Año/Cero : 2019-05-21

23 : 23 : 23

23

POR: LORENZO F. BUENO NUEVAS REVELACION­ES EL ADN DE LEONARDO DA VINCI… HIJO ILEGÍTIMO, POCO QUERIDO POR SUS COMPAÑEROS DE OFICIO, INCAPAZ DE TERMINAR UNA PINTURA A TIEMPO, BIPOLAR… Y 500 AÑOS DESPUÉS DE SU MUERTE ES CONSIDERAD­O UNA DE LAS MENTES MÁS BRILLANTES DE LA HISTORIA DE LA HUMANIDAD. Y AHORA LOS ESTUDIOS DEL PODRÍAN DESVELAR QUIÉN SE O SU POSIBLE ASCENDENCI­A LEONARDO DNA PROJECT MONALISA ESCONDE DETRÁS DE ESPAÑOLA… VEAMOS. H an pasado quinientos años de su muerte y sin embargo está más vivo que nunca. Su recuerdo, su obra, sus contradicc­iones y lo poco que sabemos de su persona han contribuid­o a que alrededor de Da Vinci todo surja como un descomunal misterio. Por no saber, todavía no se sabe ni cómo era. Tenemos en la retina el dibujo que se conserva en la Biblioteca Real de Turín, el del anciano con barba de tonos rojos sobre fondo amarillent­o, ese mismo que Hitler quiso obtener ya que le fascinaba el poder que se desprendía de aquella mirada, cuando, según los expertos, no es auténtico. Hace unas semanas conversaba de este asunto con el presentado­r de televisión y uno de los grandes expertos en este asunto, Christian Gálvez, y me decía que «la copia, porque primero aparece una copia de ese dibujo, es hallada en 1810 en un libro que se llama escrito por Giuseppe Bossi. El propio autor dice: «Yo creo que éste es Leonardo», porque al más puro estilo platónico se le ve con barba, vetusto… en fin, la imagen de la sabiduría. En 1839 aparece el supuesto original vendido por Giovanni Volpato, un conocido falsificad­or. Se lo vende a la casa de Saboya. En 1886 se hace un recuento en la Biblioteca Real de Turín y lo denominan ‘retrato de anciano a la sanguina’. No es Leonardo todavía. De hecho, no será hasta finales del XIX que se determina que sí es el genio toscano y se queda ya como iconografí­a oficial de Leonardo». Pero, ¿cómo era Leonardo? Hay un intenso debate entorno a esta cuestión, porque para muchos el verdadero rostro de Da Vinci se encuentra en uno de los cuadros más polémicos y a la vez enigmático­s del pintor italiano. Polémico, porque no todos se ponen de acuerdo a la hora de identifica­r en el mismo la autoría del maestro; enigmático, porque no fue hallado hasta el año 2008 y en unas circunstan­cias verdaderam­ente Del cenácolo di Leonardo, 23

© PressReader. All rights reserved.