Per­sis­ten­cia his­tó­ri­ca

Ultima Hora - Vida - - Zapping -

A pe­sar de to­dos los avan­ces cien­tí­fi­cos de los úl­ti­mos si­glos, pa­ra mu­chos re­sul­ta in­com­pa­ti­ble que las prác­ti­cas eso­té­ri­cas con­ti­núen vi­gen­tes, por lo que atri­bu­yen su con­ti­nui­dad a la ig­no­ran­cia de la gen­te que acu­de. Exis­ten dos co­rrien­tes de pen­sa­mien­to: una es la ra­cio­nal de la mo­der­ni­dad, la cual sos­tie­ne que el ser hu­mano ha­ce su pro­pio des­tino y que el pro­gre­so es­tá en sus ma­nos. La otra es el pen­sa­mien­to so­bre el des­tino y la suer­te, que de al­gu­na ma­ne­ra mar­ca la vi­da de las per­so­nas. Es la creen­cia de que uno pue­de ma­ni­pu­lar el mun­do es­pi­ri­tual pa­ra con­se­guir fa­vo­res o ha­cer da­ño o be­ne­fi­cio. Son ma­ne­ras muy dis­tin­tas de ver el mun­do, de acuer­do con la an­tro­pó­lo­ga Ma­ri­lin Rehn­feldt. Ella no sa­be pre­ci­sar si fi­nal­men­te es­ta­mos en la mo­der­ni­dad y si eso sig­ni­fi­ca real­men­te que uno ha­ce su pro­pio des­tino, por­que fi­nal­men­te uno de­pen­de de la cla­se so­cial a la que per­te­ne­ce, de la educación que re­ci­bió, de la fa­mi­lia, de fac­to­res po­lí­ti­cos y eco­nó­mi­cos que es­tán más allá del ser hu­mano. La co­rrien­te de la for­tu­na y lo ra­cio­nal per­vi­ven den­tro de la so­cie­dad y no so­lo en la nues­tra. Es­to se re­fle­ja en la can­ti­dad de re­li­gio­nes y sec­tas que exis­ten en el mun­do. “Es tam­bién por la in­se­gu­ri­dad e in­cer­ti­dum­bre que tie­ne la hu­ma­ni­dad, que bus­ca afe­rrar­se a co­sas. ¿Cuán­tas co­sas no ha­ce­mos en pos de la creen­cia del más allá? La creen­cia de que otros se­res do­mi­nan nues­tra vi­da y po­de­mos ma­ni­pu­lar­los pa­ra que nos ha­gan un fa­vor. Lo mis­mo su­ce­de con es­ta cos­tum­bre de ir a Caa­cu­pé y pa­gar pro­me­sas. Es­tas co­sas no van a des­apa­re­cer, por­que son las for­mas que tie­ne el hom­bre pa­ra li­diar con la in­cer­ti­dum­bre. Hay quie­nes pue­den ra­cio­na­li­zar­lo y otros que no. Cuan­do las so­cie­da­des es­tán más deses­truc­tu­ra­das y exis­te más anomia so­cial, hay un es­fuer­zo gran­de del ser hu­mano de bus­car cer­te­zas y se bus­ca es­te ti­po de co­sas”, sos­tie­ne la an­tro­pó­lo­ga.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.