CHI­NA PRO­ME­TE ME­NOS ARAN­CE­LES Y MÁS APER­TU­RA E IM­POR­TA­CIO­NES

En ple­na gue­rra co­mer­cial con EE.UU., una ma­cro­fe­ria co­mer­cial reúne a 3.600 em­pre­sas de 172 paí­ses

ABC - Empresa - - Sumario - PA­BLO M. DÍEZ CO­RRES­PON­SAL EN PE­KÍN

En­tre pro­me­sas de más im­por­ta­cio­nes, más aper­tu­ra eco­nó­mi­ca y me­nos aran­ce­les, Shang­hái ha aco­gi­do es­ta se­ma­na una ma­cro­fe­ria co­mer­cial con 3.600 em­pre­sas de 172 paí­ses. En ple­na gue­rra co­mer­cial con Es­ta­dos Uni­dos por los aran­ce­les im­pues­tos por Trump, la Exposición In­ter­na­cio­nal de Im­por­ta­cio­nes de Chi­na (CIIE, en sus si­glas en in­glés) ha que­ri­do de­mos­trar al mun­do el aper­tu­ris­mo eco­nó­mi­co del gi­gan­te asiá­ti­co y am­pliar su per­cep­ción no so­lo co­mo la «fá­bri­ca glo­bal», sino tam­bién co­mo el ma­yor mer­ca­do del pla­ne­ta.

Ape­lan­do una vez más a su cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co de las cua­tro úl­ti­mas dé­ca­das y a sus 1.300 mi­llo­nes de ha­bi­tan­tes, con los que sue­ñan las em­pre­sas de to­do el mun­do, el pre­si­den­te Xi Jin­ping inau­gu­ró el lu­nes la mues­tra in­sis­tien­do en que «es nues­tro sin­ce­ro com­pro­mi­so abrir el mer­ca­do de Chi­na». Pa­ra ello, pro­me­tió ba­jar aran­ce­les y am­pliar la in­ver­sión ex­tran­je­ra en la sa­lud y la edu­ca­ción. De igual mo­do, anun­ció una ma­yor aper­tu­ra en el sec­tor fi­nan­cie­ro y en los ser­vi­cios, así co­mo la pro­gre­si­va li­be­ra­li­za­ción de la agri­cul­tu­ra, la mi­ne­ría y las ma­nu­fac­tu­ras.

Pe­ro, co­mo en oca­sio­nes an­te­rio­res, evi­tó dar pla­zos y de­ta­lles. Pa­ra cap­tar a los ven­de­do­res de otros paí­ses, tan so­lo pre­di­jo que, en los pró­xi­mos 15 años, las im­por­ta­cio­nes chi­nas as­cen­de­rán a 30 bi­llo­nes de dó­la­res (26,3 bi­llo­nes de eu­ros), y a 10 bi­llo­nes de dó­la­res (8,7 bi­llo­nes de eu­ros) las de ser­vi­cios.

Pa­ra de­mos­trar es­ta vo­lun­tad com­pra­do­ra, em­pre­sas es­ta­ta­les co­mo la pe­tro­le­ra CNPC y la pe­tro­quí­mi­ca Che­mChi­na han fir­ma­do acuer­dos mi­llo­na­rios du­ran­te la fe­ria. Pe­ro, se­gún in­for­ma la agen­cia Reuters, mu­chos de di­chos con­tra­tos for­man par­te de sus pe­di­dos anua­les, que se for­ma­li­zan en no­viem­bre.

En el ám­bi­to po­lí­ti­co, a la fe­ria han asis­ti­do los pre­si­den­tes y pri­me­ros mi­nis­tros de 18 paí­ses. Des­de Ru­sia has­ta Viet­nam o Ke­nia, la ma­yo­ría eran alia­dos de Chi­na y so­cios de sus «Nue­vas Ru­tas de la Se­da», pe­ro ha des­ta­ca­do la au­sen­cia de man­da­ta­rios oc­ci­den­ta­les.

