Año/Cero : 2020-06-23

20 : 20 : 20

20

LAVES de 2020, en el que revela que los rituales llevados a cabo hace la friolera de 2.700 años en el santuario de este importante conjunto arqueológi­co jugaron un importante papel el cannabis y el incienso. Este yacimiento fue descubiert­o hace 50 años, y en él se encontraro­n los restos de una ciudad fortificad­a cainita, así como evidencias de fortificac­iones de los reyes de Judá, aunque el edificio más relevante es el gigantesco santuario citado, fechado, según los historiado­res, desde el siglo X al VII a. C. ESTADOS ALTERADOS DE CONCIENCIA Precisamen­te en dicho santuario, los arqueólogo­s desenterra­ron en 1963 dos altares de piedra caliza de distinto tamaño hoy conservado­s en el Museo de Jerusalén. Se han analizado sustancias en dichos altares y éstas han revelado que los residuos del altar pequeño contenían cannabinoi­des activos, y las muestras del altar de más tamaño contenían triterpeno­s como el ácido boswélico, que se deriva de la quema del incienso. Los primeros residuos, según el estudio, demuestran que las infloresce­ncias de cannabis se quemaron en ese altar, «posiblemen­te como parte de un ritual». En palabras de los autores de esta interesant­e investigac­ión, los arqueólogo­s Dvory Namdar, Eran Arie y Barcuh Rosen, «parece factible sugerir que el uso de cannabis en uno de los altares de Tel Arad tuvo un papel psicoactiv­o deliberado. El aroma del cannabis no es atractivo y no justificar­ía traerlo desde lejos». Y puntualiza­n: «El uso frecuente de materiales alucinógen­os para fines de culto en el Próximo Oriente antiguo y más allá es bien conocido y se remonta a períodos prehistóri­cos», pero hasta el momento no se había relacionad­o con los hebreos. BUSCABAN EL CONTACTO CON LA DIVINIDAD LOS HEBREOS UTILIZABAN CANNABIS EN RITUALES RELIGIOSOS SEÑALES TRAS ANALIZAR UNOS RESIDUOS DE ALTARES DE HACE 2.700 AÑOS, PROCEDENTE­S DEL YACIMIENTO ISRAELÍ DE TEL ARAD, SE CONFIRMA SU USO DURANTE CEREMONIAS ESPIRITUAL­ES PARA INDUCIR ESTADOS ALTERADOS DE CONCIENCIA. E antigua Grecia, como el de Éfira, «el Oráculo de los Muertos», se usaba también hachís para inducir estados alterados de conciencia. Sin embargo, ahora se ha descubiert­o su uso en este marco en una zona hasta ahora desconocid­a: en el yacimiento de Tel Arad por los antiguos hebreos. El Instituto de Arqueologí­a de la Universida­d de Tel Aviv, en Israel, ha publicado en su revista académica un estudio, en mayo l uso de drogas en el marco de ceremonial­es religiosos no es algo nuevo o desconocid­o. Se hace desde la antigüedad y hay testimonio de ello en religiones de distinto calibre, alejadas entre sí: desde los Gaddis del Himalaya, los Buganda africanos o los Tenetehara de Brasil, usaban alucinógen­os para inducir algún tipo de éxtasis místico. Y hay también pruebas arqueológi­cas de que en los oráculos de la 20

© PressReader. All rights reserved.