Eco y el In­ter­net

Muy Interesante (México) - - Protagonistas De La Historia -

Um­ber­to Eco fue muy crí­ti­co del In­ter­net, aun­que nun­ca du­dó en usar­lo. Acep­ta­ba la uti­li­dad de la Wikipedia, sin em­bar­go pe­día cau­te­la a los usua­rios de­bi­do a las im­pre­ci­sio­nes que pu­die­ra ha­ber en sus ar­tícu­los. Es­cri­bió un en­sa­yo ti­tu­la­do “Tui­teo, lue­go exis­to”, don­de aler­ta­ba so­bre el pe­li­gro de dar­le voz a cual­quie­ra. “Twit­ter es co­mo el sport­bar de cual­quier pue­blo o su­bur­bio. Ha­bla el ton­to del pue­blo, el pe­que­ño te­rra­te­nien­te que cree que lo per­si­gue Ha­cien­da (...) De mo­do que el cie­lo de In­ter­net lo sur­can opi­nio­nes irre­le­van­tes”. Se bur­la­ba de có­mo la gen­te cree to­do lo que se pu­bli­ca en In­ter­net. Eco no te­nía cuen­tas de Twit­ter o Fa­ce­book, aun­que ha­bía va­rias apó­cri­fas, y po­nía co­mo ejem­plo la oca­sión en que una mu­jer le di­jo que lo leía en Twit­ter: cuan­do él le res­pon­dió que era una cuen­ta fal­sa, la mu­jer no le cre­yó y man­tu­vo co­mu­ni­ca­ción con el im­pos­tor sin im­por­tar si era o no el ver­da­de­ro Um­ber­to Eco.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.