La Razón (Madrid) - A Tu Salud

¿Por qué el sis­te­ma in­mu­ni­ta­rio no res­pon­de igual fren­te al co­ro­na­vi­rus?

La fal­ta de pro­tec­ción de los pro­fe­sio­na­les sa­ni­ta­rios y el vo­lu­men de vi­rus del en­torno les ha­cen más vul­ne­ra­bles a la in­fec­ción

- E. S. CORADA ● MA­DRID Health · Viral · China · Italy · International Pharmaceutical Federation

LaLa mag­ni­tud y el vo­lu­men de ca­sos que la pan­de­mia de Co­vid-19 es­tá cau­san­do en nues­tro país, así co­mo la fal­ta de pro­tec­ción a la que se es­tán en­fren­tan­do los pro­fe­sio­na­les sa­ni­ta­rios les ha con­ver­ti­do en uno de los co­lec­ti­vos más cas­ti­ga­dos por los con­ta­gios de es­te nue­vo co­ro­na­vi­rus, con ci­fras que su­pe­ran a la de otros paí­ses que es­tán pa­san­do por es­te tran­ce, co­mo son Chi­na o Ita­lia.

Una si­tua­ción que se po­dría –y de­be­ría– pa­liar do­tán­do­les de la pro­tec­ción ade­cua­da (mas­ca­ri­llas, ba­tas im­permea­bles, ga­fas o guan­tes, por ejem­plo), pe­ro que tam­bién se ex­pli­ca por una reali­dad a la que se en­fren­tan en es­tos mo­men­tos: la al­ta car­ga vi­ral a la que dia­ria­men­te es­tán ex­pues­tos.

«La car­ga vi­ral es una for­ma de cuan­ti­fi­car la in­fec­ción por un vi­rus, que se mi­de por la es­ti­ma­ción de la can­ti­dad de par­tí­cu­las vi­ra­les en los flui­dos cor­po­ra­les co­mo, por ejem­plo, la san­gre. Es de­cir, y de una for­ma muy co­lo­quial, es la can­ti­dad del vi­rus en una mues­tra de san­gre», ex­pli­ca Car­men Pe­ña, pre­si­den­ta del Stee­ring Com­mit­tee del Ins­ti­tu­to ProPa­tiens y ex­pre­si­den­ta de la Fe­de­ra­ción

In­ter­na­cio­nal de Far­ma­céu­ti­cos (FIP).

El sis­te­ma in­mu­ni­ta­rio de ca­da uno de no­so­tros tie­ne, de ba­se, una efi­ca­cia pa­ra lu­char con­tra los or­ga­nis­mos ex­ter­nos. El he­cho de que sea más o me­nos efi­caz de­pen­de de mu­chos fac­to­res, co­mo el es­ti­lo de vi­da o el es­ta­do va­cu­na­cio­nal y que lle­va a en­fren­tar­nos de di­fe­ren­te ma­ne­ra a los va­lo­res mi­cro­bio­ló­gi­cos y bac­te­rio­ló­gi­cos del en­torno.

En con­di­cio­nes nor­ma­les nues­tro sis­te­ma in­mu­ni­ta­rio se en­fren­ta a los vi­rus que hay en nues­tra vi­da co­ti­dia­na y es ca­paz de so­bre­lle­var­lo, pue­de res­pon­der de ma­ne­ra efi­cien­te. El pro­ble­ma es cuan­do el vo­lu­men de esos vi­rus pre­sen­tes de for­ma nor­mal en el am­bien­te se mul­ti­pli­can. Es en­ton­ces cuan­do sur­ge el ries­go. Y eso es, pre­ci­sa­men­te, lo que su­ce­de en los cen­tros hos­pi­ta­la­rios, en los que el vo­lu­men de la car­ga vi­ral se ve muy am­pli­fi­ca­da.

En el en­torno hos­pi­ta­la­rio exis­te una so­bre­ex­po­si­ción, da­do que se con­cen­tra de for­ma ex­po­nen­cial el nú­me­ro de per­so­nas con pro­ce­sos vi­ra­les de to­do ti­po. Es­to es lo que pro­du­ce la vul­ne­ra­bi­li­dad de nues­tros sa­ni­ta­rios, ya que se ex­po­nen a una car­ga vi­ral muy al­ta pa­ra sal­var vi­das. Pues, co­mo no es di­fí­cil ima­gi­nar, és­ta se en­cuen­tra más al­ta en lu­ga­res con mu­chos in­fec­ta­dos co­mo son los hos­pi­ta­les o las far­ma­cias, don­de acu­de la po­bla­ción en­fer­ma.

«Los ciu­da­da­nos de­be­mos ser cons­cien­tes de que no so­mos res­pon­sa­bles del Co­vid-19 pe­ro sí lo so­mos, to­dos y ca­da uno, de ra­len­ti­zar la di­se­mi­na­ción y el con­ta­gio a tra­vés de lo que nos pi­den: el ais­la­mien­to. De es­te mo­do, re­ba­ja­re­mos la cur­va de pro­pa­ga­ción y evi­ta­re­mos nue­vos con­ta­gios, y co­mo con­se­cuen­cia evi­ta­re­mos el co­lap­so de nues­tros hos­pi­ta­les», ase­gu­ra Pe­ña.

CUIDAR A LOS CUI­DA­DO­RES

De no ha­cer­lo, ase­gu­ra, «es­ta­mos ex­po­nien­do a nues­tros pro­fe­sio­na­les que tra­ba­jan en los hos­pi­ta­les y a to­dos aque­llos que asis­ten con sus ser­vi­cios a los mis­mos. Ade­más, po­ne­mos en pe­li­gro a las per­so­nas que ne­ce­si­tan asis­ten­cia mé­di­ca, es de­cir tan­to a los en­fer­mos del Co­vid-19, co­mo al res­to de en­fer­mos cró­ni­cos o agu­dos que acu­den a los hos­pi­ta­les dia­ria­men­te en si­tua­cio­nes gra­ves (ic­tus, in­far­tos, ro­tu­ras de ca­de­ra, ac­ci­den­tes, etc.).

Por to­do lo an­te­rior, pi­de la ex­pre­si­den­ta de la Fe­de­ra­ción In­ter­na­cio­nal de Far­ma­céu­ti­cos, «ade­más de los aplau­sos, ne­ce­si­ta­mos pro­te­ger a los que nos pro­te­gen, y ha­cer­lo ase­gu­rán­do­les el ma­te­rial mé­di­co y las con­di­cio­nes de tra­ba­jo ne­ce­sa­rias con nues­tro ais­la­mien­to. Cui­de­mos a los que nos cui­dan. Por fa­vor, use­mos el sen­ti­do co­mún, de­je­mos el in­di­vi­dua­lis­mo, y mi­re­mos por los de­más, pues los de­más so­mos to­dos».

 ??  ?? Los sa­ni­ta­rios es­tán ex­pues­tos a un ma­yor gra­do de la ya al­ta car­ga vi­ral de la que nor­mal­men­te es­tán
Los sa­ni­ta­rios es­tán ex­pues­tos a un ma­yor gra­do de la ya al­ta car­ga vi­ral de la que nor­mal­men­te es­tán

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain