LA UNI­VER­SI­DAD DE SÁN­CHEZ NE­CE­SI­TA­BA DOC­TO­RES A TO­DA COS­TA

La UCJC se arries­ga­ba a per­der los tí­tu­los si no se adap­ta­ba con ra­pi­dez al plan Bo­lo­nia: pa­só de 2 te­sis a 170 en 9 años

ABC (1ª Edición) - - PORTADA - JA­VIER CHI­CO­TE

En el año 2010, dos des­pués de que Pe­dro Sán­chez fue­ra con­tra­ta­do co­mo pro­fe­sor en la Uni­ver­si­dad Ca­mi­lo Jo­sé Ce­la, se ini­ció la im­plan­ta­ción del Plan Bo­lo­nia. Ser­vía pa­ra uni­fi­car los cri­te­rios en las uni­ver­si­da­des eu­ro­peas y su­pu­so gra­ves pro­ble­mas pa­ra mu­chas de ellas, so­bre to­do las pri­va­das.

Du­ran­te la adap­ta­ción al plan, en 2007, fue mo­di­fi­ca­da la Ley Or­gá­ni­ca 6/2001, de 21 de di­ciem­bre, de Uni­ver­si­da­des. Uno de los cam­bios su­pu­so que «al me­nos el 50 por cien­to del to­tal del pro­fe­so­ra­do de­be­rá es­tar en po­se­sión del tí­tu­lo de Doc­tor y, al me­nos, el 60 por cien­to del to­tal de su pro­fe­so­ra­do doc­tor de­be­rá ha­ber ob­te­ni­do la eva­lua­ción po­si­ti­va de la Agen­cia Na­cio­nal de Eva­lua­ción de la Ca­li­dad y Acre­di­ta­ción» (Ane­ca). Con an­te­rio­ri­dad, los doc­to­res del claus­tro de pro­fe­so­res so­lo te­nían que su­mar el 25 por cien­to, por lo que la nueva nor­ma­ti­va ge­ne­ró gran­des apu­ros.

En las uni­ver­si­da­des pú­bli­cas la cuo­ta de doc­to­res era am­plia, pe­ro en la Ca­mi­lo Jo­sé Ce­la y en otros jó­ve­nes cen­tros pri­va­dos era «desas­tro­sa», re­cuer­dan va­rios pro­fe­so­res. Fun­da­da en el año 2000, la UCJC ne­ce­si­ta­ba co­mo fue­ra au­men­tar el nú­me­ro de doc­to­res, es­pe­cial­men­te en la eta­pa en la que Pe­dro Sán­chez era pro­fe­sor. En los claus­tros aca­dé­mi­cos se in­sis­tió en que el pro­fe­so­ra­do de­bía po­ner­se ma­nos a la obra pa­ra ob­te­ner el tí­tu­lo de doc­tor.

Pri­me­ros doc­to­res

En sus pri­me­ros años de fun­cio­na­mien­to, cuan­do la UCJC no te­nía pro­gra­mas de doc­to­ra­do, ne­ce­si­ta­ba con­tra­tar doc­to­res de otras uni­ver­si­da­des o que sus pro­fe­so­res le­ye­ran las te­sis en otros cen­tros edu­ca­ti­vos. En el cur­so 2007/2008 nom­bró sus dos pri­me­ros doc­to­res (fue en 2008 cuan­do el en­ton­ces rec­tor, Ra­fael Cor­tés El­vi­ra –se­cre­ta­rio de Es­ta­do pa­ra el De­por­te con Fe­li­pe Gon­zá­lez– fi­chó a Pe­dro Sán­chez). A par­tir de ahí, las ci­fras fue­ron au­men­tan­do ex­po­nen­cial­men­te, has­ta con­se­guir un to­tal de 170 te­sis leí­das en el pe­rio­do 2007/2008 2016/2017, se­gún Te­seo, la ba­se de da­tos del Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción. Sán­chez con­si­guió su doc­to­ra­do en no­viem­bre de 2012, uno de los años más pro­li­jos, cuan­do en la UCJC se le­ye­ron 21 te­sis, más del do­ble de las 9 del cur­so an­te­rior. Es­ta ci­fra so­lo se su­peró con las 27 de 2015/2016 y las 66 de 2016/2017. Hu­bo pro­fe­so­res que ha­bían fir­ma­do con­tra­tos con fe­cha de ca­du­ci­dad vin­cu­la­da a la con­se­cu­ción del doc­to­ra­do.

