Pa­ra­guay bus­ca es­pa­cio

Un pro­yec­to que in­vo­lu­cra a téc­ni­cos na­cio­na­les as­pi­ra a ubi­car a Pa­ra­guay en la era es­pa­cial. La con­cre­ción del pri­mer sa­té­li­te pa­ra­gua­yo se es­tá ges­tan­do en la­bo­ra­to­rios en los que ex­per­tos com­pa­trio­tas po­nen a prue­ba sus ca­pa­ci­da­des crea­ti­vas.

Ultima Hora - Vida - - Zapping -

El horizonte es­tá a unos cua­tro años de dis­tan­cia. Ese es el pla­zo que los pro­yec­tis­tas del sa­té­li­te pa­ra­gua­yo se han pues­to co­mo me­ta pa­ra te­ner lis­to el pri­mer ar­te­fac­to ae­ro­es­pa­cial na­ci­do en el país y pa­ra po­ner­lo en ór­bi­ta. Pa­ra­guay bus­ca ocu­par el es­pa­cio que le co­rres­pon­de.

La idea del sa­té­li­te pro­pio na­ció en 2015, cuan­do pro­fe­sio­na­les pa­ra­gua­yos del Cen­tro de In­no­va­ción en Tec­no­lo­gía Ener­gé­ti­ca (CI­TE), de­pen­dien­te del Par­que Tec­no­ló­gi­co Itai­pú (PTI), se pu­sie­ron en con­tac­to con una em­pre­sa ar­gen­ti­na de al­ta tec­no­lo­gía.

“Es­tá­ba­mos desa­rro­llan­do un pro­yec­to pa­ra sen­tar las ba­ses de la po­lí­ti­ca ener­gé­ti­ca de Pa­ra­guay. Es­te tra­ba­jo lo rea­li­za­mos con el Con­se­jo Na­cio­nal de Ener­gía Ató­mi­ca de Ar­gen­ti­na, Fun­da­ción Ba­ri­lo­che”, em­pie­za a re­la­tar En­ri­que Bu­zar­quis, res­pon­sa­ble téc­ni­co de la ini­cia­ti­va.

EM­PIE­ZA EL VUE­LO

Es­tan­do en Ba­ri­lo­che, con mo­ti­vo del tra­ba­jo men­cio­na­do, el gru­po vi­si­tó la se­de de In­ves­ti­ga­ción Apli­ca­da So­cie­dad del Es­ta­do (In­vap), una em­pre­sa que tra­ba­ja des­de ha­ce 40 años con to­do lo re­la­cio­na­do al desa­rro­llo tec­no­ló­gi­co, co­mo cen­tra­les nu­clea­res, ra­da­res y, en los úl­ti­mos años, mi­sio­nes sa­te­li­ta­les.

Por ejem­plo, los sa­té­li­tes Ar­sat-1 y Ar­sat-2 fue­ron desa­rro­lla­dos allí. Los téc­ni­cos pa­ra­gua­yos se fa­mi­lia­ri­za­ron con va­rios em­pren­di­mien­tos y tu­vie­ron es­pe­cial in­te­rés en los pro­yec­tos sa­te­li­ta­les.

Pe­ro co­mo en ese mo­men­to el ob­je­ti­vo de la mi­sión era otro, los pro­fe­sio­na­les com­pa­trio­tas op­ta­ron por “guar­dar den­tro del ca­jón” las ideas que ahí sur­gie­ron. Ya lle­ga­ría el mo­men­to de desa­rro­llar­las.

En el mun­do hay más de una cin­cuen­te­na de paí­ses que po­seen sa­té­li­tes, de usos y pro­pó­si­tos di­ver­sos, y es Ru­sia, la prin­ci­pal he­re­de­ra de la URSS, la que lle­va la de­lan­te­ra en can­ti­dad de apa­ra­tos en ór­bi­ta. En Su­da­mé­ri­ca (ex­cep­tuan­do las Gua­ya­nas), to­dos los paí­ses tie­nen al me­nos un sa­té­li­te; Pa­ra­guay es el úni­co que has­ta el mo­men­to no po­see nin­guno.