El ca­so más re­ve­lan­te es EE.UU., que no ha en­via­do a nin­gún al­to re­pre­sen­tan­te al ha­llar­se in­mer­so una vi­ru­len­ta gue­rra co­mer­cial con Chi­na que ha pro­vo­ca­do la im­po­si­ción mu­tua de aran­ce­les mul­ti­mi­llo­na­rios. Mien­tras la Ca­sa Blan­ca ha gra­va­do im­por­ta­cio­nes chi­nas por va­lor de 250.000 mi­llo­nes de dó­la­res (218.000 mi­llo­nes de eu­ros), Pe­kín ha he­cho lo pro­pio con com­pras es­ta­dou­ni­den­ses que su­man 110.000 mi­llo­nes de dó­la­res (96.000 mi- llo­nes de eu­ros). Aun así, han acu­di­do 136 com­pa­ñías es­ta­dou­ni­den­ses, en­tre las que des­ta­can Ford, Ge­ne­ral Elec­tric, Dell y Goo­gle, prohi­bi­da en es­te país por no so­me­ter su bus­ca­dor de in­ter­net a la cen­su­ra chi­na.

«Los paí­ses de­ben opo­ner­se ex­plí­ci­ta­men­te al uni­la­te­ra­lis­mo y al pro­tec­cio­nis­mo pa­ra que po­da­mos cons­truir una eco­no­mía mun­dial abier­ta», vol­vió a re­cla­mar Xi Jin­ping con el mis­mo dis­cur­so que lle­va re­pi­tien­do des­de que inau­gu­ró el año pa­sa­do el Fo­ro de Da­vos. En cla­ra opo­si­ción al pro­tec­cio­nis­mo que pre­go­na Trump, el au­to­ri­ta­rio ré­gi­men de Pe­kín in­ten­ta eri­gir­se en ada­lid de la glo­ba­li­za­ción y el libre co­mer­cio. Pe­ro Chi­na man­tie­ne im­por­tan­tes sec­to­res de su eco­no­mía ce­rra­dos al ex­tran­je­ro y en ma­nos de em­pre­sas es­ta­ta­les.

Ade­más de es­tos mo­no­po­lios, el gi­gan­te asiá­ti­co es uno de los paí­ses más di­fí­ci­les pa­ra las com­pa­ñías fo­rá­neas, co­mo ha vuel­to a re­cor­dar la Unión Eu­ro­pea al pe­dir en un co­mu­ni­ca­do más aper­tu­ra y se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca con el fin de com­pe­tir en igual­dad de con­di­cio­nes con las chi­nas. A to­do ello se su­ma la bu­ro­cra­cia del ré­gi­men, que di­fi­cul­ta has­ta la ex­te­nua­ción ha­cer ne­go­cios en es­te país. En for­ma de nor­mas y re­gu­la­cio­nes, en Chi­na ri­gen 4.187 ba­rre­ras no aran­ce­la­rias pa­ra las em­pre­sas de otros paí­ses, en com­pa­ra­ción con las 2.559 de EE.UU., se­gún ci­fras de la ONU re­co­gi­das por el pe­rió­di­co «South Chi­na Mor­ning Post». Aun­que Chi­na ha re­ba­ja­do sus aran­ce­les en los úl­ti­mos años, si­gue sien­do muy com­pli­ca­do pa­ra las fir­mas ex­tran­je­ras ha­cer ne­go­cios en su gi­gan­tes­co mer­ca­do.

EFE

En es­ta ma­cro­fe­ria co­mer­cial, las au­to­ri­da­des chi­nas reivin­di­can su pa­pel co­mo ma­yor mer­ca­do del pla­ne­ta

EFE

En es­ta ma­cro­fe­ria co­mer­cial, la in­no­va­ción tie­ne gran pro­ta­go­nis­mo. En la ima­gen, un hom­bre prue­ba el sis­te­ma Ocu­lus de reali­dad vir­tual

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.