‘Ca­reos no cam­bian sen­ten­cia’

Vanguardia - - ESPECIAL - ARACELY CHANTAKA

MON­TE­RREY, NL.- Lue­go de dar­se a co­no­cer que el ca­so de Die­go Santoy Ri­ve­roll será reabier­to y que se re­pon­drán los ca­reos, el abo­ga­do Ho­ra­cio Mo­yar Quin­ta­ni­lla opi­nó que el re­cur­so no cam­bia­ría la si­tua­ción del ho­mi­ci­da de los ni­ños Pe­ña Coss.

Ayer tras­cen­dió que la de­fen­sa del “Ase­sino de Cum­bres” lo­gró que un Tri­bu­nal Co­le­gia­do en Ma­te­ria Pe­nal re­sol­vie­ra que se re­pu­sie­ran los ca­reos de­bi­do a que los abo­ga­dos de Die­go no es­tu­vie­ron pre­sen­tes du­ran­te el pro­ce­so.

“Ge­ne­ral­men­te hay fa­llas pro­ce­sa­les en un ca­reo, pe­ro no es de tras­cen­den­cia en cuan­to al fa­llo en definitiva por­que no es una prueba que afec­te el fon­do del pro­ce­so”, in­di­có.

Men­cio­nó que en su mo­men­to lo que sí ha­bría po­di­do cam­biar la si­tua­ción se­ría una con­fe­sión vio­len­ta­da o una de­ten­ción pro­lon­ga­da o coac­cio­na­da.

Di­jo que en­ton­ces el pa­no­ra­ma es que na­da más se tie­ne que re­po­ner el pro­ce­di­mien­to pa­ra el te­ma de los ca­reos.

“El ca­reo es en­tre las per­so­nas que apa­re­cen co­mo tes­ti­gos o la par­te ofen­di­da”, es­ta­ble­ció.

Fuen­tes ju­di­cia­les se­ña­la­ron que se­rán ci­ta­dos pa­ra los ca­reos, la ex­no­via de Santoy Ri­ve­roll, Eri­ka Pe­ña Coss; su her­ma­na Azu­ra, su ma­má Te­re­sa Coss, la se­cre­ta­ria de es­ta, Lin­da Ma­ren­tes; el ami­go de Die­go, Hum­ber­to Leal; y dos uni­for­ma­dos.

“Ca­da quien va a sos­te­ner su pun­to de vis­ta en un mo­men­to da­do en que se lle­ven a ca­bo, pe­ro no cam­bia el sen­ti­do o el rum­bo de la re­so­lu­ción que ya se fin­có”, sos­tu­vo.

Aña­dió que no son tras­cen­den­ta­les los ca­reos pa­ra que se pue­da mo­di­fi­car una sen­ten­cia.

A Santoy Ri­ve­roll se le dic­tó una pe­na de 138 años, pe­ro se­gún el Có­di­go Pe­nal vi­gen­te en el mo­men­to de los su­ce­sos la con­de­na má­xi­ma es de 40 años.

Los he­chos se re­gis­tra­ron en mar­zo del 2006 en la re­si­den­cia de la as­tró­lo­ga Te­re­sa Coss. Die­go in­gre­só al do­mi­ci­lio du­ran­te la ma­dru­ga­da y ma­tó a los me­no­res.

En al­gún mo­men­to hi­rió a su ex­no­via, Eri­ka y es­ca­pó de la casa en un auto de la fa­mi­lia, pe­ro se lle­vó pri­va­da de su li­ber­tad a la em­plea­da do­més­ti­ca Ca­ta­li­na Bau­tis­ta.

La ci­ta pa­ra los ca­reos es el pró­xi­mo 28 de fe­bre­ro, a par­tir de las 9:00 horas.

El abo­ga­do sos­tu­vo que los in­vo­lu­cra­dos ten­drán que acu­dir al desaho­go de la di­li­gen­cia ya ca­so de no asis­tir se tie­nen los re­cur­sos a ago­tar de mul­ta o se apli­ca­rían los me­dios de apre­mio pa­ra ha­cer­los com­pa­re­cer.

Ca­da quien va a sos­te­ner su pun­to de vis­ta (...) pe­ro no cam­bia el sen­ti­do o el rum­bo de la re­so­lu­ción que ya se fin­có”.

Ho­ra­cio Mo­yar Quin­ta­ni­lla, abo­ga­do.

Ca­reo. Santoy vol­ve­rá a ver a la ca­ra a su ex­no­via Eric­ka Pe­ña Coss, a quien in­ten­tó ase­si­nar en el 2006.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.