El in­te­rés pa­ra­gua­yo en el es­pa­cio ex­te­rior se ma­ni­fes­tó ofi­cial­men­te en 2014, cuan­do a tra­vés de la ley n.º 5151 se creó la Agen­cia Es­pa­cial del Pa­ra­guay, en­ti­dad au­tár­qui­ca en­car­ga­da de ela­bo­rar re­gla­men­tos re­la­cio­na­dos con la ac­ti­vi­dad ae­ro­es­pa­cial, ade­más de un Pro­gra­ma Na­cio­nal Sa­te­li­tal, en­tre otros fi­nes.

LA OPOR­TU­NI­DAD

En agos­to del año pa­sa­do, el Con­se­jo Na­cio­nal de Cien­cia y Tec­no­lo­gía (Co­nacyt) abrió un con­cur­so pa­ra ele­gir pro­yec­tos que be­ne­fi­cien a la so­cie­dad pa­ra­gua­ya en ge­ne­ral, y fi­nan­ciar­los. “Se nos ocu­rrió par­ti­ci­par con el PTI, aso­cia­do a In­vap, y pre­sen­ta­mos nues­tro plan pa­ra desa­rro­llar la pri­me­ra mi­sión sa­te­li­tal del Pa­ra­guay”, re­cuer­da Bu­zar­quis.

La pre­sen­ta­ción se hi­zo en oc­tu­bre del año pa­sa­do; en ju­lio último el Co­nacyt les co­mu­ni­có a los téc­ni­cos de CI­TE que su pro­yec­to fue uno de los ad­ju­di­ca­dos. A par­tir de en­ton­ces se su­ce­die­ron las reunio­nes con la en­ti­dad de apo­yo. En es­te mo­men­to los pro­yec­tis­tas se en­cuen­tran aguar­dan­do que el con­se­jo ter­mi­ne de eva­luar to­dos los pro­yec­tos pre­sen­ta­dos, que son más de 400.

Des­pués de es­ta ins­tan­cia, en la se­gun­da eta­pa, se pre­vé la fir­ma del con­tra­to en­tre el PTI y el Co­nacyt pa­ra el pos­te­rior des­em­bol­so del di­ne­ro pa­ra desa­rro­llar el pro­yec­to. El con­se­jo apor­ta­rá G. 898.000.000, mien­tras que la con­tra­par­ti­da se­rá de unos G. 400.000.000, to­ta­li­zan­do al­re­de­dor de G 1.300.000.000.

La du­ra­ción de la par­te ini­cial del pro­yec­to es de 12 me­ses, a par­tir de la fir­ma del con­tra­to. En es­ta eta­pa el ob­je­ti­vo es rea­li­zar un es­tu­dio de fac­ti­bi­li­dad pa­ra el desa­rro­llo de la pri­me­ra mi­sión sa­te­li­tal pa­ra­gua­ya. “Al ca­bo de es­te pla­zo, te­ne­mos que sa­ber a cien­cia cier­ta cuál es el sa­té­li­te que más le con­vie­ne a Pa­ra­guay”, afir­ma el téc­ni­co.

De­ter­mi­nar qué con­fi­gu­ra­ción de­be te­ner el sa­té­li­te que se va a cons­truir es la ta­rea sub­si­guien­te. Y no se­rá fá­cil, ade­lan­ta Bu­zar­quis. El apa­ra­to po­dría te­ner una fi­na­li­dad me­teo­ro­ló­gi­ca, de co­mu­ni­ca­cio­nes, de trans­mi­sión de imá­ge­nes, da­tos y otros.

“Co­mo so­mos una fun­da­ción, lo que que­re­mos es que se be­ne­fi­cie la so­cie­dad. ¿Có­mo? A tra­vés de la te­le­du­ca­ción, la te­le­me­di­ci­na. Se pue­de con­tar con un nue­vo sis­te­ma de aler­ta tem­pra­na a par­tir de imá­ge­nes sa­te­li­ta­les”, ma­ni­fies­ta el pro­fe­sio­nal.

