Mi­che­lle rum­bo a la Ca­sa Blan­ca

La ex­pri­me­ra da­ma se en­cuen­tra en una gi­ra para pro­mo­cio­nar su li­bro de me­mo­rias. Es­te re­co­rri­do por EU pa­re­ce una pre­cam­pa­ña pre­si­den­cial, pe­ro la egre­sa­da de Har­vard des­car­ta in­cur­sio­nar en la po­lí­ti­ca

Reporte Indigo Nacional - - PORTADA - Por ru­bén ZERMEÑO

Mi­che­lle Oba­ma se po­si­cio­na, co­mo es­cri­to­ra y co­mo una se­ria con­ten­dien­te a la pre­si­den­cia de Es­ta­dos Uni­dos en 2020, aun­que ella lo nie­gue.

El 13 de no­viem­bre se pu­bli­có en Es­ta­dos Uni­dos Be­co­ming, una au­to­bio­gra­fía en la que la ex­pri­me­ra da­ma na­rra des­de sus ini­cios co­mo abogada en un bu­fe­te de Chica­go has­ta sus re­cuer­dos mien­tras es­ta­ba su­mer­gi­da en el po­der y vi­vía en la Ca­sa Blan­ca.

Aun­que ya pa­sa­ron ca­si dos años de que la de­mó­cra­ta de­jó los re­flec­to­res por ser la es­po­sa del ex­pre­si­den­te Ba­rack Oba­ma, su his­to­ria, sus lu­chas y su con­vic­ción po­lí­ti­ca si­guen in­tere­san­do y ga­nan­do adep­tos.

Des­pués del efec­to pro­du­ci­do por la can­di­da­tu­ra de Hi­llary Clin­ton en 2016, mi­les de es­ta­dou­ni­den­ses bus­can ver de­rro­ca­do al pre­si­den­te Do­nald Trump en las elec­cio­nes de 2020 por una mu­jer y so­bre to­do por una ca­ra co­no­ci­da. El ros­tro de Mi­che­lle es el más fa­mi­liar que tie­nen.

Des­pués de es­tar en el si­de­car del po­der, Mi­che­lle La­vaughn Ro­bin­son Oba­ma, co­mien­za a es­cri­bir la his­to­ria en la que ella es la pro­ta­go­nis­ta. En tan só­lo dos se­ma­nas des­pués de que se pu­bli­ca­ra su au­to­bio­gra­fía, es­te li­bro ya era el más ven­di­do de to­do el año en Es­ta­dos Uni­dos.

Se­gún un cor­te rea­li­za­do por la edi­to­rial Penguin Random Hou­se el 30 de no­viem­bre, Be­co­ming ya ha ven­di­do más de 2 millones co­pias en to­dos los for­ma­tos y edi­cio­nes en Es­ta­dos Uni­dos y Ca­na­dá. Ade­más, la edi­ción de tapa du­ra ha ven­di­do más co­pias que cual­quier otro li­bro pu­bli­ca­do en Es­ta­dos Uni­dos du­ran­te 2018.

A raíz de la pu­bli­ca­ción del li­bro, Mi­che­lle co­men­zó una gi­ra por 10 ciu­da­des y 12 fe­chas en to­do el te­rri­to­rio es­ta­dou­ni­den­se, así co­mo una pa­ra­da en el Ro­yal Fes­ti­val Hall de Lon­dres.

La gi­ra de la egre­sa­da de Prin­ce­ton y Har­vard dis­ta mu­cho de ser la pre­sen­ta­ción tra­di­cio­nal de cual­quier otro li­bro, por los gran­des es­ce­na­rios, los re­flec­to­res y la can­ti­dad de gen­te que asis­te se ase­me­ja más a un mi­tin po­lí­ti­co. Aun­que ella nie­gue es­tar ha­cien­do cam­pa­ña.

“¡No quie­ro ser pre­si­den­ta! Mi ca­mino nun­ca ha si­do la po­lí­ti­ca. Me ca­sé con al­guien cu­ya pa­sión es la po­lí­ti­ca. ¡Só­lo por­que le gus­te no sig­ni­fi­ca que me gus­te!”, con­tes­tó Mi­che­lle a un gru­po de jó- ve­nes que le pre­gun­ta­ron “¿Por qué no se pos­tu­la para pre­si­den­ta?”, pre­vio a una pre­sen­ta­ción noc­tur­na en el Bar­clays Cen­ter du­ran­te su vi­si­ta al Lo­wer Eas­tsi­de Girls Club en Man­hat­tan.

Para el ana­lis­ta po­lí­ti­co Juan Pa­blo Ga­li­cia, Mi­che­lle po­dría ser una ex­ce­len­te can­di­da­ta para los de­mó­cra­tas, por su al­ta ex­po­si­ción me­diá­ti­ca y por ha­ber es­ta­do en la in­ti­mi­dad de la Ca­sa Blan­ca du­ran­te 8 años,

pe­ro su po­ca ex­pe­rien­cia en la to­ma de de­ci­sio­nes y li­de­raz­go po­lí­ti­co po­dría con­ver­tir­la en la co­mi­di­lla de los re­pu­bli­ca­nos y de la pren­sa es­ta­dou­ni­den­se tra­di­cio­nal.

