Za­zie Beetz

“T ÉXI­TO Al igual que su per­so­na­je en ‘Atlan­ta’, la ac­triz se rehú­sa a ser eti­que­ta­da

Rolling Stone (Mexico) - - Contenido - Por BRIT­TANY SPANOS

La ac­triz que in­ter­pre­ta a Van –la no­via de Earn (Do­nald Glo­ver)– en Atlan­ta y sus pró­xi­mos pa­pe­les.

oda­vía me sien­to jo­ven y pe­que­ña en un mun­do gran­de”, di­ce Za­zie Beetz. “Mi ser in­te­rior a ve­ces se sien­te en pe­li­gro de es­tar ex­pues­to”. La ex­po­si­ción es cier­ta­men­te un riesgo si tu ca­rre­ra se mue­ve tan rá­pi­do co­mo la de Beetz. Co­mo Van, la in­ter­mi­ten­te no­via de Earn (Do­nald Glo­ver) en Atlan­ta, Beetz, de 27 años, es una pre­sen­cia cons­tan­te en un mar de gi­ros su­rrea­lis­tas. Su ac­tua­ción, lle­na de in­te­li­gen­cia y vul­ne­ra­bi­li­dad, la ha he­cho ob­te­ner una no­mi­na­ción al Emmy, a pe­sar de que el rol fue di­se­ña­do ini­cial­men­te pa­ra ser más li­mi­ta­do. Beetz se ha es­for­za­do de­trás de cá­ma­ras pa­ra dar for­ma a las his­to­rias de Van y ex­pan­dir su mun­do más allá de su vi­da con Earn.

“No só­lo quie­ro ser la no­via”, di­ce Beetz. “Es­toy de­ter­mi­na­da a to­mar de­ci­sio­nes que per­mi­tan que las per­so­nas me vean más allá de un so­lo ti­po [de ac­triz]”. Con ese fin, Beetz ha pre­pa­ra­do una lis­ta de pa­pe­les que mues­tran su ran­go. Tu­vo éxi­to en la gran pan­ta­lla el año pa­sa­do co­mo la su­per­he­roí­na Do­mino en Dead­pool 2. Es­te año, mos­tró sus múscu­los en el dra­ma de­por­ti­vo de Net­flix de Ste­ven So­der­bergh, High Flying Bird, y en el fil­me de ho­rror psi­co­ló­gi­co Wounds. Tie­ne cin­co pe­lí­cu­las más pro­gra­ma­das pa­ra 2019, in­clui­da la adap­ta­ción de Jo­ker de Todd Phi­llips, pro­ta­go­ni­za­da por Joa­quin Phoe­nix, que se es­tre­na en oc­tu­bre.

Es di­fí­cil creer que Beetz se gra­duó de la uni­ver­si­dad ha­ce só­lo seis años, sin es­tar to­tal­men­te se­gu­ra de qué ca­mino se­guir. Beetz na­ció en el país de ori­gen de su pa­dre, Ale­ma­nia, pe­ro cre­ció en Up­per Man­hat­tan; era una ni­ña crea­ti­va que dis­fru­ta­ba tan­to de la pin­tu­ra y las ar­tes vi­sua­les que con­si­de­ró una ca­rre­ra co­mo ar­tis­ta grá­fi­ca. Es­tu­dió tea­tro en la fa­mo­sa es­cue­la La­guar­dia High School de Nue­va York, pe­ro cam­bió de mar­cha en el Skid­mo­re Co­lle­ge, es­pe­cia­li­zán­do­se en fran­cés. (Beetz tam­bién ha­bla ale­mán con flui­dez). Di­ga­mos que le gus­ta man­te­ner abier­tas sus op­cio­nes. “Siem­pre es­toy cues­tio­nan­do lo que quie­ro”, re­co­no­ce. Mien­tras tan­to, vi­ve la ma­yor can­ti­dad de vi­das po­si­bles en la pan­ta­lla. “No quie­ro ser só­lo bo­ni­ta”, di­ce Beetz. “Quie­ro ser fea, y quie­ro ser ma­la, y quie­ro ser bue­na, y quie­ro ser sexy, y quie­ro ser ase­xual. Quie­ro po­der trans­for­mar­me co­mo me trans­for­mo en mi vi­da”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.