Be­lén Ló­pez

La ac­triz presenta su pri­mer es­pec­tácu­lo mu­si­cal en­tre ami­gos.

AR - - SUMARIO -

Muy ín­ti­mo, personal y lleno de ar­te. Así es el pri­mer es­pec­tácu­lo mu­si­cal de una ac­triz que nos re­ci­be con el al­ma abierta de par en par pa­ra mos­trar­nos que tam­bién en su fa­ce­ta co­mo can­tan­te de­rro­cha ta­len­to. Ba­jo la di­rec­ción de Miguel del Ar­co, Be­lén Ló­pez se mues­tra tal y co­mo es: apa­sio­na­da, va­lien­te, ge­ne­ro­sa y con tan­ta ener­gía que des­bor­da el es­ce­na­rio. “Los es­pec­ta­do­res lo van a fli­par con su voz y, es­to lo pue­do ase­gu­rar, van a sa­lir del tea­tro con unas in­con­te­ni­bles ga­nas de vi­vir, ale­gres, por­que eso es lo que Be­lén irra­dia, aun­que es­té ca­lla­da”, di­ce Miguel.

Des­con­cier­to es, además de la an­te­sa­la del lan­za­mien­to de su pri­mer dis­co, una in­vi­ta­ción a com­par­tir emo­cio­nes y sen­ti­mien­tos: “Yo soy la an­fi­trio­na y el pú­bli­co se­rán mis ami­gos, mis in­vi­ta­dos pa­ra tran­si­tar con­mi­go por esos laberintos per­so­na­les que to­dos te­ne­mos, por­que com­par­ti­mos mu­cho más de lo que pen­sa­mos. La con­di­ción hu­ma­na es así de ma­ra­vi­llo­sa”, di­ce la ac­triz, que lle­va ges­tan­do des­de ha­ce más de una dé­ca­da es­te es­pec­tácu­lo que na­ce de una “pro­fun­da ne­ce­si­dad de ex­pre­sar to­dos y ca­da uno de los ele­men­tos que me han en­se­ña­do y me han ser­vi­do pa­ra desen­vol­ver­me en la vi­da y to­rear­la”.

Lo que em­pe­zó co­mo una aven­tu­ra personal se con­vir­tió po­co a po­co en una reunión de ami­gos. Mu­chos la acom­pa­ñan en el dis­co, y al­gu­nos se re­uni­rán con ella en el es­ce­na­rio. Ro­sa­rio Flo­res, Antonio Car­mo­na, Vi­cen­te Ami­go, Jor­ge Pardo e Inma Cues­ta son al­gu­nos de sus co­la­bo­ra­do­res, sin ol­vi­dar al gui­ta­rris­ta Añil Fer­nán­dez, di­rec­tor mu­si­cal de un show en el que la ac­triz ha com­pues­to gran par­te de los te­mas, co­mo

Bau­li­to, una can­ción que ha­bla sobre la ne­ce­si­dad de guar­dar las bue­nas sen­sa­cio­nes que te­ne­mos a lo lar­go de la vi­da pa­ra ti­rar de ellas cuan­do sea ne­ce­sa­rio. Además, y jun­to a sus te­mas, Be­lén in­ter­pre­ta­rá otros que pa­ra ella son muy im­por­tan­tes, co­mo Sing, de Tra­vis: “Yo, en los mo­men­tos más os­cu­ros de mi vi­da, can­to, por­que ha­cién­do­lo me en­cuen­tro mu­cho me­jor: can­tar me cen­tra, me co­lo­ca en otro si­tio del uni­ver­so. Ya sa­bes, quien can­ta su mal es­pan­ta. Por eso he ele­gi­do es­te te­ma, por­que ha­bla jus­ta­men­te de esa ne­ce­si­dad, de có­mo cuan­do can­tas sa­cas lo me­jor de ti pa­ra re­ga­lár­se­lo a los de­más y pa­ra es­tar me­jor. Una obli­ga­ción, por­que cuan­do es­ta­mos me­jor con no­so­tros mis­mos es­ta­mos me­jor con los de­más”. Una lec­ción inol­vi­da­ble. ‘Des­con­cier­to’, en el Tea­tro Ka­mi­kaz e, Ma­drid los días 24 y 25 de febrero.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.