TRUMP PO­NE EN JUE­GO EL CRE­CI­MIEN­TO ECO­NÓ­MI­CO MUNDIAL

Res­pon­de a una vi­sión muy po­bre, ali­men­ta­da por sus ase­so­res.

Milenio - Mercados Milenio - - NEWS - MA­NUEL SO­MO­ZA

La me­mo­ria es cor­ta, so­bre to­do en aque­llos que no leen, no ana­li­zan y so­lo es­cu­chan a los que les van a de­cir lo que quie­ren oír. Tal es el ca­so del ac­tual pre­si­den­te de la na­ción más po­de­ro­sa del mun­do.

A es­te per­so­na­je na­die le ha con­ta­do que la Gran De­pre­sión que su­frió su país y el mun­do entero ha­ce cien años, fue pro­duc­to de una ola de pro­tec­cio­nis­mo exa­cer­ba­do que tra­jo co­mo con­se­cuen­cia que las po­ten­cias de aquel en­ton­ces ce­rra­ran sus fron­te­ras pen­san­do que así se pro­te­ge­rían de los de­más. Na­da más equi­vo­ca­do. El re­sul­ta­do fue que se ais­la­ron, se vol­vie­ron me­nos pro­duc­ti­vos; lo que pro­du­cían era de ma­la ca­li­dad y al­to pre­cio. El cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co se de­tu­vo y lo mis­mo su­ce­dió con la crea­ción de em­pleos. Al fi­nal se creó un círcu­lo vi­cio­so de des­em­pleo, in­fla­ción, pobreza ge­ne­ra­li­za­da y fal­ta de opor­tu­ni­da­des pa­ra la po­bla­ción más ne­ce­si­ta­da que con­clu­yó con la tra­ge­dia que co­no­ce­mos, jus­ta­men­te, co­mo la Gran De­pre­sión.

Es­ta es­tú­pi­da gue­rra co­mer­cial que es­tá ini­cian­do Trump, hoy con Chi­na y ma­ña­na ha­ber con quién, no va a traer bue­nos re­sul­ta­dos pa­ra na­die, pe­ro so­bre to­do pa­ra Es­ta­dos Uni­dos (EU).

La gran fuer­za de ese país es su mer­ca­do in­terno. Ellos so­los con­su­men 30% de la pro­duc­ción mundial. Su co­mer­cio ex­te­rior es una pe­que­ña par­te de to­do su en­gra­na­je y les per­mi­te man­te­ner in­fla­ción con­tro­la­da y ser com­pe­ti­ti­vos en mu­chas lí­neas de ne­go­cios don­de la pro­duc­ción glo­ba­li­za­da es in­dis­pen­sa­ble.

Los dé­fi­cits co­mer­cia­les no sig­ni­fi­can un pro­ble­ma, pues los flu­jos de ca­pi­ta­les ha­cia EU, siem­pre abun­dan­tes les per­mi­ten fon­dear­los sin di­fi­cul­tad. Lo im­por­tan­te es que con es­ta com­bi­na­ción de fac­to­res, ellos es­tán lo­gran­do cre­cer en for­ma ade­cua­da. De qué les pue­de ser­vir re­cor­tar su dé­fi­cit co­mer­cial si eso a la lar­ga los ha­rá me­nos com­pe­ti­ti­vos. El con­su­mi­dor pa­ga­rá más por lo mis­mo o ten­drá pro­duc­tos de me­nor ca­li­dad y, al fi­nal, em­pe­za­rán a per­der cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co.

Las po­lí­ti­cas pro­tec­cio­nis­tas que pre­ten­de im­po­ner Trump son pro­duc­to de una fi­lo­so­fía na­cio­na­lis­ta en ex­tre­mo, que en for­ma equi­vo­ca­da pre­ten­de im­po­ner EU, un país que no ne­ce­si­ta a na­die. Es una vi­sión muy po­bre ali­men­ta­da por la ig­no­ran­cia de sus ase­so­res más ex­tre­mis­tas que pre­ten­den es­ta­ble­cer un or­den don­de so­lo ellos pue­dan man­dar: “Ame­ri­ca First”.

Ese pen­sa­mien­to no es muy dis­tin­to de lo que lle­vó al mun­do a la Se­gun­da Gran Gue­rra.

Si EU en reali­dad or­ga­ni­za una gue­rra co­mer­cial ellos se­rán el pri­mer gran per­de­dor y el res­pon­sa­ble, su ac­tual pre­si­den­te.

MA­NUEL SO­MO­ZA Pre­si­den­te Es­tra­te­gias de CI Ban­co por So­mo­za Mu­si.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.