La llu­via frus­tra a Ar­gen­ti­na

El par­ti­do se ju­ga­rá hoy tras la sus­pen­sión y de­jó cha­fa­dos a los hin­chas en Ma­drid

ABC (Galicia) - - DEPORTES - CARLOS TRISTÁN MA­DRID

Pa­sa­ban po­cos mi­nu­tos de las sie­te de la tar­de cuan­do se con­fir­ma­ba la no­ti­cia: el Bo­ca-Ri­ver se sus­pen­día. La llu­via ha­bía cas­ti­ga­do Bue­nos Ai­res du­ran­te to­do el día y el cés­ped de La Bom­bo­ne­ra no so­por­tó el ven­da­val. Pe­ro has­ta que se co­no­ció el apla­za­mien­to –e in­clu­so des­pués–, cen­te­na­res de hin­chas se reunie­ron en Ma­drid pa­ra apo­yar a sus equi­pos. La llu­via re­tra­só el en­cuen­tro a hoy (20.00 h., Va­mos), pe­ro no con­si­guió lo mis­mo con los cán­ti­cos que inun­da­ron la ca­pi­tal du­ran­te to­da la tar­de. «Es me­jor que no se jue­gue en esas con­di­cio­nes. Es al­go his­tó­ri­co y se tie­ne que ju­gar de la me­jor ma­ne­ra po­si­ble», di­ce Mariana, se­gui­do­ra de Bo­ca.

Pe­se a su sus­pen­sión, el pró­lo­go del par­ti­do cum­plió con lo pro­me­ti­do. Su tras­cen­den­cia ha so­bre­pa­sa­do fron­te­ras y los afi­cio­na­dos de am­bos equi­pos no qui­sie­ron per­der­se vi­vir se­me­jan­te ci­ta: «Hay que gri­tar más fuer­te pa­ra que nos oi­gan. Te­ne­mos que vi­vir­lo co­mo si es­tu­vié­ra­mos allá», cuen­ta Ni­co­lás, quien ca­mi­na por la Puer­ta del Sol con una enor­me ban­de­ra de los mi­llo­na­rios. Cris­tian, uno de sus acom­pa­ñan­tes, se su­ma a la con­ver­sa­ción: «Hoy no es­ta­mos en Ar­gen­ti­na, pe­ro to­ca ban­car a Ri­ver más que nun­ca».

A unos po­cos ki­ló­me­tros del cen­tro, la fi­lial de Bo­ca vi­ve las ho­ras pre­vias de ma­ne­ra si­mi­lar. Los cán­ti­cos so­lo se in­te­rrum­pen cuan­do los allí pre­sen­tes es­pe­ran no­ti­cias des­de Ar­gen­ti­na. «Di­cen que se sus­pen­de, así que va­mos a te­ner que aguan­tar los ner­vios un día más», di­ce ape­sa­dum­bra­do Leo­nar­do, quien vis­te una pe­lu­ca ama­ri­lla y un chu­bas­que­ro azul con una enor­me B blan­ca en el pe­cho. Con­fir­ma­da la sus­pen­sión, el am­bien­te fes­ti­vo no de­cae y los afi­cio­na­dos se arran­can con cán­ti­cos de­jan­do, aho­ra sí, el mó­vil de la­do. «Bo­ca es fies­ta y car­na­val. Es pue­blo, es gen­te. El su­per­clá­si­co es ilu­sión y pa­sión», afir­ma Lu­cho, otro de los allí pre­sen­tes.

Y es que la fi­nal de es­te año de la Li­ber­ta­do­res ha pues­to de acuer­do a dos afi­cio­nes en­fren­ta­das des­de su na­ci­mien­to: «Ar­gen­ti­na lle­va dos se­ma­nas pa­ra­li­za­da. La gen­te se ha ol­vi­da­do de los pro­ble­mas del país por un mo­men­to», cuen­ta Diego, afi­cio­na­do de Ri­ver. En el otro ban­do, Julio lo co­rro­bo­ra: «Da igual del equi­po que seas, es­te par­ti­do lo tienes que ver. ¡Has­ta el pre­si­den­te no pa­ra de ha­blar de ello!».

Co­mo sue­le ser ha­bi­tual en es­te ti­po de ri­va­li­da­des, mi­llo­na­rios y xe­nei­zes sa­can pe­cho de aque­llo que les di­fe­ren­cia: «Ri­ver es un sen­ti­mien­to. Es la ca­mi­se­ta más lin­da del mun­do, los co­lo­res son úni­cos. Es la Ca­sa Blan­ca del fútbol», con­fie­sa Cris­tian, vi­si­ble­men­te emo­cio­na­do. «Bo­ca es lo más gran­de que hay. No­so­tros so­mos pue­blo, so­mos gen­te hu­mil­de; no es­ta­mos en un ba­rrio pi­jo», con­tra­ata­ca Julio. No se pue­de ser im­par­cial, hay que ele­gir: «Cuan­do tu vie­ja es­tá em­ba­ra­za­da ya se sa­be de qué equi­po vas a ser. Es al­go que se trans­mi­te en la fa­mi­lia», aña­de.

Dos ma­ne­ras de en­ten­der el fútbol que vi­vi­rán en la fi­nal su ma­ne­ra de ha­cer­se va­ler: «Quien pier­da va a te­ner que sa­lir del país. Una de­rro­ta te mar­ca pa­ra siem­pre». Pe­ro aun­que la ten­sión es­té por las nu­bes, na­die se ol­vi­da de lo que les une: «An­te to­do so­mos ar­gen­ti­nos y vi­vi­mos el fútbol de igual ma­ne­ra». Pre­gun­ta­dos so­bre qué men­sa­je en­via­rían a sus ri­va­les, am­bos vuel­ven a coin­ci­dir: «Que vi­va el fútbol, que ga­ne el me­jor y que no ha­ya vio­len­cia», pro­cla­ma Mariana. «No es una gue­rra, es una ri­va­li­dad», di­ce Ma­tías, de Ri­ver. Eso sí, en am­bos la­dos apos­ti­llan: «Pe­ro que no se ol­vi­den que el más gran­de se­rá siem­pre Ri­ver», di­cen en un la­do. «No­so­tros no es­tu­vi­mos en “la B”, esa man­cha no se bo­rra», con­tes­tan en el otro.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.