Na­ce una es­tre­lla

Ella iba tras un sue­ño: su pro­pio dis­co. Y pa­ra al­can­zar­lo, con­quis­tó en vi­vo a un au­di­to­rio que ade­más le da hoy la po­si­bi­li­dad de que sus te­mas se escuchen en to­das las pla­ta­for­mas di­gi­ta­les.

Ultima Hora - Vida - - En Pocas Palabras -

S u voz, sus can­cio­nes pro­pias y una fe arro­lla­do­ra. Es­tos son pi­la­res que sus­ten­ta­ron la con­sa­gra­ción de Ruth Mora (30) en el cer­ta­men de Mu­sic Re­cord Con­test. “Pa­ra mí re­pre­sen­tó un gran sal­to el te­ner es­ta opor­tu­ni­dad de de­mos­trar mi ar­te y mis te­mas al pú­bli­co. En esa ins­tan­cia pu­de es­tar en con­tac­to con des­ta­ca­dos mú­si­cos y otras per­so­nas que tra­ba­jan por el rock y pop na­cio­na­les”, di­ce la ar­tis­ta, cu­yas me­lo­días se es­cu­chan en iTu­nes, Soun­dc­loud, Spo­tify, en­tre otros si­tios.

Ruth em­pe­zó a re­co­rrer la sen­da que la lle­vó al triun­fo ha­ce más de cua­tro me­ses, cuan­do se ins­cri­bió pa­ra el con­cur­so. Lue­go de ser se­lec­cio­na­da fue su­peran­do eta­pas, com­pi­tien­do con otro can­tan­te du­ran­te ca­da se­ma­na. El triun­fo fue de­ter­mi­na­do por un ju­ra­do que eva­luó las cua­li­da­des de los ar­tis­tas que com­pe­tían en­tre ellos.

“En ca­da ron­da, mi idea era su­bir al es­ce­na­rio y po­ner to­do mi co­ra­zón. Trans­mi­tir des­de ahí a la gen­te lo que sen­tía cuan­do com­po­nía. Mis te­mas son una for­ma de co­mu­ni­car­me con los que me es­cu­chan y ex­pre­sar­les lo que hay en mí. Y creo que eso lo sen­tía el pú­bli­co en ca­da ron­da que iba su­peran­do”, ex­pli­ca. Pa­ra ella, el mo­men­to más emo­cio­nan­te fue lle­gar a la fi­nal, en la cual com­pi­tió con­tra Ni­col Az, quien lle­va más de una dé­ca­da de tra­yec­to­ria en el me­dio. El fa­llo del ju­ra­do fue uná­ni­me a fa­vor de Ruth Sto­ne, nom­bre ar­tís­ti­co con el cual es co­no­ci­da la can­tan­te.

Ruth con­fie­sa que fue la pri­me­ra vez que se pre­sen­tó a un con­cur­so. Ge­ne­ral­men­te, can­ta­ba con su gru­po en pre­sen­ta­cio­nes en vi­vo en lo­ca­les y fes­ti­va­les. “Es­ta era la opor­tu­ni­dad de mi vi­da de po­der gra­bar un ma­te­rial de mi au­to­ría”, di­ce la ar­tis­ta, que em­pe­zó en los es­ce­na­rios ha­cien­do co­vers del gru­po The Cran­be­rries, una de sus prin­ci­pa­les in­fluen­cias.

Ini­cia­da en el ar­te des­de pe­que­ña, re­ci­bió in­fluen­cias de su pa­dre en el gus­to por el rock y otros es­ti­los mu­si­ca­les. Su ma­dre, Romy, es fa­ná­ti­ca de Queen y su pa­pá le hi­zo co­no­cer las raí­ces del blues. Co­men­ta que en sus le­tras bus­ca re­fle­jar su per­so­na­li­dad, sus me­tas y tras­mi­tir mu­cho amor y la pa­sión que sien­te ha­cia el ar­te, sin de­jar de la­do las cues­tio­nes so­cia­les. Y co­mo cris­tia­na, se­ña­la que en la ma­yo­ría de sus te­mas ha­bla de la bús­que­da per­ma­nen­te de Dios.

El dis­co sal­drá a la ca­lle en unos cin­co me­ses y con­ten­drá 10 te­mas pro­pios de la ga­na­do­ra del cer­ta­men. Mien­tras Ruth, ma­dre de Sa­ra, de tres años, si­gue vi­vien­do la fe­li­ci­dad in­con­men­su­ra­ble de es­te mo­men­to y tie­ne co­mo me­ta re­to­mar la ca­rre­ra de Psi­co­lo­gía en la UNA. Se­gui­rá com­po­nien­do más can­cio­nes, que es­pe­ra se escuchen no so­lo acá sino tam­bién en el ex­te­rior. Y co­mo se ve, los sue­ños pue­den ha­cer­se reali­dad.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.