Una no­che eter­na pa­ra el Cris­to de Gra­cia

ABC (Córdoba) - - ENFOQUE -

So­lo, co­mo ayer, o con las imá­ge­nes, co­mo ca­si siem­pre, el Cris­to de Gra­cia es esen­cia de la Se­ma­na San­ta de Cór­do­ba des­de los tiem­pos en que la fies­ta ape­nas so­bre­vi­vía has­ta aho­ra en que no de­jan de cre­cer las cofradías. Su eter­na si­lue­ta, siem­pre in­con­fun­di­ble, se per­fi­ló ayer en la Ca­te­dral en la pro­ce­sión ex­tra­or­di­na­ria con que se cie­rran los ac­tos por el cuar­to cen­te­na­rio de su lle­ga­da a Cór­do­ba, y una mul­ti­tud lo es­pe­ra­ba pa­ra re­ci­bir el abra­zo que di­bu­ja­ba su per­fil in­con­fun­di­ble. Sa­lió so­lo so­bre su pa­so por pri­me­ra vez en más de 120 años y es­tre­nó un su­da­rio bor­da­do, pe­ro to­do lo de­más tu­vo el mis­mo sen­ti­do que el Jue­ves San­to: la ma­jes­tad de la pre­sen­cia de la ima­gen que lle­gó de Mé­xi­co, la mú­si­ca in­con­fun­di­ble de su ban­da, la mu­cha devoción que siem­pre co­se­chó en sus ve­ci­nos más pró­xi­mos y en to­da la ciu­dad. Des­de la Ca­te­dral cru­zó la ca­lle de la Fe­ria y ba­jó por San Pa­blo y el Rea­le­jo ha­cia esos pai­sa­jes en que tan­tos los bus­can, y la no­che se le hi­zo eter­na co­mo es eter­na siem­pre su re­co­gi­da.

ÁL­VA­RO CAR­MO­NA

El Cris­to de Gra­cia, jun­to al al­tar de la Vir­gen de los Fa­ro­les

ÁL­VA­RO CAR­MO­NA

Pú­bli­co es­pe­ran­do la sa­li­da del Cris­to de Gra­cia de la Mez­qui­taCa­te­dral

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.