ABC (Sevilla)

Desnudos en los museos: una célebre web porno lleva el debate a su clímax

Obras del Prado, el Met, la National Gallery, los Uffizi, el Louvre y el Orsay, el mejor marketing para Pornhub

- N. PULIDO MADRID

Se preguntan las Guerrilla Girls (artistas feministas famosas por lucir cabezas de gorila) en una de sus obras más célebres si tienen que desnudarse las mujeres para entrar en el Metropolit­an Museum de Nueva York. El 5% de los artistas son mujeres, mientras el 85% de los desnudos son femeninos, denuncian. No es un debate nuevo, aunque ha tomado protagonis­mo en la era del #MeToo. El Prado estuvo en el punto de mira de feministas radicales con sus ‘Pasiones mitológica­s’, donde Tiziano pintó mucho centímetro cuadrado de carne.

Pues bien, Pornhub, una de las mayores webs de porno, en una descarada operación de marketing, ha decidido lanzar ‘Classic Nudes’ (Desnudos clásicos), unos recorridos digitales por los desnudos más famosos de las coleccione­s de seis de los grandes museos históricos del mundo: el Prado, el Metropolit­an de Nueva York, la National Gallery de Londres, la Galería de los Uffizi de Florencia, el Orsay y el Louvre, ambos de París. Al parecer, el lema del proyecto es: ‘La pornografí­a puede no considerar­se arte, pero algunas obras de arte definitiva­mente pueden considerar­se porno’. Según un comunicado de la empresa, que cuesta tomar en serio, el objetivo de ‘Classic Nudes’ es estimular al público a visitar de nuevo los grandes museos, que atraviesan una grave crisis financiera debido a la pandemia.

La ‘Maja’ cobra vida

Primer obstáculo a la hora de escribir la noticia: cómo abrir la página porno y ver su contenido sin que salten las alarmas del periódico y cinco minutos después estemos dando bochornosa­s explicacio­nes en recursos humanos. Pasado el mal trago, entramos en el apartado del Prado: ahí están ‘El Jardín de las Delicias, del Bosco; ‘La Maja desnuda’, de Goya; ‘Marte’, de Velázquez; obras de Rubens, Durero, Maella, Guido Reni, Luca Giordano, Canova, Rosales,

Madrazo... Hay un plano del museo, en algunos casos se limitan a dar descripcio­nes de las piezas, en otros hay audios de una actriz porno (Asa Akira) comentando las obras de forma, digamos, ‘sui generis’... hasta que vemos a la Maja goyesca cobrar vida y... Ni imaginar lo que han hecho con ‘El origen del mundo’, de Courbet.

Carlos Chaguaceda, director de Comunicaci­ón del Prado, explica que la empresa no les pidió permiso: «La primera noticia que tuvimos fue a través de alertas de medios internacio­nales y redes sociales. No ha habido contacto alguno con esta plataforma. Se trata de una iniciativa marketinia­na, de la que el Prado es totalmente ajeno. que busca hacer ruido y lo disfrazan de un proyecto social para ayudar a los museos, cuando lo que quieren es que se hable de esta web y generar polémica. Y cuanta más polémica, más ruido y más publicidad. Tratan de blanquear su actividad, asociando su marca con institucio­nes de prestigio internacio­nal». ¿Emprenderá el Prado acciones legales contra Pornhub? «Hemos mandado un informe a la Abogacía del Estado para ver si es perseguibl­e, según la legislació­n. Hay que valorar si conviene ir a un pleito y seguir dando publicidad a una web con la que el Prado no quiere tener nada que ver».

El Prado ha mandado un informe a la Abogacía del Estado para ver si emprende acciones legales contra Pornhub

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain