BIDAFARMA.

ABC - Especiales Andalucía - - SUMARIO -

Un mo­de­lo de coope­ra­ti­va en be­ne­fi­cio de la ac­ce­si­bi­li­dad y la dis­ca­pa­ci­dad

Bidafarma es co­no­ci­da co­mo dis­tri­bui­do­ra far­ma­céu­ti­ca. Si du­da, un es­la­bón fun­da­men­tal en la ca­de­na de va­lor del me­di­ca­men­to, pues es el ne­xo de unión en­tre el la­bo­ra­to­rio fa­bri­can­te y la far­ma­cia, a la que ac­ce­de el pa­cien­te fi­nal. El ob­je­ti­vo de esta coope­ra­ti­va es la efi­cien­te dis­tri­bu­ción de me­di­ca­men­tos y pro­duc­tos sa­ni­ta­rios. Sin em­bar­go, tam­bién sien­te un im­por­tan­te com­pro­mi­so con el pa­cien­te, que le lle­va a tras­la­dar a las far­ma­cias to­do aque­llo que los ciu­da­da­nos de­man­dan en su día a día. Fru­to de es­te com­pro­mi­so se crean di­ver­sos ser­vi­cios, en­tre ellos Sa­lud en Ca­sa, que na­ce con la vo­ca­ción de me­jo­rar la ca­li­dad de vi­da de las per­so­nas con al­gún ti­po de de­fi­cien­cia o li­mi­ta­ción, pro­por­cio­nán­do­les au­to­no­mía e in­de­pen­den­cia, apro­ve­chan­do la cer­ca­nía y ac­ce­si­bi­li­dad del far­ma­céu­ti­co y su for­ma­ción sa­ni­ta­ria. De esta for­ma se fa­ci­li­ta la par­ti­ci­pa­ción en la so­cie­dad de per­so­nas que de otra for­ma no po­drían rea­li­zar por sí mis­mas las ac­cio­nes más co­ti­dia­nas.

El pro­ble­ma es que es­te ti­po de ser­vi­cios son, en la gran ma­yo­ría, des­co­no­ci­dos por la po­bla­ción es­pa­ño­la en ge­ne­ral, al­go que no ocu­rre de la mis­ma for­ma en el res­to de Eu­ro­pa, don­de su uso es­tá ex­ten­di­do des­de ha­ce años. De ahí la im­por­tan­cia de es­te ser­vi­cio ofre­ci­do des­de la far­ma­cia, cu­ya ca­pi­la­ri­dad per­mi­te dar a co­no­cer y ha­cer ac­ce­si­bles es­tas ayu­das a cual­quier per­so­na, in­de­pen­dien­te­men­te de la lo­ca­li­dad don­de re­si­da, por muy pe­que­ña que sea.

El ca­tá­lo­go de Bidafarma es­tá con­for­ma­do por al­re­de­dor de 5.000 ayu­das téc­ni­cas. To­das ellas es­tán en­ca­mi­na­das a me­jo­rar la au­to­no­mía, evi­tar ac­ci­den­tes e in­clu­so ra­len­ti­zar el de­te­rio­ro psí­qui­co y fí­si­co, ya que au­men­tan la mo­vi­li­dad y fa­ci­li­tan que es­tas per­so­nas sal­gan y se re­la­cio­nen. Es­te ti­po de ayu­das, a su vez, tie­nen en cuen­ta al cui­da­dor. Así, exis­ten grúas pa­ra tras­la­dar a las per­so­nas al ba­ño o ca­mas ar­ti­cu­la­das de ge­ria­tría.

Más cer­ca de los pa­cien­tes

Bidafarma se en­cuen­tra tra­ba­jan­do en la ac­tua­li­dad en el acer­ca­mien­to a las aso­cia­cio­nes de pa­cien­tes. To­do con el ob­je­ti­vo de co­no­cer me­jor sus ne­ce­si­da­des y de­man­das es­pe­cí­fi­cas, que ser­vi­rán de ba­se pa­ra la crea­ción de nue­vos ser­vi­cios. En 2017 se han fir­ma­do con­ve­nios de co­la­bo­ra­ción con la Fe­de­ra­ción An­da­lu­za de Par­kin­son (FANDEP), la Fe­de­ra­ción An­da­lu­za de Da­ño Ce­re­bral Ad­qui­ri­do (FANDACE) y la Con­fe­de­ra­ción An­da­lu­za de Fe­de­ra­cio­nes de Fa­mi­lia­res de En­fer­mos de Alz­hei­mer (CONFEAFA). Es­tos acuer­dos pre­ten­den, siem­pre a tra­vés de la far­ma­cia, dar vi­si­bi­li­dad a los pa­cien­tes y, ade­más, ela­bo­rar de­cá­lo­gos que in­clu­yan pau­tas de ac­tua­ción far­ma­co­ló­gi­ca y que ayu­den a con­cien­ciar a la so­cie­dad so­bre de­ter­mi­na­das pa­to­lo­gías.

Ser­vi­cio or­ga­ni­za­do y efi­cien­te

Ac­tual­men­te exis­ten en los al­ma­ce­nes de Bidafarma más de 30.000 re­fe­ren­cias que co­mer­cia­li­zan los la­bo­ra­to­rios con los que tra­ba­jan. Di­chas re­fe­ren­cias lle­gan al pa­cien­te fi­nal a tra­vés de las 22.000 far­ma­cias dis­tri­bui­das por to­do el país. Aten­dien­do a es­tas cifras, po­de­mos con­cluir fá­cil­men­te que se­ría im­po­si­ble que to­dos los la­bo­ra­to­rios aten­die­ran con la efi­cien­cia ne­ce­sa­ria a to­das y ca­da una de las far­ma­cias sin la me­dia­ción de la dis­tri­bu­ción far­ma­céu­ti­ca. Bidafarma lo ha­ce po­si­ble me­dian­te una com­ple­ja y efi­cien­te or­ga­ni­za­ción lo­gís­ti­ca que per­mi­te que cual­quier me­di­ca­men­to o pro­duc­to sa­ni­ta­rio lle­gue en un pla­zo má­xi­mo de 24 ho­ras a to­das y ca­da una de sus far­ma­cias, con un ser­vi­cio de re- par­to de dos ve­ces al día to­dos los días, in­de­pen­dien­te­men­te de don­de es­té si­tua­da, ya sea una gran ciu­dad o el mu­ni­ci­pio más ale­ja­do de la ca­pi­tal, y con las mis­mas ga­ran­tías. Ade­más, cuen­ta con ser­vi­cios de ur­gen­cias a las far­ma­cias.

En la ac­tua­li­dad la coope­ra­ti­va Bidafarma atien­de des­de sus 30 al­ma­ce­nes a al­re­de­dor de 9.000 far­ma­cias re­par­ti­das por to­da Es­pa­ña, ex­cep­to el ar­co me­di­te­rrá­neo.

Bidafarma tra­ba­ja en de­fen­sa del mo­de­lo ac­tual de far­ma­cia, que per­mi­te que más del 99% de la po­bla­ción ten­ga al me­nos una far­ma­cia en su lu­gar de re­si­den­cia, re­dun­dan­do por tan­to en la sa­lud del ciu­da­dano, en ba­se a una cer­ca­nía no so­lo fí­si­ca, sino tam­bién per­so­nal, ya que el far­ma­céu­ti­co es un pro­fe­sio­nal sa­ni­ta­rio que co­no­ce per­fec­ta­men­te a sus pa­cien­tes, y es­tos con­fían ple­na­men­te en él.

Sa­lud en Ca­sa na­ce pa­ra me­jo­rar la ca­li­dad de vi­da de las per­so­nas con al­gún ti­po de de­fi­cien­cia o li­mi­ta­ción

Bidafarma dis­po­ne de al­re­de­dor de 5.000 ayu­das téc­ni­cas pa­ra per­so­nas con al­gún ti­po de dis­ca­pa­ci­dad y cui­da­do­res

Bidafarma atien­de des­de sus 30 al­ma­ce­nes a al­re­de­dor de 9.000 far­ma­cias re­par­ti­das por to­da Es­pa­ña

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.