13. Unir­se a una aso­cia­ción

IT Now Nicaragua - - Management -

La in­dus­tria de TI es­tá re­ple­ta de to­do ti­po de or­ga­ni­za­cio­nes pro­fe­sio­na­les que se cen­tran en va­rios ti­pos de in­dus­trias y tec­no­lo­gías. Al con­ver­tir­se en un miem­bro ac­ti­vo de uno de es­tos gru­pos, tal vez ad­qui­rien­do in­clu­so un rol de li­de­raz­go, pue­de ele­var su per­fil pro­fe­sio­nal, dar­le más sen­ti­do a su tra­ba­jo y ayu­dar a la in­dus­tria de TI a avan­zar.

14. Rea­li­zar al­gún tra­ba­jo pro bono Las or­ga­ni­za­cio­nes be­né­fi­cas lo­ca­les a me­nu­do ne­ce­si­tan ayu­da pa­ra ins­ta­lar y man­te­ner sis­te­mas, di­se­ñar si­tios web y ca­pa­ci­tar vo­lun­ta­rios pa­ra usar va­rios ti­pos de re­cur­sos de TI. Mien­tras que es­cri­bir un che­que a una or­ga­ni­za­ción be­né­fi­ca pue­de ha­cer que se sien­ta me­jor, brin­dar un apo­yo prác­ti­co pue­de ser in­fi­ni­ta­men­te más gra­ti­fi­can­te.

15. Con­ver­tir­se en un con­sul­tor a tiem­po par­cial ¿Por qué es­pe­rar has­ta la ju­bi­la­ción? Com­par­ta sus co­no­ci­mien­tos de TI con em­pre­sas que es­tén dis­pues­tas a pa­gar sus ideas y con­se­jos. So­lo ase­gú­re­se de que su em­plea­dor ac­tual es­té de acuer­do con sus ac­ti­vi­da­des de plu­ri­em­pleo.

16. Crear una obra de ar­te En 1963, el ar­tis­ta co­reano Nam Ju­ne Paik sor­pren­dió a la co­mu­ni­dad ar­tís­ti­ca con su “Ex­po­si­ción de mú­si­ca-te­le­vi­sión elec­tró­ni­ca”, en la que uti­li­zó ima­nes pa­ra al­te­rar o dis­tor­sio­nar las imá­ge­nes que se mos­tra­ban en los te­le­vi­so­res dis­per­sos en una ha­bi­ta­ción. Po­co des­pués, Lee Fried­lan­der co­men­zó a fo­to­gra­fiar pan­ta­llas de te­le­vi­sión co­mo una for­ma de ofre­cer co­men­ta­rios sociales iró­ni­cos. En la mis­ma épo­ca, Ro­bert Moog re­vo­lu­cio­nó la mú­si­ca con su sin­te­ti­za­dor Moog. Ha­ga que flu­ya nue­va­men­te su crea­ti­vi­dad pensando en có­mo pue­de trans­for­mar la tec­no­lo­gía en una ex­pre­sión ar­tís­ti­ca.

17. Ser el men­tor de un mi­lle­nial Los jó­ve­nes de su or­ga­ni­za­ción quie­ren sa­ber

18. Crear al­go gran­dio­so Use su ex­pe­rien­cia en TI pa­ra con­ce­bir una nue­va apli­ca­ción o he­rra­mien­ta útil. Si su soft­wa­re es lo su­fi­cien­te­men­te bueno, in­clu­so pue­de lle­gar a ge­ne­rar di­ne­ro. So­lo ase­gú­re­se de ve­ri­fi­car su con­tra­to de tra­ba­jo an­tes de se­guir ade­lan­te. Es­to es par­ti­cu­lar­men­te im­por­tan­te en cuan­to a los in­ven­tos y la pro­pie­dad in­te­lec­tual (PI) que desa­rro­lle co­mo par­te de su tra­ba­jo.

19. Ju­gar con un juguete Ju­gar con un gad­get ton­to le ayu­da­rá a re­cor­dar por qué de­ci­dió se­guir una ca­rre­ra en tec­no­lo­gía. In­ten­te ha­cer vo­lar un dron o cons­truir una PC per­so­na­li­za­da. Aún me­jor, pro­fun­di­ce en Rasp­berry Pi y pro­gra­me al­go ex­tra­or­di­na­rio.

20. Ver una Ma­ra­tón de ‘Dirty Jobs’ Pron­to se da­rá cuen­ta de que el tra­ba­jo ru­ti­na­rio de TI no es tan ma­lo des­pués de to­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Nicaragua

© PressReader. All rights reserved.