DÚO DI­NÁ­MI­CO

Ultima Hora - Vida - - Zapping -

Es­te par de her­ma­ni­tos se com­ple­men­tan en ca­rác­ter. Ste­fan (4) es la cal­ma y San­tino (3), el te­rre­mo­to. Ape­nas lo­gran per­ma­ne­cer sen­ta­dos y quie­tos. Son el cla­ro ejem­plo de que los chi­cos pue­den abu­rrir­se rá­pi­do y no tie­nen fil­tros pa­ra ex­pre­sar cuan­do al­go no les gus­ta. ¿No es eso aca­so lo me­jor de ser ni­ños?

Ya des­de muy tem­prano, a San­tino le gus­ta gas­tar bro­mas. Él ase­gu­ra que cuan­do se que­dan en ca­sa, mien­tras sus pa­dres sa­len a tra­ba­jar, es­tán so­los con su pe­rro, Ray, un di­mi­nu­to shih tzu, y con la “co­ne­ja ne­na” que se lla­ma Ru­bid. Ellos asis­ten al co­le­gio Las Al­me­ni­tas: allí jue­gan en el are­ne­ro y, de vez en cuan­do, los pro­fe­so­res los man­dan a pen­sar cuan­do se por­tan mal.

“Pa­pá tra­ba­ja en su ca­mio­ne­ta”, di­ce Ste­fan y “ma­má sa­ca san­gre a la gen­te”, agre­ga San­tino. Es­ta es la vi­sión de am­bos de la pro­fe­sión de ve­te­ri­na­rio –via­ja mu­cho–, de su pa­dre, y bio­quí­mi­ca, de su ma­dre.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.