Re­vés pa­ra Lu­la, la jus­ti­cia de­nie­ga re­cur­so pa­ra evi­tar even­tual pri­sión

El Su­pe­rior Tri­bu­nal de Jus­ti­cia (STJ) de Bra­sil de­ne­gó ano­che el re­cur­so que ho­ras an­tes ha­bía pre­sen­ta­do el ex­pre­si­den­te Lu­la da Sil­va pa­ra evi­tar su even­tual pri­sión, lo que com­pli­ca las co­sas al lí­der de la iz­quier­da tras su con­de­na a do­ce años de pri

ABC Color - - INTERNACIONALES -

BRA­SI­LIA (AFP). “El re­ce­lo de un pro­ce­di­mien­to ile­gal y la po­si­bi­li­dad de una in­me­dia­ta pri­sión no pa­re­cen pre­sen­tes (...), lo que es su­fi­cien­te pa­ra des­es­ti­mar el pe­di­do pre­ven­ti­vo” , es­cri­bió el juez del El Su­pe­rior Tri­bu­nal de Jus­ti­cia, Hum­ber­to Mar­tins.

La de­ci­sión del juez lle­gó po­co des­pués de que los abo­ga­dos de Lu­la pre­sen­ta­ran un re­cur­so de “ha­beas cor­pus” an­te el STJ, pa­ra per­mi­tir que el ex­man­da­ta­rio (2003-2010) si­ga re­cu­rrien­do en li­ber­tad su con­de­na por co­rrup­ción y la­va­do de di­ne­ro dic­ta­da la se­ma­na pa­sa­da por un tri­bu­nal de ape­la­cio­nes de Por­to Ale­gre (sur).

Lu­la fue con­de­na­do por re­ci­bir un apar­ta­men­to de la cons­truc­to­ra OAS a cam­bio de fa­vo­re­cer­la con con­tra­tos en la es­ta­tal Petrobras, cen­tro de una os­cu­ra red de fi­nan­cia­ción ile­gal a par­ti­dos po­lí­ti­cos. El ca­so tam­bién es co­no­ci­do co­mo Pe­tro­lão, y que fue des­cu­bier­to con las in­ves­ti­ga­cio­nes de la ope­ra­ción ju­di­cial-po­li­cial de­no­mi­na­da “Lava Ja­to”.

El Tri­bu­nal Re­gio­nal Fe­de­ral Nº4 (TRF4) ra­ti­fi­có la cul­pa­bi­li­dad de Lu­la, con­de­na­do en ju­lio pa­sa­do a nue­ve años y me­dio de pri­sión, y tras ele­var la pe­na se­ña­ló que el lí­der del PT de­be­ría em­pe­zar a cum­plir su sen­ten­cia in­me­dia­ta­men­te des­pués de ago­tar los re­cur­sos de se­gun­da ins­tan­cia, den­tro del pro­pio TRF4.

Es­to po­dría lle­var al ex­man­da­ta­rio tras las re­jas en po­cas se­ma­nas o me­ses, aun cuan­do le que­den re­cur­sos an­te tri­bu­na­les su­pe­rio­res, co­mo el STJ o la cor­te su­pre­ma. Y eso es jus­ta­men­te lo que sus abo­ga­dos que­rían im­pe­dir con el re­cur­so pre­sen­ta­do ayer con la vis­ta pues­ta en las elec­cio­nes pre­si­den­cia­les de oc­tu­bre.

Lu­la, quien li­de­ra to­das las en­cues­tas de in­ten­ción de vo­to, que­da a un pa­so de la in­ha­bi­li­ta­ción po­lí­ti­ca, aun­que el Par­ti­do de los Tra­ba­ja­do­res ha reite­ra­do que el ex­man­da­ta­rio es su úni­co can­di­da­to de ca­ra a los co­mi­cios.

El fu­tu­ro de esa pro­cla­ma­ción, sin em­bar­go, es­tá en ma­nos de los tri­bu­na­les, de­bi­do a una que ley de “Fi­cha lim­pia”, san­cio­na­da en 2010 por el pro­pio Lu­la y prohí­be ex­pre­sa­men­te que una per­so­na con­de­na­da en se­gun­da ins­tan­cia pos­tu­le a un car­go elec­ti­vo.

El abo­ga­do de Lu­la, Cris­tiano Za­nin Mar­tins, reac­cio­nó a la de­ci­sión. “La Cons­ti­tu­ción ase­gu­ra al ex­pre­si­den­te la ga­ran­tía de una pre­sun­ción de inocen­cia y el de­re­cho de re­cu­rrir una con­de­na ile­gí­ti­ma im­pues­ta sin an­ti­ci­pa­ción del cum­pli­mien­to de pe­na”, di­jo el abo­ga­do.

Subas­ta de­par­ta­men­to

El juez Ser­gio Mo­ro, quien con­de­nó en pri­me­ra ins­tan­cia, or­de­nó subas­tar el apar­ta­men­to atri­bui­do a Lu­la y de­ter­mi­nó que lo re­cau­da­do se des­ti­ne a Petrobras si la sen­ten­cia en se­gun­da ins­tan­cia es con­fir­ma­da en los tri­bu­na­les su­pe­rio­res.

El apar­ta­men­to, de tres plan­tas, se en­cuen­tra si­tua­do en el bal­nea­rio de Gua­ru­já, en el es­ta­do de São Pau­lo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.