Re­ti­ra­da ma­si­va de fon­dos en mer­ca­dos emer­gen­tes

El mo­vi­mien­to ma­yo­ri­ta­rio de ca­pi­ta­les co­rres­pon­de a ope­ra­cio­nes en China; los es­pe­cia­lis­tas te­men una bur­bu­ja crea­da por las po­lí­ti­cas fi­nan­cie­ras

Milenio - - NEGOCIOS - Por Josh No­ble/ Hong Kong

Es­ta se­ma­na, los fon­dos de mer­ca­dos emer­gen­tes su­frie­ron su ma­yor sa­li­da de ca­pi­ta­les des­de la cri­sis fi­nan­cie­ra, pues los in­ver­sio­nis­tas sa­can mi­les de mi­llo­nes de dó­la­res de los ca­pi­ta­les chi­nos.

En to­tal, 9 mil 300 mi­llo­nes de dó­la­res (mdd) aban­do­na­ron los fon­dos de mer­ca­dos emer­gen­tes has­ta el jue­ves, de acuer­do con la fir­ma de se­gui­mien­to de fon­dos EPFR, la ma­yor can­ti­dad des­de 2008. De esa ci­fra, 7 mil 100 mdd lle­ga­ron de fon­dos chi­nos, que pre­via­men­te tu­vie­ron un ré­cord de tres se­ma­nas de flu­jos de en­tra­da. Los fon­dos glo­ba­les de mer­ca­dos emer­gen­tes tu­vie­ron re­ti­ros por 829 mdd, mien­tras que los fon­dos de Amé­ri­ca La­ti­na per­die­ron 442 mdd.

Los mer­ca­dos emer­gen­tes es­tán hoy ba­jo cre­cien­te pre­sión a me­di­da que el dó­lar se for­ta­le­ce, al­go que a me­nu­do lle­va al ba­jo desem­pe­ño de los ac­ti­vos de los mer­ca­dos emer­gen­tes. El úl­ti­mo mes, el ru­blo ru­so ca­yó 8.6 por cien­to en su pa­ri­dad fren­te al dó­lar; el pe­so co­lom­biano ca­yó 5.9 por cien­to, y el ring­git ma­la­sio ba­jó 3.2 por cien­to.

Los bo­nos en par­ti­cu­lar sin­tie­ron los efec­tos, con el au­men­to de los ren­di­mien­tos de la deu­da pú­bli­ca del go­bierno ale­mán y los me­jo­res da­tos eco­nó­mi­cos en Es­ta­dos Uni­dos, que lle­van a re­plan­tear la ex­po­si­ción al cré­di­to con me­nor ca­li­fi­ca­ción.

Mu­chos paí­ses en desa­rro­llo tam­bién se en­cuen­tran en me­dio de una des­ace­le­ra­ción eco­nó­mi­ca al dis­mi­nuir la de­man­da china de ma­te­rias pri­mas y de­te­ner­se el au­ge del cré­di­to.

A prin­ci­pios de se­ma­na, el Ban­co Mun­dial ad­vir­tió que las eco­no­mías emer­gen­tes en­fren­tan “una des­ace­le­ra­ción es­truc­tu­ral”, que pue­de du­rar años, mien­tras oc­ci­den­te em­pie­za a re­pun­tar.

El mer­ca­do de va­lo­res de China —la prin­ci­pal fuen­te de las sa­li­das de ca­pi­tal de es­ta se­ma­na—pre­sen­ta otras preo­cu­pa­cio­nes. A pe­sar de la des­ace­le­ra­ción en la eco­no­mía, los ín­di­ces bur­sá­ti­les de Shang­hai y Shenz­hen subie­ron más del do­ble en el úl­ti­mo año, lo que los con­vier­te en los mer­ca­dos con me­jor desem­pe­ño del mun­do. Sin em­bar­go, la re­cu­pe­ra­ción se ca­rac­te­ri­zó por la aper­tu­ra de mi­llo­nes de nue­vas cuen­tas de mi­no­ris­tas, lo que au­men­ta el vo­lu­men de ope­ra­cio­nes, y un in­cre­men­to en el mar­gen de deu­da. To­do es­to ge­ne­ró los te­mo­res de una bur­bu­ja in­du­ci­da por las po­lí­ti­cas.

El Shang­hai Com­po­si­te aho­ra ope­ra a 25.7 ve­ces las ga­nan­cias fren­te a 9.7 ve­ces ha­ce un año. Las co­ti­za­cio­nes en China con­ti­nen­tal son 38 por cien­to más ca­ras que las de Hong Kong, se­ñal de la des­co­ne­xión en­tre los mer­ca­dos na­cio­na­les y ex­tran­je­ros.

Es­ta se­ma­na, el pro­vee­dor de ín­di­ces, MSCI, eli­gió no agre­gar las ac­cio­nes co­ti­za­das en China a su ín­di­ce glo­bal de mer­ca­dos emer­gen­tes por per­sis­ten­tes pro­ble­mas de ac­ce­so. Si las hu­bie­ra in­clui­do, mi­les de mdd de di­ne­ro en fon­dos pa­si­vos ha­brían te­ni­do que com­prar ac­cio­nes chi­nas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.