Los me­di­ca­men­tos con can­na­bi­diol son ne­ce­sa­rios pa­ra pa­cien­tes que su­fren al­gu­nos ti­pos de epi­lep­sias po­co co­mu­nes y se­ve­ras, pe­ro mu­chos de ellos no pue­den ac­ce­der a es­tos fár­ma­cos por sus al­tos cos­tos

Reporte Indigo Guadalajara - - Portada -

En el mun­do can­ná­bi­co so­bre­sa­le un ele­men­to: el uso me­di­ci­nal. Aun­que en Mé­xi­co es­tá des­pe­na­li­za­do des­de el 20 de ju­nio de 2017, los in­vo­lu­cra­dos con es­ta in­dus­tria aún se en­fren­tan a di­ver­sos desafíos que im­pi­den a mu­chos pa­cien­tes ac­ce­der a fár­ma­cos ela­bo­ra­dos con can­na­bi­diol (CBD), un com­po­nen­te no psi­coac­ti­vo que se uti­li­za pa­ra tra­tar di­ver­sas en­fer­me­da­des.

Has­ta la fe­cha, se han re­ci­bi­do 615 so­li­ci­tu­des de per­mi­so pa­ra apli­ca­cio­nes me­di­ci­na­les, de las cua­les só­lo 10 han si­do apro­ba­das, de acuer­do con la Co­mi­sión Fe­de­ral pa­ra la Pro­tec­ción con­tra Ries­gos Sa­ni­ta­rios (Co­fe­pris).

Raúl Eli­zal­de, pre­si­den­te de Hemp­meds pa­ra Mé­xi­co y Amé­ri­ca La­ti­na, ha lu­cha­do en es­ta ba­ta­lla des­de años. El em­pre­sa­rio no só­lo se de­di­ca a los ne­go­cios, tam­bién es pa­dre de Grace, una ni­ña que se con­vir­tió en pio­ne­ra del uso te­ra­péu­ti­co de la ma­ri­gua­na en Mé­xi­co.

A fi­na­les de 2015, un juez ad­mi­tió el re­cur­so de am­pa­ro pa­ra au­to­ri­zar la im­por­ta­ción y ad­mi­nis­tra­ción de CBD a la pe­que­ña que pa­de­ce el sín­dro­me de Len­nox-gas­taut, una for­ma gra­ve de epi­lep­sia.

Hoy, el re­gio­mon­tano se mues­tra op­ti­mis­ta fren­te a la ini­cia­ti­va pa­ra des­pe­na­li­zar el con­su­mo, cul­ti­vo y co­mer­cia­li­za­ción del can­na­bis, así de la pu­bli­ca­ción de los li­nea­mien­tos en ma­te­ria de con­trol sa­ni­ta­rio por par­te de Co­fe­pris, pues con­si­de­ra que es­ta aper­tu­ra per­mi­ti­rá que más per­so­nas pue­dan me­jo­rar su ca­li­dad de vi­da.

“Es­ta ley es un acier­to, vie­ne a dar una ma­yor se­gu­ri­dad a los pa­cien­tes y es ha­cia don­de el país se tie­ne que di­ri­gir pa­ra me­jo­rar”, com­par­te Raúl Eli­zal­de.

Otro de los pun­tos a des­ta­car es que la ley ayu­da­rá a for­ta­le­cer la ca­de­na pro­duc­ti­va na­cio­nal, de­bi­do alo­sem­pre­sa­rios­no­só­lo­po­drá­nem­plear el can­na­bis en me­di­ca­men­tos, tam­bién uti­li­za­rán las fi­bras que se ex­traen del cá­ña­mo pa­ra el sec­tor tex­til, ma­te­ria­les de bio­cons­truc­ción, com­bus­ti­bles, plás­ti­cos, ali­men­tos, pa­pel, en­tre otros usos.

Pa­ra el me­diano y lar­go pla­zo, el pa­pá de Grace con­fía en que en los em­pre­sa­rios me­xi­ca­nos pue­dan lle­gar a ex­por­tar sus pro­duc­tos ha­cia otros mer­ca­dos in­ter­na­cio­na­les. Aun­que re­co­no­ce que es­to aún se ve le­jano en el ho­ri­zon­te.

“Va­mos a te­ner to­da la ca­de­na pro­duc­ti­va en el país, des­de la siem­bra, cul­ti­vo, pro­duc­ción, has­ta la co­mer­cia­li­za­ción. To­do es­to va a traer in­ver­sio­nes que ayu­da­rán a de­to­nar la eco­no­mía del país. Pe­ro, hay que avan­zar un pa­so a la vez por­que aún se ne­ce­si­tan de­rri­bar ta­búes que exis­ten al­re­de­dor del uso del can­na­bis”, de­ta­lla el em­pre­sa­rio. En Mé­xi­co, Hemp­meds fue la pri­me­ra em­pre­sa de su ti­po en ob­te­ner un per­mi­so de la Co­fe­pris pa­ra dis­tri­buir un acei­te con al­tas con­cen­tra­cio­nes de CBD for­mu­la­do es­pe­cial­men­te pa­ra no con­tar con ele­men­tos psi­coac­ti­vos. De es­ta ma­ne­ra lo­gró apo­yar a pa­cien­tes y pro­fe­sio­na­les de la sa­lud.

