SI­LLA CO­CO­NUT

Casas - - Íconos Del Diseño -

El di­se­ña­dor es­ta­dou­ni­den­se creía que el hom­bre arrui­na­ba la na­tu­ra­le­za por no se­guir sus re­glas. Así se ins­pi­ró en la cás­ca­ra de una fru­ta pa­ra crear una pie­za em­ble­má­ti­ca.

Geor­ge Nel­son (1908-1986) fue ar­qui­tec­to, di­se­ña­dor in­dus­trial y de mo­bi­lia­rio, edi­tor, es­cri­tor, teó­ri­co y ex­po­si­tor de gran in­fluen­cia en Es­ta­dos Uni­dos en ma­te­rias re­la­cio­na­das con di­se­ño in­dus­trial. Es con­si­de­ra­do uno de los fun­da­do­res del mo­vi­mien­to mo­derno es­ta­dou­ni­den­se y au­tor de pie­zas icó­ni­cas del si­glo XX. Du­ran­te más de vein­ti­cin­co años, fue di­rec­tor de di­se­ño de la em­pre­sa Her­man Mi­ller, en la cual tra­ba­ja­ron ba­jo su tu­te­la los más re­nom­bra­dos crea­do­res de la épo­ca. Fue edi­tor de las re­vis­tas “Ar­chi­tec­tu­ral Fo­rum” (1930-40), a tra­vés de la cual pro­mo­vió la ar­qui­tec­tu­ra, e “In­dus­trial De­sign” (1953), don­de es­ti­mu­ló el di­se­ño in­dus­trial.Geor­ge Nel­son es­tu­dió Ar­qui­tec­tu­ra en la Uni­ver­si­dad de Ya­le. Se gra­duó en 1928 y ob­tu­vo un se­gun­do ba­chi­lle­ra­to en Be­llas Ar­tes. En 1932, ga­nó el pres­ti­gio­so Prix de Ro­me pa­ra con­ti­nuar sus es­tu­dios de Ar­qui­tec­tu­ra en Ro­ma, lo cual le sig­ni­fi­có un sus­tan­cial pre­mio con la es­ta­día du­ran­te un año en Vi­lla Mé­di­ci. En Eu­ro­pa, co­no­ció a va­rios de los pio­ne­ros del mo­vi­mien­to mo­derno y reali­zó en­tre­vis­tas pa­ra la re­vis­ta “Pen­cil Points”, a tra­vés de la cual dio a co­no­cer la obra de Wal­ter Gro­pius, Mies van der Rohe, Le Cor­bu­sier y Gio Pon­ti a su au­dien­cia en Es­ta­dos Uni­dos.Co­mo ar­qui­tec­to, en­tre sus obras des­ta­can la Fair­child Hou­se, en Nue­va York, y el Jar­dín de la Sa­lud de la Fun­da­ción San­ta Fe, en Bogotá. Co­mo di­se­ña­dor, es au­tor de la si­lla Co­co­nut (1955), que cau­só una re­vo­lu­ción en el mo­bi­lia­rio es­ta­dou­ni­den­se por su ori­gi­nal con­cep­to. Con el apo­yo de co­la­bo­ra­do­res de su es­tu­dio, tam­bién lan­zó otras pie­zas em­ble­má­ti­cas, co­mo el so­fá Marsh­me­llow, di­se­ña­do por Ir­ving Har­per, la si­lla Pret­zel y el pri­mer es­cri­to­rio en L. Asi­mis­mo, creó con­cep­tos tan in­no­va­do­res, co­mo el shop­ping-mall, el cu­bícu­lo de ofi­ci­na, la fa­mily-room y el sto­ra­ge-wall.El ar­qui­tec­to Bill N. Lacy, di­rec­tor eje­cu­ti­vo del Pre­mio Pritz­ker en­tre 1988 y 2005, co­men­tó al­gu­na vez so­bre él: “La ma­yo­ría de la gen­te pien­sa que Geor­ge Nel­son, Char­les Ea­mes y Eliot No­yes in­ven­ta­ron el di­se­ño in­dus­trial. Es­to es, por su­pues­to, una exa­ge­ra­ción. Geor­ge lo hi­zo sin la ayu­da de los otros dos”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Peru

© PressReader. All rights reserved.