Re­vo­can li­ber­tad de pre­sun­to nar­co re­que­ri­do por la jus­ti­cia uru­gua­ya

Cé­sar San­tia­go Mo­rel Roa, hi­jo de la exgobernadora car­tis­ta de Caa­za­pá Ce­li­na Roa de Mo­rel y re­cla­ma­do por la jus­ti­cia uru­gua­ya por nar­co­trá­fi­co, vol­vió a la cár­cel. Una cá­ma­ra de ape­la­ción de Vi­lla­rri­ca ha­bía re­vo­ca­do la re­so­lu­ción que le otor­gó me­di­das

ABC Color - - Judiciales Y Policiales -

CAA­ZA­PÁ (An­to­nio Ca­ba­lle­ro, co­rres­pon­sal). Jun­to a Cé­sar San­tia­go Mo­rel Roa tam­bién es re­cla­ma­do por la jus­ti­cia uru­gua­ya el exin­ten­den­te de Caa­za­pá, Francisco Ni­co­lás Sa­rub­bi Bri­zue­la, quien se­ría pro­te­gi­do del ac­tual go­ber­na­dor de ese de­par­ta­men­to, Pe­dro Díaz Verón. Es­te úl­ti­mo es her­mano del ex­fis­cal ge­ne­ral del Es­ta­do Ja­vier Díaz Verón, hoy día re­clui­do en la cár­cel mi­li­tar de Vi­ñas Cue, pro­ce­sa­do por ca­so de en­ri­que­ci­mien­to ilí­ci­to des­de la fun­ción pú­bli­ca.

Sa­rub­bi Bri­zue­la es her­mano del ac­tual dipu­tado por la “Alian­za Ga­nar”, Ro­que Sa­rub­bi y que­dó en evi­den­cia en el en­vío de gran­des can­ti­da­des de ma­rihua­na ha­cia Uru­guay cuan­do la avio­ne­ta en la que se ha­cían es­tas re­me­sas, pi­lo­ta­da por Juan Do­min­go Viveros Car­tes, tío del ex­pre­si­den­te Ho­ra­cio Car­tes, fue cap­tu­ra­da en la lo­ca­li­dad uru­gua­ya de Ce­bo­lla­ti.

El GPS de la na­ve per­mi­tió des­cu­brir que ha­bía des­pe­ga­do de la ha­cien­da “San Mar­tín”, ubi­ca­da en el dis­tri­to de Caa­za­pá y per­te­ne­cien­te al exin­ten­den­te.

En agos­to de 2013, los or­ga­nis­mos de se­gu­ri­dad uru­gua­yos efec­tua­ron un ope­ra­ti­vo de gran en­ver­ga­du­ra de­no­mi­na­do “Way­ra”, que per­mi­tió des­ba­ra­tar una red que se de­di­ca­ba al trá­fi­co de ma­rihua­na y ar­mas des­de Paraguay. Du­ran­te los pro­ce­di­mien­tos ca­ye­ron va­rios nar­co­tra­fi­can­tes y se in­cau­tó una gran can­ti­dad de dro­gas y ar­mas.

Viveros Car­tes fue in­ter­cep­ta­do en pleno vue­lo, cuan­do pi­lo­ta­ba una avio­ne­ta que trans­por­ta­ba una im­por­tan­te can­ti­dad de “hier­ba” y fue obli­ga­do a ate­rri­zar en Ce­bo­lla­ti. Sin em­bar­go, Mo­rel Roa y Sa­rub­bi Bri­zue­la, lo­gra­ron eva­dir a los agen­tes uru­gua­yos y re­gre­sa­ron al Paraguay, don­de fue­ron de­te­ni­dos cuan­do la Jus­ti­cia cha­rrúa or­de­nó la cap­tu­ra in­ter­na­cio­nal de am­bos por nar­co­trá­fi­co.

Pe­ro am­bos lo­gra­ron re­cu­pe­rar su li­ber­tad con me­di­das al­ter­na­ti­vas que con­si­guie­ron gra­cias a las influencias po­lí­ti­cas de sus alle­ga­dos, muy cer­ca­nos al cartismo. Aho­ra con el cam­bio de Go­bierno, una cá­ma­ra de ape­la­ción de Vi­lla­rri­ca re­vo­có las me­di­das de Mo­rel Roa, por lo que tu­vo que re­gre­sar a pri­sión.

Sin blin­da­je po­lí­ti­co

Francisco Ni­co­lás Sa­rub­bi Bri­zue­la con­ti­núa li­bre, pe­ro va­rios sec­to­res po­lí­ti­cos de Caa­za­pá ase­gu­ra­ron que ya no cuen­ta con la “pro­tec­ción” de Díaz Verón y del blin­da­je po­lí­ti­co que le brin­da­ba su her­mano y aho­ra dipu­tado de Alian­za Ga­nar.

Por otra par­te, al­gu­nas fuen­tes men­cio­nan que Mo­rel Roa se dio por de­te­ni­do al en­te­rar­se de que le re­vo­ca­ron sus me­di­das, de­bi­do a que es­ta­ba cons­tru­yen­do una es­ta­ción de ser­vi­cio en un lu­gar pri­vi­le­gia­do de la ciu­dad de San Juan Ne­po­mu­ceno, pre­sun­ta­men­te fi­nan­cia­do con di­ne­ro pro­ve­nien­te del nar­co­trá­fi­co y es­tan­do pró­fu­go ha­bría si­do di­fí­cil lle­var ade­lan­te la obra.

Se­ña­la­ron que so­lo por eso de­ci­dió en­tre­gar­se nue­va­men­te a la Jus­ti­cia.

Francisco Ni­co­lás Sa­rub­bi Bri­zue­la, exin­ten­den­te. Par­te de la dro­ga y ar­mas que las au­to­ri­da­des uru­gua­yas in­cau­ta­ron du­ran­te el me­ga­ope­ra­ti­vo “Way­ra” efec­tua­do en el 2013.

Cé­sar San­tia­go Mo­rel Roa, pre­sun­to nar­co en­car­ce­la­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.