Por aho­ra, Pa­ra­guay de­pen­de tec­no­ló­gi­ca­men­te de otros paí­ses, a cu­yos sa­té­li­tes de­be­mos re­cu­rrir pa­ra trans­mi­tir da­tos, co­mo ocu­rre en el ca­so de la em­pre­sa de te­le­fo­nía Co­pa­co. Con un apa­ra­to pro­pio, la es­ta­tal ten­drá au­to­no­mía.

Ade­más, si­guien­do el ca­so ci­ta­do por Bu­zar­quis, co­mo país va­mos a ac­ce­der a in­for­ma­cio­nes que ya re-

Ob­je­ti­vos Las fun­cio­nes de los sa­té­li­tes pue­den ser:

Cien­tí­fi­cas: por ejem­plo, es­tu­dio del es­pa­cio, de la ra­dia­ción, de los pla­ne­tas, et­cé­te­ra.

Apli­ca­das: co­mo la ob­ser­va­ción me­teo­ro­ló­gi­ca, el es­pio­na­je mi­li­tar, las te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes, et­cé­te­ra.

ci­bi­mos ac­tual­men­te, por ejem­plo, cuan­do se acer­ca un fren­te de tor­men­ta, pe­ro lo ha­re­mos sin de­pen­der de otras na­cio­nes.

“La idea que te­ne­mos con In­vap es sos­te­ner una se­rie de reunio­nes con to­dos los vin­cu­la­dos o in­tere­sa­dos en ex­plo­tar un sa­té­li­te; y en ba­se a las ne­ce­si­da­des y al apor­te que pue­da ha­cer ca­da en­ti­dad, ten­dre­mos que ver cuál es la me­jor op­ción”, ase­gu­ra.

Asi­mis­mo, des­de que na­ció la idea, el ob­je­ti­vo de los pro­fe­sio­na­les pa­ra­gua­yos es que el sa­té­li­te sea ma­ne­ja­do des­de Pa­ra­guay y por com­pa­trio­tas, al­go que no ocu­rre con otros paí­ses de la re­gión. Por ca­so, los bo­li­via­nos no ma­ne­jan en su to­ta­li­dad su sa­té­li­te, sino que esa ta­rea la rea­li­zan los chi­nos, con quie­nes nues­tros ve­ci­nos crea­ron el pri­mer apa­ra­to.

“Con es­te pro­yec­to bus­ca­mos crear un know how en Pa­ra­guay. Por eso nos aso­cia­mos con In­vap y con­for­ma­mos un equi­po téc­ni­co que in­vo­lu­cra do­cen­tes e in­ves­ti­ga­do­res de la Fa­cul­tad Po­li­téc­ni­ca de la UNA. Tam­bién nos acer­ca­mos a la Fa­cul­tad de In­ge­nie­ría. La idea es for­mar un equi­po de ma­sa crí­ti­ca”, aña­de Bu­zar­quis.

CUÁN­DO DES­PE­GA

Una vez de­fi­ni­do el ti­po de sa­té­li­te a cons­truir, em­pie­za la si­guien­te eta­pa del pro­yec­to, que con­sis­te en de­ter­mi­nar la fac­ti­bi­li­dad eco­nó­mi­ca de lan­zar un apa­ra­to al es­pa­cio. Ahí en­tra en jue­go des­de dón­de ha­cer el lan­za­mien­to, y las op­cio­nes no son mu­chas.

“En el mun­do exis­ten tres lu­ga­res de don­de se po­drían lan­zar cohe­tes. Uno es Ka­za­jis­tán, otro Es­ta­dos Uni­dos, y el res­tan­te, la Gua­ya­na Fran­ce­sa”. Otros paí­ses co­mo Reino Uni­do, Irán, Is­rael, Chi­na, Ja­pón, Co­rea del Nor­te y la In­dia tam­bién cuen­tan con pla­ta­for­mas.

