TIEM­POS ME­JO­RES pa­ra Mé­xi­co

El con­fe­ren­cis­ta AL­FON­SO LEÓN “EL AR­QUI­TEC­TO DE SUE­ÑOS” es­tu­vo en nues­tro país pa­ra brin­dar apo­yo es­pi­ri­tual a sus se­gui­do­res

TVyNovelas (México) - - Detrás de -

El as­tró­lo­go, maes­tro de Feng Shui, li­fe coach y con­duc­tor ve­ne­zo­lano Al­fon­so León es­tu­vo en Mé­xi­co pa­ra dic­tar la con­fe­ren­cia “Con­sa­gra tu pros­pe­ri­dad”, y apro­ve­chó su es­tan­cia pa­ra de­ve­lar sus hue­llas en el Pa­seo de las Es­tre­llas y, por su­pues­to, pa­ra re­car­gar su ener­gía en la mís­ti­ca pi­rá­mi­de de Chi­chén It­zá, en Yu­ca­tán.

“VIE­NEN ALIA­DOS DE ASIA Y EU­RO­PA” ¿Qué le es­pe­ra a Mé­xi­co en 2017?

Aun­que ha­ya mu­cho rui­do e in­cer­ti­dum­bre, cuan­do es­ta­mos en pro­ce­sos de som­bra em­pie­za un nue­vo re­na­ci­mien­to. El 28 de enero ini­ció el Año del Ga­llo de Fue­go, y yo lo he lla­ma­do pa­ra Mé­xi­co el “Año del Des­per­tar de la Con­cien­cia”. És­te va a ser el año en el que Mé­xi­co se en­con­tra­rá co­mo pue­blo, co­mo so­cie­dad y co­mo uni­dad pa­ra ha­cer­lo di­fe­ren­te.

En­ton­ces, hay es­pe­ran­za…

Se­gún la car­ta as­tro­ló­gi­ca de Mé­xi­co, vie­ne un gran alia­do de Asia y uno de Eu­ro­pa. Ellos ha­rán que re­naz­ca co­mo na­ción. Lo que no tie­ne es­truc­tu­ra no pre­va­le­ce, y aho­ri­ta Mé­xi­co vie­ne a re­cal­car su es­truc­tu­ra pa­ra

que tam­bién el me­xi­cano em­pie­ce a va­lo­rar to­do, por­que ha si­do un pue­blo al que le han quitado co­sas y ya no va a dar­se el lu­jo de eso o per­mi­tir­se qui­tar más. Mé­xi­co de­be to­mar más cen­tro, más ar­mo­nía en sus emo­cio­nes, en sus sen­ti­mien­tos, por­que de eso de­pen­de­rán mu­chas co­sas de es­te año a 2024. Mé­xi­co re­quie­re apo­yo, es­pi­ri­tua­li­dad, cen­tro y pa­la­bra de mo­ti­va­ción. Pa­ra eso es­toy yo co­mo ar­qui­tec­to de sue­ños, pa­ra apo­yar­los y ayu­dar­los en es­te nuee­vo ca­mino.

¿De qué tra­ta la con­fe­ren­cia “Con­sa­gra tu pros­pe­ri­dad”?

In­te­gro tres co­sas: la as­tro­ló­gi­ca, la par­te Feng Shui y la mo­ti­va­cio­nal; ha­blo de có­mo pre­pa­rar­nos en es­te año. Fue un éxi­to, asis­tie­ron más de mil per­so­nas. Es el inicio de una gira que lle­va­ré por va­rias ciu­da­des de Mé­xi­co e His­pa­noa­mé­ri­ca, ade­más de Te­xas, Hous­ton, Los Án­ge­les y Mia­mi.

¿A qué atri­bu­yes que te si­ga tan­ta gen­te?

Por­que na­cí con es­te don. Co­men­cé a ser as­tró­lo­go a los sie­te años, y des­de que ten­go uso de ra­zón apren­dí las re­fe­ren­cias a la par­te es­pi­ri­tual. Es­tu­dié Quí­mi­ca, Teo­lo­gía y me gra­dué co­mo ar­qui­tec­to, y eso lo com­ple­té con el Feng Shui, por eso me en­can­ta in­te­grar el ar­te, la mís­ti­ca y el co­no­ci­mien­to. Creo que esa ha si­do la fuer­za de mi pa­la­bra. No con­si­de­ro que lo he he­cho me­jor, pe­ro sí di­fe­ren­te. Y más que na­da, me con­si­de­ro un maes­tro de luz, de pros­pe­ri­dad y de co­ne­xión.

¿Por qué de­ci­dis­te no de­di­car­te de tiem­po com­ple­to a la Ar­qui­tec­tu­ra?

Des­de ni­ño he si­do mís­ti­co y lo se­gui­ré sien­do por­que pa­ra eso vi­ne a es­te mun­do; la Ar­qui­tec­tu­ra es un com­ple­men­to a lo mís­ti­co. Ca­si na­die sa­be que pa­ra­le­la­men­te doy ase­so­rías a com­pa­ñías, po­lí­ti­cos y a to­do pro­yec­to im­por­tan­te de de­co­ra­ción y de lle­var luz y pros­pe­ri­dad co­mo ar­qui­tec­to. De ahí vie­ne mi mar­ca Ar­qui­tec­to de Sue­ños.

¿Qué sue­ña El Ar­qui­tec­to de Sue­ños?

Lle­gar a más co­ra­zo­nes de His­pa­noa­mé­ri­ca y del pla­ne­ta, ya sea a tra­vés de mis con­fe­ren­cias o mis pro­gra­mas de te­le­vi­sión. Mi ma­yor sue­ño es crear mis pro­pios cen­tros por to­da La­ti­noa­mé­ri­ca, des­de don­de pue­da ha­cer mi pro­gra­ma de te­le­vi­sión.

A RE­CAR­GAR PI­LAS. “Chi­chén It­zá tie­ne una gran Cuan­do me­di­to ahí sien­to pu­re­za. fuen­te una gran ener­gía, co­mo una de luz muy im­por­tan­te”, co­men­tó.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.