Tar­dà se en­fren­ta a ERC por el apo­yo a Sánchez

Cree una afren­ta que el PSOE no apo­ya­ra un diá­lo­go in­con­di­cio­nal con la Ge­ne­ra­li­tat

ABC (Castilla y León) - - ESPAÑA - SAL­VA­DOR SOSTRES BAR­CE­LO­NA

«Los com­pa­ñe­ros so­cia­lis­tas no pue­den no vo­tar­me es­ta mo­ción» aven­tu­ró Joan Tar­dà a los di­ri­gen­tes de Es­que­rra en Bar­ce­lo­na. Pe­ro Pedro Sánchez or­de­nó vo­tar «no» a la pre­ten­sión del dipu­tado re­pu­bli­cano de «un diá­lo­go sin con­di­cio­nes» en­tre el Go­bierno y la Ge­ne­ra­li­tat.

Tar­dà acu­só co­mo un des­pre­cio per­so­nal la ne­ga­ti­va y se ha pro­pues­to pa­sar­les a los so­cia­lis­tas la co­rres­pon­dien­te fac­tu­ra con car­go a la pre­si­den­cia de Ra­dio Te­le­vi­sión Es­pa­ño­la. Pa­ra re­ves­tir su ren­ci­lla de con­te­ni­do po­lí­ti­co, quie­re que su gru­po par­la­men­ta­rio vo­te con­tra cual­quier can­di­da­to que el PSOE pro­pon­ga por ser «un asun­to de po­lí­ti­ca es­pa­ño­la, con el que no­so­tros no te­ne­mos na­da que ver por­que so­mos re­pú­bli­ca», an­te lo que al­gu­nos miembros de la cú­pu­la de ERC le han su­ge­ri­do que si tan a dis­gus­to es­tá con la po­lí­ti­ca es­pa­ño­la, que de­je su es­ca­ño en el Con­gre­so de los Dipu­tados.

La de­ci­sión fi­nal le co­rres­pon­de to­mar­la al gru­po par­la­men­ta­rio de Es­que­rra, aun­que el par­ti­do con­si­de­ra que le co­rres­pon­de a la di­rec­ción fi­jar la pos­tu­ra, lo que tie­ne pre­vis­to ha­cer en la per­ma­nen­te que ce­le­bra­rá el lu­nes en su se­de de la ca­lle Ca­la­bria. Tar­dà con­tro­la a 5 de los 9 dipu­tados que tie­ne Es­que­rra, y aun­que nun­ca se ha en­fren­ta­do abier­ta­men­te a su par­ti­do, el cui­da­do con que los re­pu­bli­ca­nos es­tán vi­ran­do ha­cia el po­si­bi­lis­mo, in­ten­tan­do no per­der a su vo­tan­te más in­de­pen­den­tis­ta por el ca­mino, y el li­de­raz­go me­nos di­rec­to, por es­tar en la cár­cel, de Oriol Jun­que­ras, es­tre­chan el mar­gen pa­ra for­zar de­ci­sio­nes que pue­dan ser ta­cha­das de au­to­no­mis­tas por los sec­to­res más ra­di­ca­les de Es­que­rra y de Junts per Ca­ta­lun­ya.

Des­de Ca­la­bria se ve po­si­ti­vo que se re­le­ve «al di­rec­tor del PP» pa­ra que «los tra­ba­ja­do­res pue­dan rea­li­zar su tra­ba­jo en las con­di­cio­nes de li­ber­tad y pro­fe­sio­na­li­dad que ne­ce­si­tan y me­re­cen». Tam­bién se asume que «la po­lí­ti­ca en la que es­ta­mos si­gue sien­do la es­pa­ño­la y es en su mar­co en el que te­ne­mos que com­pe­tir, tan­to aquí co­mo allí». Y ade­más, se ve po­si­ti­vo «te­ner un asien­to en el con­se­jo de RTVE».

Es­que­rra no con­si­de­ra prin­ci­pal es­te asun­to y se mue­ve en el di­fí­cil equi­li­brio de no que­rer­le ofre­cer su apo­yo in­con­di­cio­nal al PSOE pe­ro bus­can­do a la vez en­ten­der­se con Pedro Sánchez pa­ra que el acer­ca­mien­to de los po­lí­ti­cos pre­sos a las cár­ce­les ca­ta­la­nas sea só­lo el pri­mer pa­so de una fruc­tí­fe­ra re­la­ción. Pa­ra los re­pu­bli­ca­nos son po­co re­le­van­tes las cui­tas de Tar­dà o quién es­té al man­do de RTVE y más im­por­tan­te, en cam­bio, crear un cli­ma de con­fian­za pa­ra que cuan­do sal­ga la sen­ten­cia del jui­cio por el 1 de oc­tu­bre y la de­cla­ra­ción de in­de­pen­den­cia, el Go­bierno en­tien­da que ERC es­tá en otro pa­ra­dig­ma y que por lo tan­to pue­de pro­ce­der el in­dul­to a Oriol Jun­que­ras.

Res­pues­ta Co­mo res­pues­ta al desai­re, Tar­dà no quie­re apo­yar al di­rec­tor de RTVE que pro­pon­gan los so­cia­lis­tas

EFE

Joan Tar­dá

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.