Un al­to car­go de la uni­ver­si­dad que coin­ci­dió con Pe­dro Sán­chez –y que ha pe­di­do el ano­ni­ma­to– re­la­ta a ABC que «es­tá­ba­mos muy por de­ba­jo en la ra­tio de doc­to­res en las fa­cul­ta­des, lo que su­pon­dría no pa­sar las acre­di­ta­cio­nes de la Ane­ca y per­der los tí­tu­los que im­par­tía­mos». La fa­cul­tad de Pe­dro Sán­chez, Cien­cias Ju­rí­di­cas y Eco­nó­mi­cas, es­ta­ba en­tre las afec­ta­das, al igual que Ar­qui­tec­tu­ra y Co­mu­ni­ca­ción.

Se­gún las fuen­tes con­sul­ta­das por ABC, Sán­chez con­tó con to­do ti­po de fa­ci­li­da­des pa­ra ob­te­ner su tí­tu­lo, in­clui­dos tra­tos de fa­vor. De he­cho, el pe­rio­dis­ta Jesús Ma­ra­ña pu­bli­có en el li­bro «Al fon­do a la iz­quier­da» (2017) que en el año 2008 Pe­dro Sán­chez «re­cu­rre a los con­tac­tos que le han pro­por­cio­na­do sus años en el Ayun­ta­mien­to y en Fe­rraz, y con­si­gue que Ra­fael Cor­tés El­vi­ra, por en­ton­ces rec­tor de la pri­va­da Uni­ver­si­dad Ca­mi­lo Jo­sé Ce­la de Madrid, le fa­ci­li­te un doc­to­ra­do y una pla­za co­mo pro­fe­sor aso­cia­do de Es­truc­tu­ra Eco­nó­mi­ca e His­to­ria del Pen­sa­mien­to Eco­nó­mi­co».

Sán­chez ma­tri­cu­ló su te­sis el 10 de fe­bre­ro de 2010 y la le­yó el 26 de no­viem­bre de 2012. En sep­tiem­bre de 2011 pu­so un tuit en el que pe­día ayu­da pa­ra la ma­te­ría so­bre las que po­co más de un año des­pués se doc­to­ra­ría: «Ten­go que es­cri­bir unas no­tas so­bre di­plo­ma­cia Eco­nó­mi­ca, al­guien pue­de acon­se­jar­me li­te­ra­tu­ra Eco­nó­mi­ca pa­ra leer? Gra­cias!».

El ac­tual pre­si­den­te del Go­bierno

«Ra­tio muy ba­ja» «La fa­cul­tad de Sán­chez es­ta­ba en­tre las que te­nían una ra­tio muy ba­ja de doc­to­res», di­cen fuen­tes uni­ver­si­ta­rias Ob­je­ti­vo, la te­sis Va­rios do­cen­tes fir­ma­ron con­tra­tos con­di­cio­na­dos a con­se­guir el tí­tu­lo de doc­tor

Tri­bu­nal inex­per­to En­tre las fa­ci­li­da­des que tu­vo Sán­chez des­ta­ca un tri­bu­nal que no pon­dría ob­je­cio­nes a su te­sis

lo­gró su tí­tu­lo, co­mo des­ve­ló ABC el pa­sa­do jue­ves, con un tri­bu­nal que ca­re­cía de ex­pe­rien­cia aca­dé­mi­ca y de co­no­ci­mien­tos en la ma­te­ria exa­mi­na­da, la di­plo­ma­cia eco­nó­mi­ca de los go­bier­nos de Jo­sé Luis Ro­drí­guez Za­pa­te­ro.

En­tre los cin­co in­te­gran­tes es­tu­vo el pro­fe­sor Santiago Pé­rez Pé­rez-Ca­ma­re­ro, de la Uni­ver­si­dad de Cas­ti­llaLa Man­cha, pe­se a que se ha­bía doc­to­ra­do el 28 de sep­tiem­bre de 2012, so­lo dos me­ses an­tes de ca­li­fi­car a Sán­chez. Su te­sis ver­sa­ba so­bre «Po­lí­ti­cas de fo­men­to y pro­mo­ción de la na­ta­li­dad en la Unión Eu­ro­pea». Es un ex­per­to en es­tu­dios so­cio-sa­ni­ta­rios.

Otros dos miem­bros del tri­bu­nal, Juan Pa­di­lla y Ale­jan­dro Blan­co, te­nían una muy bre­ve ex­pe­rien­cia co­mo doc­to­res. Pa­di­lla, pro­fe­sor de la Uni­ver­si­dad Ca­mi­lo Jo­sé Ce­la, igual que Pe­dro Sán­chez, y ac­tual di­rec­tor ge­ne­ral, se ha­bía doc­to­ra­do el 21 de sep­tiem­bre de 2011, ape­nas una año an­tes de ca­li­fi­car la te­sis de Sán­chez, y con la mis­ma di­rec­to­ra de te­sis, Ma­ría Isa­bel Ce­pe­da, co­mo prue­ba la fi­cha de Te­seo.

Tri­bu­nal en­do­gá­mi­co

El tri­bu­nal era tan en­do­gá­mi­co que otro de sus miem­bros, Ale­jan­dro Blan­co Fer­nán­dez, tam­bién fue di­ri­gi­do en su te­sis por la mis­ma pro­fe­so­ra y en la mis­ma uni­ver­si­dad. Ob­tu­vo el doc­to­ra­do el 24 de ju­nio de 2011, so­lo un año y cin­co me­ses an­tes de ca­li­fi­car la te­sis de Sán­chez.

Otro miem­bro del tri­bu­nal fue Ri­car­do Jo­sé Re­jas Mus­le­ra, pro­fe­sor de la UCJC. Re­jas te­nía más ex­pe­rien­cia co­mo doc­tor, cin­co años, pe­ro su área de co­no­ci­mien­to na­da tie­ne que ver con la ma­te­ria exa­mi­na­da. Es es­pe­cia­lis­ta en «Pro­ce­sos de ges­tión de ries­gos le­ga­les pa­ra pro­yec­tos de de­sa­rro­llo de soft­wa­re», el tí­tu­lo de su te­sis, leí­da en 2007.

Por último, la pre­si­den­ta del tri­bu­nal, Cris­ti­na Ru­za, era la de ma­yor ex­pe­rien­cia. Se ha­bía doc­to­ra­do en 2004 y te­nía un cu­rrí­cu­lum aca­dé­mi­co ex­ten­so, pe­ro en na­da re­la­cio­na­do con la di­plo­ma­cia eco­nó­mi­ca. Es es­pe­cia­lis­ta en ries­go de cré­di­to. Se­gún su cu­rrí­cu­lum ofi­cial, «ha pu­bli­ca­do di­ver­sos ar­tícu­los de in­ves­ti­ga­ción re­la­cio­na­dos con el com­por­ta­mien­to del aho­rro, aná­li­sis de ries­gos de en­ti­da­des fi­nan­cie­ras, mer­ca­dos fi­nan­cie­ros, en­deu­da­mien­to fa­mi­liar, mi­cro­fi­nan­zas (mi­cro­cré­di­tos y mi­cro­se­gu­ros) y el pro­ce­so de re­es­truc­tu­ra­ción del sis­te­ma fi­nan­cie­ro es­pa­ñol».

GUILERMO NA­VA­RRO

Cam­pus de la uni­ver­si­dad pri­va­da Ca­mi­lo Jo­sé Ce­la, en Vi­lla­nue­va de la Ca­ña­da (Madrid)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.