“Es bue­na para po­si­cio­nar dis­cur­sos, fra­ses, es bue­na en el ma­ne­jo de su ima­gen pú­bli­ca para ins­pi­rar a la gen­te, pe­ro eso no ne­ce­sa­ria­men­te se pue­de tra­du­cir en un buen go­bierno y eso afec­ta mu­cho en los me­dios tra­di­cio­na­les por su fal­ta de ex­pe­rien­cia, no pue­de pre­su­mir de li­de­raz­gos en los que no ten­ga que ver Ba­rack Oba­ma. Mu­chos re­pu­bli­ca­nos ma­chis­tas y mi­só­gi­nos po­drían ex­plo­tar eso en con­tra de ella”, di­jo el es­pe­cia­lis­ta en en­tre­vis­ta a Re­por­te Indigo.

A pe­sar de las mu­chas crí­ti­cas que pu­die­ra re­ci­bir Mi­che­lle en la con­tien­da elec­to­ral rum­bo a la pre­si­den­cia de su país, el fac­tor Trump le po­dría ayu­dar, ya que an­te el pa­no­ra­ma po­la­ri­za­dor que vi­ve la po­lí­ti­ca en ese país, lo que bus­can los de­mó­cra­tas es ven­cer al mag­na­te neo­yor­kino y eso so­lo se lo­gra te­nien­do un buen can­di­da­to.

Ade­más del im­pac­to que ha te­ni­do la ima­gen de la oriun­da de Chica­go, Mi­che­lle po­dría con­ver­tir­se en to­do un fe­nó­meno elec­to­ral por arro­par lu­chas par­ti­cu­la­res co­mo el #Metoo y el #Blac­kli­ves­mat­ter.

“Los de­más com­pa­ñe­ros del par­ti­do de­ben de es­tar en­can­ta­dos con ella por­que Mi­che­lle es el ele­men­to que les sir­ve para te­ner pre­sen­cia en un gru­po po­bla­cio­nal tan im­por­tan­te y vo­cal co­mo lo son las mu­je­res y la po­bla­ción afro­des­cen­dien­te en Es­ta­dos Uni­dos, aun­que no ne­ce­sa­ria­men­te ter­mi­ne sien­do su can­di­da­ta”, agre­gó Ga­li­cia.

Se­gún el es­pe­cia­lis­ta, la es­tra­te­gia ac­tual del Par­ti­do De­mó­cra­ta es dar­les rien­da suel­ta a to­dos los per­so­na­jes in­tere­sa­dos en el 2020, para que des­de su trin­che­ra co­mien­cen a ga­nar sim­pa­tías y ja­lar vo­tos para que en unos me­ses sur­jan efec­to con­tra Trump.

El pro­ble­ma de los de­mó­cra­tas es que ca­da uno de sus po­si­bles can­di­da­tos abar­can ni­chos, sec­to­res po­bla­cio­na­les o mi­no­rías, pe­ro nin­guno de ellos aban­de­ra una cau­sa ge­ne­ral o glo­bal.

“La es­tra­te­gia glo­bal del Par­ti­do De­mó­cra­ta es po­si­cio­nar a per­so­na­jes, Mi­che­lle Oba­ma no es la úni­ca. Bus­can dar­le vía li­bre a to­dos los per­fi­les in­tere­san­tes para que arras­tren to­do el apo­yo po­pu­lar que tie­nen en sus ni­chos po­bla­cio­na­les y gru­pos vul­ne­ra­bles para que cuan­do el par­ti­do se ten­ga que de­can­tar por una lis­ta más li­mi­ta­da de as­pi­ran­tes pue­da apro­ve­char to­do es­te arras­tre”, di­jo el en­tre­vis­ta­do al res­pec­to.

Aun­que to­da­vía es muy pron­to para de­fi­nir los ros­tros de los con­trin­can­tes para los si­guien­tes co­mi­cios, no es tar­de para se­ña­lar que la ex­pri­me­ra da­ma se­rá cla­ve en Es­ta­dos Uni­dos para el 2020, ya sea co­mo can­di­da­ta o co­mo la per­so­na que le­van­te la mano al con­trin­can­te de Do­nald Trump.

Por lo pron­to, los nú­me­ros, las sim­pa­tías y las ven­tas del li­bro de Mi­che­lle si­guen cre­cien­do co­mo sus po­si­bi­li­da­des de re­gre­sar a la Ca­sa Blan­ca por otros cua­tro años más.

Es bue­na en el ma­ne­jo de su ima­gen pú­bli­ca para ins­pi­rar a la gen­te, pe­ro eso no ne­ce­sa­ria­men­te se pue­de tra­du­cir en un buen go­bierno” Juan Pa­blo Ga­li­cia Ana­lis­ta po­lí­ti­co

da­tos has­ta el 30 de no­viem­bre

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.