Re­ti­ran sa­cer­do­cio a ex­di­rec­tor del Cum­bres

Qui­ta con­gre­ga­ción es­ta­do cle­ri­cal a Fernando Mar­tí­nez por abu­sar de ocho me­no­res

Zócalo Saltillo - - Portada -

El Va­ti­cano re­ti­ró el es­ta­do cle­ri­cal a Fernando Mar­tí­nez, miem­bro de los Le­gio­na­rios de Cris­to y ex­di­rec­tor del Co­le­gio Cum­bres, en Sal­ti­llo, al con­si­de­rar­lo cul­pa­ble de va­rios de­li­tos de abu­sos se­xua­les con­tra me­no­res.

La con­gre­ga­ción de los Le­gio­na­rios de Cris­to in­for­mó es­te lu­nes que Fernando Mar­tí­nez Suá­rez, quien se de­cla­ró cul­pa­ble de de­li­tos de abuso se­xual con­tra me­no­res de edad, ya no po­drá ejer­cer el mi­nis­te­rio sa­cer­do­tal. Sin em­bar­go, acla­ró que el cu­ra se­gui­rá per­te­ne­cien­do a la or­ga­ni­za­ción re­li­gio­sa, con au­to­ri­za­ción de la San­ta Se­de.

“Co­mo re­sul­ta­do del pro­ce­so an­te la Con­gre­ga­ción de la Doc­tri­na de la Fe, por el bien de la Igle­sia (pro bono Ec­cle­siae) ha per­di­do el es­ta­do cle­ri­cal y ya no po­drá ejer­cer el mi­nis­te­rio sa­cer­do­tal, aun­que, por de­ci­sión de la San­ta Se­de, si­gue per­te­ne­cien­do a los Le­gio­na­rios de Cris­to”, se­ña­la el co­mu­ni­ca­do de la con­gre­ga­ción.

De acuer­do con in­for­ma­ción de la Igle­sia, la pér­di­da del es­ta­do cle­ri­cal im­pli­ca que el sa­cer­do­te no po­drá ad­mi­nis­trar los sa­cra­men­tos, es­to es, ce­le­brar mi­sa u oír con­fe­sio­nes, en­tre otros. Es­ta me­di­da tie­ne al­gu­nas ex­cep­cio­nes, co­mo cuan­do al­guien en peligro de muer­te le so­li­ci­ta los sa­cra­men­tos.

La dis­pen­sa del ce­li­ba­to de­be ser au­to­ri­za­da por el Pa­pa.

A pe­sar del re­ti­ro de su es­ta­do cle­ri­cal, Mar­tí­nez Suá­rez se­gui­rá for­man­do par­te de los Le­gio­na­rios. Tras se­ña­lar co­mo cul­pa­ble a Mar­tí­nez Suá­rez, la con­gre­ga­ción pi­dió per­dón a las víc­ti­mas y al mis­mo sa­cer­do­te acu­sa­do por no ha­ber­lo ayudado cuan­do se re­ve­la­ron los abu­sos que ha­bía per­pe­tra­do.

“Co­mo ins­ti­tu­ción tam­bién pe­di­mos per­dón al P. Mar­tí­nez por los abu­sos que él su­frió y por no ha­ber­le ayudado ade­cua­da­men­te cuan­do sa­lie­ron a la luz los abu­sos que él ha­bía co­me­ti­do”, se­ña­la el do­cu­men­to.

Cas­ti­go real

La de­ci­sión, sin em­bar­go, no fue ce­le­bra­da por las víc­ti­mas de abuso de Mar­tí­nez Suá­rez, quien fun­dó en Sal­ti­llo el Ins­ti­tu­to Cum­bres. Los de­nun­cian­tes re­pro­cha­ron que ade­más la Le­gión de Cris­to pre­ten­da man­te

Los Le­gio­na­rios de Cris­to asu­mi­rán la res­pon­sa­bi­li­dad de que Fernando Mar­tí­nez lle­ve una vi­da que co­rres­pon­da a su con­di­ción de re­li­gio­so que ha per­di­do el es­ta­do cle­ri­cal”. Co­mu­ni­ca­do de los Le­gio­na­rios de Cris­to

ner­lo en­tre sus fi­las y que no se des­lin­den las res­pon­sa­bi­li­da­des de quie­nes fue­ron sus en­cu­bri­do­res en la con­gre­ga­ción.

“Así una vez más la Igle­sia Ca­tó­li­ca ge­ne­ra­li­za­da vuel­ve a dar­me la es­pal­da y a des­truir mi humanidad, esa ni­ña de ocho años que vuel­ve a ser víc­ti­ma una y otra vez de la mal­dad de los que ha­blan de Dios pe­ro rom­pen en pe­da­zos a los más in­de­fen­sos”, ase­ve­ró la ac­triz y con­duc­to­ra de te­le­vi­sión Ana­lú Sa­la­zar.

Por su par­te, Be­len Már­quez di­jo que re­ci­bió la car­ta de los Le­gio­na­rios de Cris­to en la que le in­for­man que Fernando Mar­tí­nez re­nun­ció a su es­ta­do cle­ri­cal, sin em­bar­go aún que­da pen­dien­te el te­ma de quie­nes lo en­cu­brie­ron. En su red so­cial , di­jo que esa re­nun­cia tris­te­men­te lle­ga de­ma­sia­do tar­de; no obs­tan­te , acla­ró que se tra­ta de un co­mu­ni­ca­do de la Le­gión y fal­ta la re­so­lu­ción ofi­cial del Va­ti­cano.

▪ Mar­tí­nez Suá­rez se­gui­rá en la con­gre­ga­ción, pe­ro no se­rá sa­cer­do­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.