Aqua­rius: la tra­ve­sía de la es­pe­ran­za

ABC - XL Semanal - - MAGAZINE CARTAS - MI­REN BIL­BAO NO­TA­RIO. GETXO (VIZ­CA­YA)

Un país que prac­ti­ca la solidaridad se hu­ma­ni­za un po­co más. ¿Y hay al­go más hu­mano que lu­char por so­bre­vi­vir in­clu­so a sa­bien­das de que se pue­de mo­rir en el in­ten­to? Des­de la co­mo­di­dad de nues­tras vi­das es fá­cil de­cir: «Mé­ta­los us­ted en su ca­sa». Ója­la que las per­so­nas que de­fien­den es­ta fra­se no se vean ja­más en una si­tua­ción de ex­tre­ma vul­ne­ra­bi­li­dad, de emer­gen­cia hu­ma­ni­ta­ria. Lu­char por sal­var la pro­pia vi­da y la de sus se­res que­ri­dos hu­yen­do del ham­bre, de la in­se­gu­ri­dad de go­bier­nos, del yiha­dis­mo y de gue­rras ci­vi­les in­ter­mi­na­bles y es­tre­llar­se con­tra el mu­ro de la in­hu­ma­ni­dad es lo más cruel que se le pue­de ha­cer a un ser hu­mano. No son per­so­nas emi­gran­tes, sino des­pla­za­das. Pa­ra es­tas per­so­nas Eu­ro­pa es un sue­ño, a pe­sar de que pro­ba­ble­men­te pa­sa­rán años en cen­tros de in­mi­gran­tes en los que se les en­se­ña el idio­ma, las cos­tum­bres del país y se los 'pre­pa­ra' pa­ra po­der ser au­to­su­fi­cien­tes. Es­ta­dos, ban­de­ras, fron­te­ras, to­do es­to equi­va­le a in­tere­ses po­lí­ti­cos y eco­nó­mi­cos. Pe­ro ¿dón­de que­da la sal­va­guar­dia de la dig­ni­dad hu­ma­na?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.