Dis­cri­mi­na­ción y ex­ter­mi­nio

“Cristales rotos”. Preo­cu­pa a la can­ci­ller el re­sur­gi­mien­to de agre­sio­nes con­tra los ju­díos y ac­ti­tu­des ra­cis­tas

Milenio Tamaulipas - - Fronteras - BER­LÍN

Los di­ri­gen­tes ale­ma­nes ad­vir­tie­ron con­tra el re­sur­gi­mien­to de un "preo­cu­pan­te an­ti­se­mi­tis­mo" y la emer­gen­cia de la ex­tre­ma de­re­cha, al con­me­mo­rar­se la "Noche de los Cristales Rotos", un po­gro­mo que ha­ce 80 años anun­ció la ex­ter­mi­na­ción de los ju­díos.

"El Es­ta­do de­be ac­tuar de ma­ne­ra con­se­cuen­te con­tra la ex­clu­sión, el an­ti­se­mi­tis­mo, el ra­cis­mo y el ex­tre­mis­mo de de­re­cha", di­jo la can­ci­ller An­ge­la Mer­kel, en un dis­cur­so en la ma­yor si­na­go­ga de Ale­ma­nia, en Ber­lín.

La di­ri­gen­te, ves­ti­da de ne­gro, acu­só a quie­nes "reac­cio­nan con res­pues­tas su­pues­ta­men­te sim­ples a las di­fi­cul­ta­des" de la épo­ca, en re­fe­ren­cia al au­ge de los po- pu­lis­mos y la ex­tre­ma de­re­cha en Ale­ma­nia y Eu­ro­pa.

En es­te lu­gar de cul­to pro­fa­na­do ha­ce 80 años por los na­zis, el pre­si­den­te del con­se­jo cen­tral de los ju­díos, Jo­sef Schus­ter, fue in­clu­so más le­jos al ata­car al par­ti­do de ex­tre­ma de­re­cha Al­ter­na­ti­va pa­ra Ale­ma­nia (AfD), pre­sen­te des­de ha­ce un año en el par­la­men­to, y ca­li­fi­car a sus miem­bros de "in­cen­dia­rios morales".

Al­gu­nos de sus di­ri­gen­tes han rea­li­za­do de­cla­ra­cio­nes po­lé­mi­cas so­bre el de­ber de me­mo­ria de Ale­ma­nia, ade­más de te­ner un dis­cur­so is­la­mó­fo­bo con­tra los cien­tos de mi­les de re­fu­gia­dos Ha­ce 80 años más de mil 400 lu­ga­res de cul­to fue­ron in­cen­dia­dos en to­da Ale­ma­nia, se sa­quea­ron los ne­go­cios pro­pie­dad de ju­díos y al me­nos 91 per­so­nas per­die­ron la vi­da, mien­tras que mi­les fue­ron de­por­ta­das. Pa­ra los his­to­ria­do­res, lo que ocu­rrió en Ale­ma­nia y en Aus­tria los 9 y 10 de no­viem­bre de 1938 mar­ca el pa­so de la dis­cri­mi­na­ción de los ju­díos a su per­se­cu­ción y pos­te­rior ex­ter­mi­na­ción por par­te de los na­zis.

La pro­pa­gan­da afir­ma­ba en­ton­ces que se tra­tó de una erup­ción de vio­len­cia es­pon­tá­nea tras el ase­si­na­to de un di­plo­má­ti­co en Pa­rís. Pe­ro en reali­dad es­tu­vo pla­ni­fi­ca­da por los je­rar­cas na­zis.

Fue Jo­seph Goeb­bels, mi­nis­tro de la Pro­pa­gan­da, quien dio la se­ñal. Las des­truc­cio­nes co­rrie­ron a car­go de las SS, de las SA y de las Juventudes hitle­ria­nas. La "Noche de los cristales rotos" di­fie­re así de los po­gro­mos po­pu­la­res de Eu­ro­pa del Es­te.

Es­ta con­me­mo­ra­ción, que se so­la­pa con el cen­te­na­rio del Ar­mis­ti­cio de la Pri­me­ra Gue­rra Mun­dial, se pro­du­ce en un con­tex­to tur­bio en Ale­ma­nia.

La di­ri­gen­te la­men­ta las ac­ti­tu­des de la ex­tre­ma de­re­cha.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.