Tes­ti­gos de hie­lo

Apa­ren­te­men­te son so­lo enor­mes tro­zos de hie­lo, pe­ro en reali­dad cons­ti­tu­yen una im­por­tan­te fuente de in­for­ma­ción de gran va­lor cien­tí­fi­co. Son de 18.000 años de his­to­ria, que fue­ron res­ca­ta­dos de la mon­ta­ña más al­ta de Bo­li­via: el Illi­ma­ni.

Ultima Hora - Vida - - Opinion -

De­cir adiós no tie­ne por qué ser siem­pre tris­te, co­mo en el ca­so de dos gran­des tro­zos del gla­ciar de la se­gun­da mon­ta­ña más al­ta de Bo­li­via, el Illi­ma­ni, que se­rán lle­va­dos a Eu­ro­pa pa­ra la con­ser­va­ción de los 18.000 años de his­to­ria con­te­ni­da en su in­te­rior y que se po­drá des­ci­frar en el fu­tu­ro.

Es­tos tes­ti­gos de hie­lo se ex­tra­je­ron del ne­va­do cer­cano a La Paz —cu­yo pi­co es­tá a 6.432 me­tros so­bre el mar— por la ex­pe­di­ción Ice Me­mory y fue­ron lle­va­dos a Fran­cia pa­ra que en unos años se pue­dan con­ser­var en un gran al­ma­cén en la An­tár­ti­da; “el me­jor con­ge­la­dor del mun­do”, co­mo lo lla­ma el in­ves­ti­ga­dor fran­cés lí­der de es­ta ex­pe­di­ción cien­tí­fi­ca, Pa­trick Gi­not.

La idea era sa­car tres tro­zos igua­les, pe­ro la fuer­te ven­tis­ca y la ne­va­da —dos in­vi­ta­dos no es­pe­ra­dos en es­ta épo­ca del año— hi­cie­ron que so­lo se pu­die­ran ex­traer dos ci­lin­dros de más de 140 me­tros de lar­go y 10 cen­tí­me­tros de diá­me­tro, y una pe­que­ña mues­tra de 25 me­tros.

Tra­ba­jo ar­duo

Dos se­ma­nas es el tiem­po que Gi­not, y al­gu­nos de sus com­pa­ñe­ros, es­tu­vie­ron dur­mien­do en la cum­bre del ne­va­do; y en­tre la pri­me­ra y la se­gun­da per­fo­ra­ción, el vien­to arrasó las car­pas don­de se en­con­tra­ban los ta­la­dros, lo que lle­vó a que es­tu­vie­ran in­mo­vi­li­za­dos du­ran­te va­rios días en las tien­das de cam­pa­ña don­de acam­pa­ban.

Cuen­ta el di­rec­tor de In­ves­ti­ga­ción del Cen­tro Na­cio­nal de In­ves­ti­ga­ción Cien­tí­fi­ca (CNRS, por sus si­glas en fran­cés), Je­rô­me Chap­pe­llaz, que fue­ron ocho las per­so­nas —fran­ce­sas, ru­sas y bra­si­le­ñas— que se iban tur­nan­do arri­ba de la ci­ma.

“No es una ex­pe­di­ción, no es pa­ra ir a ha­cer cum­bre y ya, es que­dar­se y pro­du­cir cien­cia”, ex­pli­ca Cha­pe­llaz.

Al equi­po de in­ves­ti­ga­do­res se les su­ma­ron los 15 por­tea­do­res de al­tu­ra que, se­gún ex­pli­ca Chap­pe­llaz, “han he­cho has­ta 15 ve­ces ida y vuel­ta des­de el cam­po in­ter­me­dio a la cum­bre, por­tan­do en­tre 20 y 30 ki­los de tres me­tros de hie­lo con ra­chas de vien­to de 100 km/h”, pa­ra tras­la­dar por pe­da­zos los ci­lin­dros de hie­lo.

Más de 60 por­tea­do­res pro­ce­dían de la co­mu­ni­dad in­dí­ge­na Pi­na­ya, que cus­to­dia el Illi­ma­ni y ha vis­to de pri­me­ra mano có­mo es­ta mon­ta­ña ca­da vez es un po­co me­nos ne­va­da.

La se­cre­ta­ria ge­ne­ral de Pi­na­ya, Pe­tro­na Con­do­ri, agra­de­ció que la mi­sión ha­ya da­do tra­ba­jo a gen­te de la co­mu­ni­dad que no tie­ne mu­chos re­cur­sos.

Por: Ire­ne Es­cu­de­ro | Fo­tos: EFE.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Paraguay

© PressReader. All rights reserved.