Es­pe­ran ur­gi­dos el des­per­tar de Mes­si

Vanguardia - - EXTREMO -

BAR­CE­LO­NA.- “¿Otra vez te vas al gol, papá?” des­cu­brió di­ver­ti­do Lionel Mes­si el 1 de di­ciem­bre de 2015, du­ran­te la Ga­la de la Li­ga, que le de­cía enoja­do su hi­jo Thia­go cuan­do se mar­cha­ba de casa. El gol y Mes­si han for­ma­do en la úl­ti­ma dé­ca­da una so­cie­dad in­ne­go­cia­ble y to­dos los éxi­tos del Bar­ce­lo­na se ex­pli­can en gran me­di­da a tra­vés de la ca­pa­ci­dad ano­ta­do­ra de su es­tre­lla... Y así se en­tien­de que su fal­ta de acier­to le­jos del Camp Nou las­tre al co­lec­ti­vo.

El Bar­za ne­ce­si­ta los go­les de su ca­pi­tán hoy en Se­vi­lla co­mo el co­mer. Si en su úl­ti­ma vi­si­ta li­gue­ra al Vi­lla­ma­rín el Bar­za go­leó al Be­tis por 4-1 y su ex­hi­bi­ción per­so­nal (hat­trick in­clui­do) me­re­ció la ova­ción uná­ni­me de la hin­cha­da ver­di­blan­ca, la prueba de hoy se en­tien­de fundamenta­l en el fu­tu­ro in­me­dia­to de un equi­po del que se es­pe­ra la res­pues­ta tras la eli­mi­na­ción co­pe­ra en San Ma­més. Con Leo al fren­te.

Mes­si su­ma 4 par­ti­dos sin mar­car fue­ra de casa, 360 mi­nu­tos, ha­bien­do su­pe­ra­do la peor ra­cha del pa­sa­do cur­so (fue­ron 3) e igua­lan­do lo ocu­rri­do en las tem­po­ra­das 201718 (2 ve­ces) y 2015-16. Desde que se con­vir­tió en im­pres­cin­di­ble pa­ra el Bar­za so­la­men­te en la cam­pa­ña 2009-10 en­la­zó más par­ti­dos sin ver puer­ta co­mo vi­si­tan­te, seis, en una ra­cha de 2 vic­to­rias y 4 em­pa­tes pa­ra el equi­po que en­ton­ces di­ri­gía Guar­dio­la.

Los nú­me­ros del ca­pi­tán ocu­pan, aun­que no al­can­cen el ner­vio­sis­mo al­re­de­dor del ves­tua­rio... Pe­ro al­te­ran al con­tem­plar que es­ta se­quía ha coin­ci­di­do con el des­plo­me azul­gra­na en el mar­ca­dor: 2 em­pa­tes (Real So­cie­dad y Es­pan­yol) y 2 de­rro­tas (es­tás se­gui­das en Va­len­cia y Bil­bao) muestran has­ta qué pun­to lle­ga en el Bar­za la de­pen­den­cia

de un ‘10’ que se man­tie­ne desde ha­ce más de una dé­ca­da co­mo el ar­gu­men­to principal, más allá de en­tre­na­do­res, de tác­ti­cas, di­bu­jos y es­que­mas.

Que no anda Mes­si es­pe­cial­men­te fino que­dó de ma­ni­fies­to en San Ma­més. Y el ar­gu­men­to de­fi­ni­ti­vo es que más allá del re­ma­te que le sal­vó Unai Simón en la eli­mi­na­ción co­pe­ra se ma­ni­fies­ta en que acu­mu­la 21 re­ma­tes sin mar­car en la Li­ga y que no ha ce­le­bra­do un gol de fal­ta en 13 co­bros. Unos da­tos que no se­rían es­pe­cial­men­te tras­cen­den­ta­les en cual­quier otro fut­bo­lis­ta pe­ro que, tra­tán­do­se del as­tro ar­gen­tino, dan a pen­sar.

Ca­pi­tán y lí­der de un Bar­za ata­do a su pa­pel pro­vi­den­cial desde ha­ce más de una dé­ca­da, Leo Mes­si, ca­mino de los 33 años, de­be­rá se­guir ti­ran­do del ca­rro. Sus go­les y su magia se ne­ce­si­ta­rán, aca­so más que nun­ca, en Se­vi­lla.

4 PAR­TI­DOS su­ma Mes­si sin ano­tar fue­ra de casa.

La ‘cri­sis’ go­lea­do­ra de Mes­si, sin du­da, ha afec­ta­do de gran ma­ne­ra al con­jun­to blaugrana.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.