to­ria an­te el Es­pan­yol le da­ban a Lo­pe­te­gui con­fian­za y ar­mas pa­ra se­guir muy bien po­si­cio­na­do en la com­pe­ten­cia, pe­ro la in­cer­ti­dum­bre em­pe­zó en la sex­ta jor­na­da con la de­rro­ta del equi­po me­ren­gue; des­pués de 5 jor­na­das ha lo­gra­do un so­lo pun­to. Es­to los ubi­ca en la no­ve­na po­si­ción con 14 uni­da­des.

El do­min­go se lle­vó a ca­bo el clá­si­co en­tre Bar­ce­lo­na y Real Ma­drid, en el que los blau­gra­nas go­lea­ron 5-1 al equi­po me­ren­gue; go­lea­da pa­ra la his­to­ria de los clá­si­cos por el sor­pren­den­te re­sul­ta­do y por la fal­ta de res­pues­ta del Ma­drid du­ran­te el jue­go y por­que te­nía un par de años que no se veía un re­sul­ta­do de ese ta­ma­ño.

Tam­bién se es­pe­cu­la­ba que la sa­li­da de Cris­tiano Ro­nal­do ha­bía te­ni­do mu­cho que ver en la cri­sis por la que es­tá pa­san­do el equi­po, la reali­dad es que sí, era pie­za cla­ve pa­ra el Ma­drid y, por su­pues­to, que la sa­li­da de un ju­ga­dor de la ta­lla del por­tu­gués le cau­só un des­ba­lan­ce al equi­po. Sin em­bar­go, re­cor­de­mos que

CR7 no era to­do el equi­po; el Ma­drid cuen­ta con una de las me­jo­res plan­ti­llas del mun­do, así que no, Cris­tiano no cau­só del to­do es­ta cri­sis.

La sa­li­da de Zi­ne­di­ne Zi­da­ne tam­bién se pen­sa­ba que es fac­tor, la ver­dad es que el equi­po me­ren­gue ya se ha­bía acos­tum­bra­do al mo­do de jue­go pro­pues­to por el fran­cés y se ha­bían aco­mo­da­do bas­tan­te bien. La reali­dad es que es un po­co de to­do, per­der a su me­jor ju­ga­dor, que les qui­ta­ron a su téc­ni­co y los des­acos­tum­bra­ron al mo­do de jue­go en el que se aco­mo­da­ban y que Lo­pe­te­gui no se pu­do aco­mo­dar con el equi­po.

En el co­mu­ni­ca­do en el que el club hi­zo ofi­cial la sa­li­da de Lo­pe­te­gui, acla­ró que “exis­te una gran des­pro­por­ción en­tre la ca­li­dad de la plan­ti­lla del Real Ma­drid, que cuen­ta con 8 ju­ga­do­res no­mi­na­dos al pró­xi­mo Ba­lón de Oro, al­go sin pre­ce­den­tes en la his­to­ria del club, y los re­sul­ta­dos ob­te­ni­dos has­ta la fe­cha”; es­ta es la prin­ci­pal preo­cu­pa­ción me­ren­gue, por­que nun­ca ha­bían te­ni­do unos re­sul­ta­dos tan ne­ga­ti­vos con una plan­ti­lla tan bue­na. El Ma­drid, ade­más, agra­de­ció a Lo­pe­te­gui, así co­mo a su equi­po de tra­ba­jo por to­do el es­fuer­zo y de­di­ca­ción.

LLE­GA SO­LA­RI

La di­rec­ti­va de­ci­dió que el ar­gen­tino San­tia­go Her­nán So­la­ri (ex ju­ga­dor del Atlan­te en­tre 2009 y 2010) se ha­ga car­go del plantel; re­cor­de­mos que Zi­zou em­pe­zó a ser téc­ni­co del Real Ma­drid por la mis­ma vía, así que si el In­die­ci­to ha­ce un buen pa­pel po­dría has­ta com­pe­tir por pro­lon­gar su es­tan­cia en ese ban­qui­llo.

So­la­ri (ju­gó con el Ma­drid en­tre 2000 y 2005) tie­ne fa­ma de ser cer­cano a los ju­ga­do­res y dia­lo­gan­te con los mis­mos, vir­tu­des que le ven­drían bien a una plan­ti­lla tan gol­pea­da; debutará ma­ña­na an­te el Me­li­lla en la Co­pa del Rey.

AGRA­DE­CI­MIEN­TO

En un men­sa­je a tra­vés de EFE, Lo­pe­te­gui di­jo: “Tras la de­ci­sión adop­ta­da por la jun­ta di­rec­ti­va del Real Ma­drid, quie­ro agra­de­cer al club la opor­tu­ni­dad que me brin­dó”, y dio “las gra­cias a los ju­ga­do­res por su es­fuer­zo y tra­ba­jo, así co­mo a to­dos y ca­da uno de los em­plea­dos del club, por su buen tra­to du­ran­te es­te tiem­po. Y, por su­pues­to, mi gra­ti­tud a la afi­ción por su alien­to”.

Gra­cias a los ju­ga­do­res por su es­fuer­zo y tra­ba­jo, así co­mo a to­dos y ca­da uno de los em­plea­dos del club” JU­LEN LO­PE­TE­GUI Ex DT del Real Ma­drid

San­tia­go So­la­ri, nom­bra­do el re­le­vo de Ju­len Lo­pe­te­gui

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.