No te creas tan im­por­tan­te

Extra (Paraguay) - - Actualidad - Por Hu­go Ba­rrios @Hu­gue­lli

No te creas tan im­por­tan­te vos, em­plea­do pú­bli­co pla­ni­lle­ro que vi­vís gra­cias al di­ne­ro del pue­blo sin ha­cer na­da a fa­vor de la ciu­da­da­nía, que por ser ahi­ja­do de al­gún man­gu­ru­yú suc­cio­nás año a año nues­tra pla­ta.

No te creas tan im­por­tan­te vos, par­la­men­ta­rio que te­nés un se­gu­ro den­tal de más de 1 mi­llón y me­dio de gua­ra­níes men­sua­les y no te­nés la ver­güen­za su­fi­cien­te pa­ra ne­gar­te a re­ci­bir ese be­ne­fi­cio que no te co­rres­pon­de. Te re­sul­ta gra­tis ex­hi­bir una son­ri­sa pos­ti­za por­que de he­cho sos fal­so y tu mo­ral es or­to­pé­di­ca.

No te creas tan im­por­tan­te, vos, ciu­da­dano in­cons­cien­te que ma­ne­jás co­mo si­mio en las ca­lles, arro­jás ba­su­ra don­de se te can­te y cuan­do llue­ve, pa­ra que tus re­si­duos tran­quen el de por sí ya ob­so­le­to sis­te­ma plu­vial de la ciu­dad.

No te creas tan im­por­tan­te nde ma­chi­ru­lo inú­til y co­bar­de que le pe­gás a tu no­via, pa­re­ja o es­po­sa, que ha­cés pa­sar ver­güen­za a los de tu gé­ne­ro por tu ma­chis­mo arrui­na­do y ri­dícu­lo, que fo­men­ta la vio­len­cia des­me­di­da e in­mi­se­ri­cor­de en los ho­ga­res.

“No te creas tan im­por­tan­te nde, hu­rre­ro que de­fen­dés a ca­pa y es­pa­da a po­lí­ti­cos co­rrup­tos”

No te creas tan im­por­tan­te vos pro­vi­da o proabor­to re­cal­ci­tran­te que con­si­de­rás co­mo vá­li­da so­lo tu idea y no la de los de­más y sem­brás un odio in­ne­ce­sa­rio en una so­cie­dad de por sí ya hos­til. Bas­tan­tes di­vi­sio­nes hay con los par­ti­dos, pe­ro vos no­más loo te­nés la ra­zón. Ha­blan­do de eso: No te creas tan im­por­tan­te nde, hu­rre­ro que de­fen­dés a ca­pa y es­pa­da a po­lí­ti­cos co­rrup­tos y sos cóm­pli­ce de sus “tra­ga­das”, que ven­dés por 50 mil o 100 mil tu vo­to, te vol­vés lo­co por el co­lor de un tra­po y no apo­yás las mo­vi­li­za­cio­nes ci­vi­les cuan­do las au­to­ri­da­des de turno nos jo­den des­de el si­llón del po­der.

No te creas tan im­por­tan­te nde, mo­to­cho­rro pla­ga, por tu cul­pa hay hom­bres, mu­je­res, abue­los y ni­ños trau­ma­dos en las ca­lles, te­me­ro­sos de ser tu pró­xi­ma víc­ti­ma.

Nun­ca una can­ción de Da­mas Gra­tis me ins­pi­ró tan­to.

Ya tú sa­bes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.