Abue­los

Ultima Hora - Vida - - En Pocas Palabras -

os ni­ños de hoy apren­den a usar un ce­lu­lar a los tres años, y una compu­tado­ra más o me­nos a esa edad o un par de años des­pués. La gen­te uti­li­za hoy un len­gua­je que ha­ce 10 ó 20 años hu­bie­se si­do po­co usual o que in­clu­so no exis­tía. Por ejem­plo, se ha­bla tan co­rrien­te­men­te de Facebook, What­sApp o Twit­ter co­mo si fue­ran he­rra­mien­tas que exis­tie­ron siem­pre, pe­ro hu­bo una épo­ca en la que se ubi­ca­ba a las per­so­nas úni­ca­men­te por lí­nea ba­ja, los do­cu­men­tos se re­dac­ta­ban con má­qui­na de es­cri­bir y el fax era el me­dio pa­ra en­viar la co­pia de un archivo.

Lo que pa­ra unos es de lo más ru­ti­na­rio, co­mo el uso de una compu­tado­ra o un smartp­ho­ne, pa­ra otros es to­do un desafío, ya sea por­que nun­ca les lla­mó la aten­ción o por­que cre­cie­ron en una épo­ca aje­na a es­tas tec­no­lo­gías. Eloy Va­llo­ve­ra (74) se desem­pe­ña co­mo ven­de­dor de se­gu­ros y es­tá ha­cien­do un cur­so de in­for­má­ti­ca pa­ra adul­tos ma­yo­res en el Cen­tro Pa­ra­gua­yo Ja­po­nés (CPJ). “Cuan­do tra­ba­já­ba­mos en la ofi­ci­na, no te­nía­mos es­tos ade­lan­tos. Re­cién en la dé­ca­da del 90, las se­cre­ta­rias co­men­za­ron a usar las pri­me­ras má­qui­nas, y la gen­te te­nía mie­do por­que creía que si ve­nía la compu­tado­ra, mu­chos se iban a que­dar sin em­pleo. Mien­tras tra­ba­jé en la par­te ad­mi­nis­tra­ti­va nun­ca to­qué una PC; me in­tere­sa­ba, pe­ro nun­ca tu­ve la opor­tu­ni­dad. Aho­ra quie­ro es­tar a la al­tu­ra de mis hi­jos y nie­tos, o si no, me di­gi­ta­les que­do atrás. Quie­ro ha­blar el mis­mo idio­ma que ellos”, cuen­ta. Él y sus com­pa­ñe­ros adul­tos ma­yo­res for­ma­ron el de­no­mi­na­do Gru­po Mba­re­te. Eloy se ani­mó a ins­cri­bir­se el año pa­sa­do Co­lo­car a la edad co­mo un obs­tácu­lo pa­ra y es­tá muy a gus­to des­de en­ton­ces. apren­der co­sas nue­vas no es al­go que en­ca­je Él ya ha­bía asis­ti­do a un cur­so en otro lu­gar, pe­ro co­mo allí tam­bién con es­te par­ti­cu­lar gru­po de adul­tos ma­yo­res

es­tu­dia­ban jó­ve­nes, la ex­pe­rien­cia fue que es­tu­dian in­for­má­ti­ca. Co­noz­ca la his­to­ria di­fe­ren­te. “Ellos ha­cían vo­lar la compu­tado­ra y yo que­da­ba muy atra­sa­do, de tres de ellos.

en­ton­ces no fun­cio­na­ba el te­ma. No­so-

MO­TI­VOS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.