La fe de los ma­ri­ne­ros

ABC - Alfa y Omega - - Opinión - Alberto Ga­tón Las­he­ras* *Vi­ca­rio epis­co­pal de De­fen­sa

Nues­tra Ar­ma­da es­pa­ño­la es una de las más an­ti­guas de la his­to­ria de la hu­ma­ni­dad. Es heredera de un le­ga­do por­ten­to­so de ges­tas y cos­tum­bres, y si hay una pe­ri­fe­ria en la que tra­di­cio­nes y fe cris­tia­na se fun­den, es en la mar. Cre­yen­te o no, co­mo ora un di­cho, «en los puen­tes de nues­tros bar­cos, el que no sa­be re­zar, na­ve­gan­do los ma­res apren­de­rá». Por­que cuan­do azo­ta el tem­po­ral y has­ta el bu­que más mo­derno es ju­gue­te de las olas, las ple­ga­rias a la Vir­gen del Carmen, pa­tro­na de ma­ri­nos, pes­ca­do­res y hom­bres de mar, se ele­van has­ta el in­fi­ni­to allen­de nu­bes y bo­rras­cas. Y la ora­ción del pi­lo­to in­vo­ca la pro­tec­ción y fe­liz vuel­ta a ca­sa del ber­gan­tín a su ti­món en­co­men­da­do, con las ple­ga­rias de sus fa­mi­lias, en es­pe­cial sus ma­dres, im­pe­tran­do al Crea­dor el re­gre­so de sus ma­ri­nos.

Hon­ra a los muer­tos en el mar, evo­co con tris­te­za, en las mi­sio­nes de la fra­ga­ta Nu­man­cia en el océano Índico, o en el mar de Li­bia en la fra­ga­ta Na­va­rra, cuan­do la do­ta­ción, has­ta los ag­nós­ti­cos, ben­di­ji­mos a aque­llos que duer­men en­ca­de­na­dos por re­des de al­gas,

co­ra­les y sar­ga­zos en el frío seno oceá­ni­co. Sú­pli­ca, can­ta­da ca­da oca­so por ma­ri­ne­ría y man­dos, al Se­ñor de la cal­ma y de la tem­pes­tad pa­ra que dis­pon­ga mar y vien­to al ser­vi­cio del ma­rino que in­vo­ca su pro­tec­ción di­vi­na. O en mi pri­mer El­cano, hace ya va­rios años, fu­ne­ral en las tie­rras pa­ta­gó­ni­cas chi­le­nas en los res­tos de lo que fue una des­gra­cia­da co­lo­nia de es­pa­ño­les del si­glo XVI, fa­lle­ci­dos por las en­fer­me­da­des, el aban­dono bu­ro­crá­ti­co y asis­ten­cial de la pa­tria y la fal­ta de ali­men­tos en Pun­ta del Ham­bre.

Hay otras tra­di­cio­nes y de­vo­cio­nes en nues­tros bar­cos. Pe­ro, co­mo ejem­plo de las ci­ta­das, en la pe­ri­fe­ria sin fron­te­ras de los océa­nos, nues­tros mi­li­ta­res son un mo­de­lo de vir­tud y de va­lo­res es­pi­ri­tua­les, cul­tu­ra­les y ma­ri­nos en nues­tra Ar­ma­da es­pa­ño­la, ejem­plo de co­no­ci­mien­to cien­tí­fi­co de la na­tu­ra­le­za, va­lor gue­rre­ro y fe en Dios. A nues­tra Ar­ma­da es­pa­ño­la del Reino de Es­pa­ña, con una ora­ción por los hé­roes que nos pre­ce­die­ron, ho­nor y glo­ria en es­tas lí­neas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.