Gran­des far­ma­céu­ti­cas, el gran re­to

El uso me­di­ci­nal de la ma­ri­gua­na vi­ve un au­ge des­de ha­ce años, a pe­sar de que la Ad­mi­nis­tra­ción Fe­de­ral de Dro­gas y Ali­men­tos (FDA, por sus si­glas en in­glés) no la re­co­noz­ca de ma­ne­ra ofi­cial co­mo una sus­tan­cia se­gu­ra pa­ra es­ta apli­ca­ción.

A fi­na­les de ju­nio pa­sa­do, el or­ga­nis­mo sen­tó un pre­ce­den­te al apro­bar el pri­mer me­di­ca­men­to com­pues­to por un in­gre­dien­te ac­ti­vo de­ri­va­do del can­na­bis pa­ra tra­tar al­gu­nos ti­pos de epi­lep­sia po­co co­mu­nes y se­ve­ros.

A pe­sar de que es­to pue­da pa­re­cer un lo­gro pa­ra la in­dus­tria, Jo­sé Ma­nuel Gar­cía, di­rec­tor de Au­to­cul­ti­vo Me­di­ci­nal en Mé­xi­co (AMEM), ex­pli­ca que el uso me­di­ci­nal en el país si­gue ata­do de ma­nos.

“El sis­te­ma de sa­lud fun­cio­na con pa­ten­tes y és­tas só­lo las con­si­guen las gran­des far­ma­céu­ti­cas por los pro­ce­di­mien­tos que im­pli­ca tan­to de cues­tio­nes de la­bo­ra­to­rio co­mo de es­tu­dios clí­ni­cos. To­do es­to ha­ce que­far­ma­co­ló­gi­ca­men­te­muy­po­cas per­so­nas pue­dan te­ner el ac­ce­so que se ne­ce­si­ta a la plan­ta”,

No obs­tan­te, des­de or­ga­ni­za­cio­nes co­mo AMEM se ha bus­ca­do fa­ci­li­tar la ad­qui­si­ción por me­dio de ma­nua­les. Jo­sé Ma­nuel re­fie­re que aún cuan­do to­das las­per­so­nas­pue­den ha­cer sus me­di­ca­men­tos en ca­sa apo­ya­dos de ma­nua­les, la in­ter­pre­ta­ción que le da Co­fe­pris evi­ta que el mer­ca­do se abra pa­ra evi­tar con­flic­tos con las em­pre­sas del sec­tor.

Un aná­li­sis del New Fron­tier Da­ta re­ve­la que los es­ta­dou­ni­den­ses gas­tan en pro­me­dio en­tre 4 mil 400 y 4 mil 900 mi­llo­nes de dó­la­res en me­di­ca­men­tos ela­bo­ra­dos con can­na­bi­diol.

Jo­sé­ma­nue­la­se­gu­ra­quees­ta­ci­fra re­pre­sen­taun­gol­pe­pa­ra­lo­sin­gre­sos de las gran­des far­ma­céu­ti­cas, pe­ro con­si­de­ra que Mé­xi­co cuen­ta con un mer­ca­do que ofre­ce opor­tu­ni­da­des pa­ra to­dos los ju­ga­do­res.

“Aun­que las far­ma­céu­ti­cas tie­nen con­tro­la­da la in­dus­tria, mu­chas ve­ce­se­la­bo­ran me­di­ca­men­tos sin­té­ti­cos, es­to es muy­pe­li­gro­so­pa­ra la sa­lud. En cam­bio, co­ne­lau­to­cul­ti­voe­res cons­cien­te de lo que es­tás con­su­mien­do y ade­más es be­né­fi­co pa­ra los pa­cien­tes”.

Los li­nea­mien­tos del con­trol sa­ni­ta­rio del can­na­bis pre­sen­ta­dos por la Co­fe­pris el pa­sa­do 30 de oc­tu­bre tam­bién re­co­no­cen el uso de pro­duc­tos que con­ten­gan has­ta el uno por cien­to de Te­trahi­dro­can­na­bi­nol (THC), sus­tan­cia psi­coac­ti­va de la ma­ri­gua­na que es­ta­ba prohi­bi­da pe­ro es ne­ce­sa­ria en do­sis mí­ni­mas pa­ra al­gu­nos pa­cien­tes que pa­de­cen de epi­lep­sia.

La Co­fe­pris só­lo ha apro­ba­do 10 so­li­ci­tu­des de per­mi­so pa­ra apli­ca­cio­nes me­di­ci­na­les de 615 pe­ti­cio­nes Es­ta ley es un acier­to, vie­ne a dar una ma­yor se­gu­ri­dad a los pa­cien­tes y es ha­cia don­de el país se tie­ne que di­ri­gir pa­ra me­jo­rar”Raúl Eli­zal­dePre­si­den­te de Hemp­meds pa­ra Mé­xi­co y Amé­ri­ca La­ti­na

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.