EE.UU. y Cu­ba prue­ban mé­to­do con­tra el cán­cer

Dis­tan­tes en el te­rreno po­lí­ti­co pe­ro jun­tos en la in­ves­ti­ga­ción cien­tí­fi­ca, Cu­ba y EE.UU. pro­mo­ve­rán, con su pri­me­ra em­pre­sa mix­ta en bio­tec­no­lo­gía, la efi­ca­cia de una te­ra­pia an­ti­can­ce­rí­ge­na cu­ba­na y su po­si­ble uso en pa­cien­tes es­ta­dou­ni­den­ses. Ya fue p

ABC Color - - Portada -

LA HA­BA­NA (AFP).

Aún en fa­se ex­pe­ri­men­tal, el CIMA­vax-EGF –co­mo se co­no­ce al tra­ta­mien­to– dio de qué ha­blar en los úl­ti­mos me­ses, in­clu­so an­tes del anun­cio de es­te iné­di­to acuer­do, cu­yo ob­je­ti­vo es su po­ten­cial re­gis­tro en EE.UU. y su apli­ca­ción ma­si­va en los pa­cien­tes de ese país.

Ad­mi­nis­tra­do en for­ma de in­yec­ción men­sual en los cen­tros de sa­lud de la is­la des­de 2011, el tra­ta­mien­to ya fue pro­ba­do en Pa­ra­guay, Pe­rú, Sri Lan­ka, Ma­la­sia y Bos­nia.

Más que de una va­cu­na, el in­ves­ti­ga­dor del Cen­tro de In­mu­no­lo­gía Mo­le­cu­lar de La Ha­ba­na, Ores­tes San­tos, pre­fie­re ha­blar de “in­mu­no­te­ra­pia ac­ti­va” que ac­túa so­bre la pro­teí­na EGF (fac­tor de cre­ci­mien­to epi­dér­mi­co).

“El tu­mor del cán­cer de pul­món ne­ce­si­ta el EGF pa­ra su cre­ci­mien­to y pro­li­fe­ra­ción, y lo que hi­ci­mos en nues­tro cen­tro fue desa­rro­llar un pro­duc­to que ge­ne­ra an­ti­cuer­pos con­tra esa pro­teí­na”, ex­pli­ca San­tos.

“Es un ar­ma más en la lu­cha con­tra el cán­cer, que se com­bi­na con otras ar­mas te­ra­péu­ti­cas co­mo pue­de ser la qui­mio­te­ra­pia”, aña­de.

In­te­re­sa­do en es­te tra­ta­mien­to, el Ros­well Park Can­cer Cen­ter, con se­de en Nue­va York, con­tac­tó con el cen­tro cu­bano en 2015, du­ran­te una mi­sión co­mer­cial de EE.UU. a la is­la en me­dio del his­tó­ri­co des­hie­lo en­tre los an­ti­guos enemi­gos de la Gue­rra Fría.

“Hoy, más de 5.000 pa­cien­tes de dis­tin­tas par­tes del pla­ne­ta uti­li­zan la in­mu­no­te­ra­pia ac­ti­va con el CIMA­vax”, sub­ra­ya la doc­to­ra So­rai­da Acos­ta, directora del de­par­ta­men­to de en­sa­yos clí­ni­cos en un hos­pi­tal de San­tia­go de Cu­ba.

Pa­ra Nils Gra­ber, de la Es­cue­la de Es­tu­dios Su­pe­rio­res en Cien­cias So­cia­les de Pa­rís y au­tor de una te­sis so­bre la in­no­va­ción cien­tí­fi­ca cu­ba­na, la is­la es pio­ne­ra en la lu­cha con­tra el cán­cer, pe­ro “el tra­ta­mien­to me­diá­ti­co res­pec­to a Cu­ba ha si­do siem­pre bi­na­rio y ma­ni­queo, con anun­cios del des­cu­bri­mien­to de un tra­ta­mien­to mi­la­gro­so y del otro la­do, con ar­tícu­los que bus­can de in­me­dia­to des­ca­li­fi­car es­tu­dios cu­ba­nos”.

En el ca­so del CIMA­vax, “es fal­so, no hay un tra­ta­mien­to mi­la­gro­so desa­rro­lla­do en Cu­ba, sino si­mi­lar al que se ha­ce en otros lu­ga­res”, pues mu­chos cien­tí­fi­cos en el mun­do es­tán apos­tan­do por la in­mu­no­te­ra­pia (que con­sis­te en ac­ti­var el sis­te­ma in­mu­no­ló­gi­co del pa­cien­te) pa­ra com­ba­tir el cán­cer. Es­ta téc­ni­ca, des­cu­bier­ta por el es­ta­dou­ni­den­se Ja­mes P. Alli­son y el ja­po­nés Ta­su­ku Hon­jo, aca­ba de ser co­ro­na­da con el pre­mio No­bel de Me­di­ci­na.

El CIMA­vax se ba­sa en un “me­ca­nis­mo úni­co”, pues de­ja “mo­rir de ham­bre a las cé­lu­las can­ce­ro­sas” , ase­gu­ra el di­rec­tor de desa­rro­llo cien­tí­fi­co del Ros­well Park, Doug Ples­sin­ger.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.