Un va­lle de li­bro

ABC - Natural - - Natural -

«La cor­di­lle­ra Cen­tral es en la sie­rra de Gua­da­rra­ma como el te­cla­do de un piano, con unos blo­ques hun­di­dos y otros en al­to. Y aquí se abre un va­lle, que es­tá hun­di­do, don­de se ins­ta­lan los pue­blos a lo lar­go del re­co­rri­do del río Lo­zo­ya», se­ña­la Josefina Gómez, que in­di­ca que una de las co­sas que más les gus­ta a los es­tu­dian­tes de Geo­gra­fía es pre­ci­sa­men­te que con esa ca­rre­ra «apren­des a mi­rar y a ver». El del Lo­zo­ya es un va­lle in­tra­mon­ta­ño­so ejem­plar, de ori­gen tec­tó­ni­co, con­ti­núa ex­pli­can­do des­de el mirador de los Ro­ble­dos, en una im­pro­vi­sa­da cla­se ma­gis­tral al ai­re li­bre. Por­que, como ella mis­ma se­ña­la, «cuan­do no se sa­be, no se ve na­da», ni si­quie­ra es­to tan ob­vio a los ojos de una geó­gra­fa. «En un mo­men­to de­ter­mi­na­do se ri­gi­di­za­ron tan­to los ma­te­ria­les que ya no po­dían ple­gar­se y, cuan­do hay un em­pu­je, se quie­bran y unos se le­van­tan en re­la­ción a los otros. Y en es­te ca­so la fo­sa del Lo­zo­ya se hun­de, y atrae al río, que baja des­de la cum­bre de Pe­ña­la­ra y re­co­rre to­do el va­lle». En sus 91 ki­ló­me­tros de re­co­rri­do, el Lo­zo­ya ve sus aguas em­bal­sa­das has­ta en cin­co oca­sio­nes, al­gu­nos de ellos fru­to de la «po­lí­ti­ca hi­dráu­li­ca bru­tal, pe­ro tam­bién ex­tra­or­di­na­ria­men­te pro­duc­ti­va» del si­glo pa­sa­do, mo­men­to en que la in­ge­nie­ría es­ta­ba en al­za. «Du­ran­te la Dic­ta­du­ra se lle­va­ron a ca­bo los gran­des pro­yec­tos de in­ge­nie­ría de la Re­pú­bli­ca, pe­ro con más fa­ci­li­dad y me­nos opo­si­ción».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.