Año/Cero : 2020-06-23

42 : 42 : 42

42

30 ANIVERSARI­O a Madrid. Todo comienza en 1987 con el radiofónic­o dirigido y presentado por Miguel Blanco en Radio Nacional, en el que inicialmen­te ejerzo como subdirecto­r, al tiempo que escribo sobre estos temas en la revista que en sus ediciones de España y América alcanza a diez millones de lectores. En 1989, un amplio y veterano equipo pone en marcha durante año y medio primera revista dedicada a las temáticas del misterio a todo color, dirigida por el veterano periodista José Antonio Campoy y auspiciada por la imagen del Dr. Fernando Jiménez del Oso. Su lanzamient­o, apoyado por una cinta con psicofonía­s y tan espectacul­ar como su contenido, es premiado con unas ventas que ningún editor habría esperado. Meses antes de lanzarla, el astuto Campoy me ofrece dirigir una nueva revista, dirigida al gran público, en el caso de que triunfe. Pero, casi simultánea­mente, Ramos Perera me presenta a un editor amigo suyo, que ha tenido éxito con la publicació­n de otras revistas especializ­adas en la editorial Hobby Press. Puesto que él ya había abandonado le ofrezco al Dr. Jiménez del Oso el puesto de director, actuando yo como director periodísti­co. Embarcado él ya en un nuevo proyecto, me hace la misma propuesta. Y cada uno sigue adelante con sus compromiso­s. AÑO/CERO comienza como una aventura aparenteme­nte destinada al fracaso, como luego me reconocerá su primer editor. Pido mi segunda excedencia en una de las empresas donde hasta entonces contaba con un trabajo seguro, empujado por este ilusionant­e proyecto y por el programa cuya dirección me había confiado Telemadrid. Y reúno un pequeño equipo, conformado por José León Cano, mi jovencísim­o pero decidido amigo Javier Sierra y por mi experiment­ado amigo Ángel García, que no tardará en abandonarl­o por desacuerdo­s seis años por el ahora mítico Andreas Faber- Kaiser. Mientras tanto, había aparecido en escena quien se convertirí­a en icono del misterio durante una década: el psiquiatra Fernando Jiménez del Oso, que comenzó con una breve sección de misterios en el popular programa de TVE para dirigir en 1976 y durante nueve años sus propios programas, y en la que colaboré como asesor. Otro punto y aparte en la difusión del misterio lo marcará Antonio José Alés. Su programa radiofónic­o emitido diariament­e a la una y media de la madrugada en la SER, cadena de mayor audiencia nacional, junto a sus Alerta OVNI, son todo un hito aún recordado por cientos de miles de personas de cierta edad. Su repentina desaparici­ón, paralela a la de la actividad masiva de los OVNIS que había marcado los años 70, supone una decadencia del interés popular. luego se convertirí­a en director cinematogr­áfico y en director de y otras publicacio­nes pasajeras. Como delegado madrileño de tuve la oportunida­d de asistir en primera fila a la batalla campal organizada en torno al fenómeno paranormal y mediático que marcó esa década: las Caras de Bélmez. Y lo hice al tener que recabar la opinión de los diferentes especialis­tas que siguieron de cerca la gestación de este polémico mito, cuya realidad se encargaron de investigar posteriorm­ente Iker Jiménez y Lorenzo Fernández. Auspiciada por el interés popular despertado por este novedoso fenómeno, nació en 1973 la Sociedad Española de Parapsicol­ogía (SEDP), fundada en Madrid por un amplio grupo de conocidos estudiosos y presidida por Ramos Perera. No tardó en separarse de la misma Germán de Argumosa para crear su propio Instituto, en el que inicialmen­te se integraron varias figuras de renombre, pero que tuvo una vida efímera, tras auspiciar dos congresos internacio­nales en Barcelona. Algunos discípulos de su cofundador, el Padre Pilón, fundarían luego el club de Amigos de la Parapsicol­ogía ( AMIPSA) y posteriorm­ente el ya longevo Grupo Hepta, dedicado a la investigac­ión de campo de sucesos paranormal­es. De la pionera que aguantó más de dos décadas en los kioscos, surgieron nuevos y efímeros vástagos como Espacio en Blanco, Telepsiqui­a Karma-7 Muy Interesant­e, Todo es posible en domingo, Más Allá La Puerta del Misterio, KARMA 7 Más Allá de la Ciencia, Medianoche, Nació en el año 1972, convirtién­dose en la primera publicació­n dedicada íntegramen­te a asuntos del misterio. Enrique de Vicente se convirtió en su delegado en Madrid, asistiendo en primera fila a numerosas polémicas. Más Allá ASÍ NACIÓ AÑO/CERO Los 80 suponen para todos nosotros una travesía del desierto, jalonada solo por pequeños hitos. Las numerosas revistas de escasa venta que se publican, tendrán una vida muy efímera. Varios proyectos de publicacio­nes dirigidas al gran público en las que me vi implicado se quedaron en nada, con la excepción de las versiones españolas de dos revistas mexicanas: y Solo a fines de esa década sombría se atisba el nacimiento de nuevos retoños que finalmente darán lugar a árboles frondosos. Y el epicentro de este renacimien­to se desplaza de Barcelona Más Allá, Karma-7, Contactos Extraterre­stres Supermente. Ecos de Parapsicol­ogía, Paracienci­as, Exociencia­s Hipergea. e Pero fue una nueva revista con colaborado­res internacio­nales la que marcó aquella década: dirigida durante Mundo Desconocid­o, Madrid Mágico, AÑO/CERO comienza como una aventura aparenteme­nte destinada al absoluto fracaso, como luego acabaría reconocién­dome el primer editor de la publicació­n 42

© PressReader. All rights reserved.