As

McGregor se juega su futuro ante Poirier en Las Vegas

- —Á. CARRERA

■ Conor McGregor no tiene red, hoy, en el UFC 264. Su pelea ante Dustin Poirier es mucho más que un pleito. El irlandés, de 32 años, se juega su futuro. Ha perdido dos de sus últimos tres combates y otro tropiezo podría ser una losa demasiado grande. Necesita ganar, no le vale otro camino. Él lo sabe y por eso se ha preparado a conciencia. Mucho gimnasio, acondicion­amiento físico... y poco calentar la pelea. De hecho, en su entorno reconocier­on que en enero “se confió” y que ahora estaba muy centrado. Es cierto, aunque en la previa la lió lanzando una patada a su rival, quien saldrá al octágono con la tranquilid­ad de haber noqueado al irlandés hace seis meses. Las opciones de Conor pasan por ahí, por corregir los errores pasados. Si recupera la distancia y la capacidad de salir rápido cuando es encerrado, tendrá opciones. Si se deja comer espacios, la ventaja es de Poirer.

Antes, será el turno para Ilia Topuria. El hispano-georgiano, de 23 años, se enfrenta al estadounid­ense Ryan Hall, uno de los peleadores más evitados en UFC. Es peligroso, pero ‘El matador’ llega convencido de noquearle.

 ??  ?? Poirer y McGregor.
Poirer y McGregor.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain