Cóm­pli­ces de la vio­len­cia se­xual

ABC - Alfa y Omega - - Opinión -

La en­tre­ga del No­bel de la Paz al ci­ru­jano con­go­le­ño De­nis Muk­we­ge, es­pe­cia­li­za­do en tra­tar las se­cue­las de vio­la­cio­nes, y a la ac­ti­vis­ta ya­zi­dí de Irak Nadia Mu­rad, se­cues­tra­da y ex­plo­ta­da se­xual­men­te por el Daesh, fue un ale­ga­to pa­ra aca­bar con la «in­di­fe­ren­cia que es­tá car­co­mien­do nues­tras so­cie­da­des» acer­ca del uso de la vio­len­cia se­xual co­mo ar­ma de gue­rra. Al re­co­ger el ga­lar­dón, Muk­we­ge de­nun­ció que «quie­nes eli­gen mi­rar pa­ra otro la­do son res­pon­sa­bles» de crí­me­nes atro­ces. En 2014, el pro­pio doc­tor ex­pli­có a Al­fa y Ome­ga que es­tas prác­ti­cas bus­can des­di­bu­jar la con­di­ción hu­ma­na co­mún del gru­po con­si­de­ra­do co­mo el enemi­go.

NTB Scan­pix/Haa­kon Mos­vold Lar­sen via REUTERS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.