Si bien el ele­men­to co­mún del lan­za­mien­to de sa­té­li­tes es la for­ma del en­vío —la

Pa­ra­guay es el úni­co país en la re­gión que no tie­ne sa­té­li­te pro­pio.

pues­ta en ór­bi­ta— exis­ten di­fe­ren­tes sis­te­mas, pues ca­da di­se­ño es es­pe­cí­fi­co, y por lo tan­to es una elec­ción que to­da­vía no pue­de ser de­ter­mi­na­da.

El pla­zo pa­ra po­ner en ór­bi­ta un apa­ra­to de ori­gen pa­ra­gua­yo tam­bién de­pen­de del ti­po ele­gi­do. Bu­zar­quis men­cio­na que “hay paí­ses que ya tie­nen ex­pe­rien­cia, co­mo Is­rael y Chi­na, ca­pa­ces de po­ner en ór­bi­ta en me­nos de seis me­ses los mi­cro­sa­té­li­tes, de me­nos de 80 ki­los”. Aho­ra, si se tra­ta de uno más com­ple­jo, con tec­no­lo­gía más avan­za­da, en­ton­ces se tar­da­ría más en lan­zar­lo al es­pa­cio, en­tre cua­tro y cin­co años.

Pe­ro no hay que apre­su­rar­se, re­co­mien­da el ex­per­to, y re­cal­ca que se de­ben se­pa­rar los pa­sos. El pri­me­ro es ter­mi­nar el es­tu­dio de fac­ti­bi­li­dad téc­ni­ca y eco­nó­mi­ca, y re­cién ahí ver cuá­les son las op­cio­nes que hay pa­ra cons­truir y lan­zar el sa­té­li­te.

La in­ver­sión ne­ce­sa­ria pa­ra el lan­za­mien­to equi­val­dría a un 60 o un 80% del cos­to del sa­té­li­te. A eso se le de­be su­mar el con­trol del ar­te­fac­to en tie­rra, cu­yo cos­to es­tá en­tre un 15 y un 20% de la in­ver­sión re­que­ri­da.

QUIÉN PO­NE Y CUÁN­TO

Pa­ra co­no­cer cuá­les son las al­ter­na­ti­vas de fi­nan­cia­mien­to, Pa­ra­guay de­be re­cu­rrir a los paí­ses con ex­pe­rien­cia en la ma­te­ria, pues ellos sa­ben dón­de bus­car los fon­dos y la ma­ne­ra de aliar­se es­tra­té­gi­ca­men­te con los in­tere­sa­dos. Se­ría muy apre­su­ra­do de­cir cuán­to va a cos­tar y quién va a pa­gar, ad­vier­te Bu­zar­quis. “Aho­ra mis­mo, Pa­ra­guay no po­see sa­té­li­te, pe­ro te­ne­mos guar­da­do un pe­da­zo de cie­lo que nos co­rres­pon­de. Es­te es un te­ma que in­vi­ta a so­ñar y uno pue­de pen­sar que te­ne­mos que en­viar un su­per­sa­té­li­te. Pe­ro tal vez aho­ra mis­mo no ha­ga fal­ta te­ner uno muy com­ple­jo”. Co­mo re­sal­ta el ex­per­to, a lo me­jor lo que con­vie­ne pa­ra ga­nar el es­pa­cio que te­ne­mos so­bre Pa­ra­guay es en­viar de una vez un buen sa­té­li­te y te­ner así en­tre 15 y 20 años de au­to­no­mía ae­ro­es­pa­cial, y que es­te sea el pun­ta­pié ini­cial. Que el cie­lo sea nues­tro lí­mi­te.

AN­TES QUE NO­SO­TROS. Pe­rú es uno de los paí­ses que cuen­tan con sa­té­li­te pro­pio y uno de los más re­cien­tes en lan­zar un apa­ra­to al es­pa­cio.

En ór­bi­ta Un sa­té­li­te ar­ti­fi­cial es cual­quier vehícu­lo des­ti­na­do a gi­rar en torno a un pla­ne­ta. Lle­ga al es­pa­cio me­dian­te un cohe­te (mi­sil, na­ve es­pa­cial, ae­ro­na­ve en ge­ne­ral) o des­de otro vehícu­lo es­pa­cial.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.