Los agus­ti­nos re­co­le­tos im­pli­can a alum­nos, pa­dres y pro­fe­so­res

ABC - Alfa y Omega - - España - F. O.

Los agus­ti­nos re­co­le­tos lle­van más de seis me­ses tra­ba­jan­do con un plan de pro­tec­ción de me­no­res –an­te aco­so es­co­lar, abu­sos se­xua­les, vio­len­cia…– que ha co­men­za­do su im­plan­ta­ción en los cen­tros edu­ca­ti­vos es­pa­ño­les y que más tar­de se ex­pan­di­rá por las dis­tin­tas obras agus­ti­nia­nas re­par­ti­das por to­do el mun­do. El ob­je­ti­vo es cla­ro: in­cen­ti­var en ca­da cen­tro una cul­tu­ra de la pro­tec­ción y del buen tra­to del me­nor y que en ca­da co­le­gio ha­ya un equi­po de per­so­nas que li­de­re e im­pul­sen la sen­si­bi­li­za­ción, la for­ma­ción y la im­ple­men­ta­ción de un sis­te­ma es­ta­ble. Co­mo se­ña­ló el pa­dre An­to­nio Ca­rrón, pre­si­den­te de Ar­co­res, la red so­li­da­ria de los agus­ti­nos re­co­le­tos, «no es so­lo una reac­ción a los ca­sos que se ha­yan po­di­do dar, sino una reac­ción proac­ti­va». Es­te plan se im­ple­men­ta­rá en to­dos los cen­tros edu­ca­ti­vos de la fa­mi­lia agus­tino re­co­le­ta en nues­tro país o, lo que es lo mis­mo, de él se be­ne­fi­cia­rán 9.000 alum­nos, 6.000 fa­mi­lias y 500 do­cen­tes.

Una de las prin­ci­pa­les apor­ta­cio­nes de es­te plan es la for­ma­ción, que se­rá obli­ga­to­ria pa­ra los pro­fe­so­res, per­so­nal ad­mi­nis­tra­ti­vo, alum­nos y fa­mi­lias, con ma­te­ria­les ela­bo­ra­dos se­gún las ne­ce­si­da­des de ca­da co­lec­ti­vo. Se ha­rá en for­ma de ta­lle­res im­par­ti­dos por aque­llos coor­di­na­do­res o pro­fe­so­res que han re­ci­bi­do la for­ma­ción ade­cua­da.

En el ca­so de los alum­nos, al­gu­nos cen­tros ya han rea­li­za­do al­gu­nos ta­lle­res. «Se tra­ta de em­po­de­rar a los alum­nos, que sean cons­cien­tes de los de­re­chos que tie­nen y que pue­dan le­van­tar la voz si tie­nen al­gún pro­ble­ma», apun­ta Lino Igle­sias, coor­di­na­dor del plan de pro­tec­ción. De he­cho, los agus­ti­nos re­co­le­tos quie­ren que es­te plan for­me par­te del cu­rrícu­lo edu­ca­ti­vo de sus cen­tros. En pa­ra­le­lo a los jó­ve­nes, sus pa­dres tam­bién si­guen una for­ma­ción es­pe­cí­fi­ca de mo­do que lue­go pue­dan ha­blar en­tre ellos.

Mu­chos de los diez cen­tros ya tie­nen crea­das es­truc­tu­ras de pro­tec­ción en el en­torno es­co­lar, es­to es, una comisión pa­ra la pro­tec­ción de me­no­res com­pues­ta por per­so­nal ad­mi­nis­tra­ti­vo, edu­ca­do­res, pa­dres y alum­nos, que es la res­pon­sa­ble de ga­ran­ti­zar el pleno uso por par­te de los me­no­res de sus de­re­chos, así co­mo de ga­ran­ti­zar su pro­tec­ción en to­do mo­men­to. Y pa­ra ello ar­ti­cu­la los pro­ce­di­mien­tos ne­ce­sa­rios pa­ra la conciencia­ción, pre­ven­ción y pro­tec­ción efec­ti­va a tra­vés de la de­tec­ción tem­pra­na de cual­quier po­si­ble pro­ble­ma y pa­ra es­ta­ble­cer me­ca­nis­mos. Ca­da comisión tie­ne un coor­di­na­dor al que se le re­quie­re for­ma­ción es­pe­cia­li­za­da. De he­cho, los que ya han si­do nom­bra­dos es­tán ha­cien­do una for­ma­ción im­par­ti­da por la Pon­ti­fi­cia Uni­ver­si­dad Gre­go­ria­na y su Cen­tro de Pro­tec­ción del Me­nor.

Bár­ba­ra Mo­ra es una de las coor­di­na­do­ras de es­te pro­yec­to, con­cre­ta­men­te en el Co­le­gio San­to To­más de Vi­lla­nue­va de Gra­na­da. En su cen­tro, los alum­nos ya han rea­li­za­do los dos ta­lle­res dis­po­ni­bles –uno so­bre los de­re­chos y ne­ce­si­da­des del me­no­res y otro so­bre el abu­so se­xual–. La con­clu­sión es cla­ra, tal y co­mo ma­ni­fies­ta a Al­fa y Ome­ga: «Hay que tra­ba­jar es­tos te­mas con los alum­nos por­que les lle­ga». An­tes de tra­ba­jar con los ni­ños, se ofre­ció a las fa­mi­lias una se­sión in­for­ma­ti­va pa­ra que su­pie­ran qué íba­mos a tra­ba­jar y la res­pues­ta tam­bién ha si­do «muy po­si­ti­va», igual que la de los pro­fe­so­res y del res­to de per­so­nal del cen­tro.

Isabel Gar­cía es­tá muy im­pli­ca­da en es­te pro­yec­to en el Co­le­gio San Agus­tín de Mo­tril (Gra­na­da). Ella ha tra­ba­ja­do los ma­te­ria­les con los alum­nos me­no­res de For­ma­ción Pro­fe­sio­nal y su ba­lan­ce tam­bién es bueno. «Te­mía que los alum­nos se lo to­ma­ran a pi­to­rreo, pe­ro me sor­pren­die­ron y se in­vo­lu­cra­ron mu­cho», aña­de en con­ver­sa­ción con es­te se­ma­na­rio. A raíz de es­tos ta­lle­res, sus alum­nos hi­cie­ron un ví­deo pa­ra pu­bli­car en re­des y die­ron a los alum­nos de Edu­ca­ción Se­cun­da­ria un ta­ller so­bre aco­so: qué era, qué no era o có­mo se ma­ni­fies­ta… Otros alum­nos es­tán tra­ba­jan­do en una en­cues­ta en­tre pro­fe­so­res y alum­nos so­bre si ha ha­bi­do y hay aco­so es­co­lar en el co­le­gio con el ob­je­ti­vo de pu­bli­car un in­for­me.

De aquí a no­viem­bre de 2019, el plan se­gui­rá ex­ten­dién­do­se –ca­da cen­tro eli­ge la for­ma y el rit­mo de im­plan­ta­ción–, mo­men­to en el que se ha­rá una au­di­to­ría pa­ra ana­li­zar los re­sul­ta­dos del pro­yec­to.

La regla de Ki­ko / Consejo de Eu­ro­pa

La Regla de Ki­ko es uno de los ma­te­ria­les uti­li­za­dos en los ta­lle­res

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.