Ma­tri­mo­nio con dis­ca­pa­ci­dad vi­sual de­nun­cia detención de su hi­jo de 17 años

La pa­re­ja fue sor­pren­di­da des­de tem­prano por agen­tes po­li­cia­les del Dis­tri­to VI que lle­ga­ron con ac­ti­tud ame­na­zan­te.

Metro (Nicaragua) - - NOTICIAS - RA­FAEL LA­RA

El ma­tri­mo­nio Ma­rit­za Cas­te­llón y Juan Pa­blo Gar­cía, am­bos cie­gos, pro­tes­ta­ron ayer por la detención de su hi­jo me­nor de edad por agen­tes po­li­cia­les del Dis­tri­to VI, que sin ma­yor preám­bu­lo irrumpieron en la pro­pie­dad a las 5:00 a.m.

Ma­rit­za Cas­te­llón, ma­dre del ado­les­cen­te de­te­ni­do, re­la­tó que los agen­tes lle­ga­ron con ame­na­zas de bo­tar­les la puer­ta y afir­man­do que no ne­ce­si­ta­ban or­den pa­ra en­trar.

Cas­te­llón de­cla­ró que des­pués de ser em­pu­ja­da “sen­tí la punta me­tá­li­ca de su pis­to­la en mi pe­cho. Les di­je que am­bos so­mos per­so­nas cie­gas y es­tá­ba­mos pro­te­gi­dos por Ley 763 de los De­re­chos de las Per­so­nas con Dis­ca­pa­ci­dad y la con­ven­ción in­ter­na­cio­nal, pe­ro no me hi­cie­ron ca­so”, ase­gu­ra Cas­te­llón, quien al ha­cer la de­nun­cia se des­ma­yó.

Ella y su ma­ri­do usan­do su bas­tón blan­co, en com­pa­ñía de su hi­jo me­nor, lle­ga­ron al plan­tón que rea­li­za­ban ac­ti­vis­tas del Cen­tro Ni­ca­ra­güen­se de De­re­chos Hu­ma­nos (Ce­nidh), en el com­ple­jo ju­di­cial de Ma­na­gua, en bus­ca de apo­yo le­gal por el atro­pe­llo del que su fa­mi­lia fue víc­ti­ma.

Cas­te­llón ase­gu­ra que tan­to sus hi­jos me­no­res y los ve­ci­nos les des­cri­bie­ron a los que irrumpieron a su vi­vien­da en el ba­rrio Carlos Marx, se­ña­lan­do que es un abuso.

La abo­ga­da del Ce­nidh, Wendy Flo­res, co­men­tó que se vio­la­ron los de­re­chos ci­vi­les y hu­ma­nos de los afec­ta­dos, des­de la cap­tu­ra a una ho­ra no es­ta­ble­ci­da, a la fal­ta de pre­sen­tar una or­den de alla­na­mien­to ni de cap­tu­ra.

El Ce­nidh se mo­vi­li­zó has­ta la de­le­ga­ción po­li­cial del Dis­tri­to VI, don­de ale­ga­ron que el mu­cha­cho es­ta­ba en sus cel­das y era re­que­ri­do por el su­pues­to ro­bo de un ce­lu­lar. Que ha­bía una de­nun­cia en su con­tra del al­guien del mis­mo ba­rrio.

Flo­res reite­ró si bien no es­tá cla­ra la si­tua­ción, hu­bo un uso des­pro­por­cio­nal de la fuer­za po­li­cial y no es acep­ta­ble es­te ti­po de mal­tra­tos du­ran­te la ac­ción po­li­cial con­tra los pa­dres.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Nicaragua

© PressReader. All rights reserved.